Hace 40 años se recuperó el poder del voto

Abrazar y consolidar la democracia en el país

Es el sistema elegido para acceder a todos los derechos. Los avances y las deudas. Brindan su mirada Barrios Arrechea, Closs, Rovira, Passalacqua y Herrera Ahuad
domingo 29 de octubre de 2023 | 6:06hs.
Abrazar y consolidar  la democracia  en el país
Abrazar y consolidar la democracia en el país

Mañana, 30 de octubre, con las primeras luces del día, se recordarán los 40 años ininterrumpidos de restauración de la democracia en la Argentina. El 30 de octubre de 1983, los ciudadanos argentinos retomaron al poder del voto, uno de los tantos derechos arrebatados de manera abrupta y brutal por las Fuerzas Armadas.

El 24 de marzo de 1976, a través de un golpe de Estado, derrocaron al gobierno de Isabel Perón e instauraron en el país una cruel dictadura cívico-militar con sistemática violación de los derechos humanos. A lo largo de siete años de censura, persecución y terror, el régimen militar dejó 30 mil desaparecidos en todo el país y Misiones no fue la excepción, tal como se refleja en este informe. Fue uno de los peores golpes de Estado cívico-militares, de los seis que tuvo la Argentina durante el siglo XX.

La llegada de Alfonsín
Con la recuperación del voto los argentinos eligieron democráticamente como presidente de la Nación al doctor Raúl Ricardo Alfonsín y en Misiones como gobernador al médico Ricardo ‘Cacho’ Barrios Arrechea.

Entre las primeras acciones de Alfonsín se encuentran haber decretado -lo que sería uno de los hechos históricos más destacados-, el juicio a los miembros de las tres juntas militares que usurparon el poder y luego crear la Comisión Nacional sobre la Desaparición de Personas (Conadep), dando origen al informe Nunca Más, también conocido como el Informe Sábato, publicado en 1984. Forma parte de la memoria colectiva de lo que pasó.

A su vez, se resumen en este informe las gestiones de los seis mandatarios que llegaron a la Casa Rosada desde el retorno de la democracia. Luego de Alfonsín, fueron electos Carlos Menem, Fernando de la Rúa, Néstor Kirchner, Cristina Fernández, Mauricio Macri y Alberto Fernández.

A ellos deben sumarse los que completaron mandatos, como aquella sucesión de cambios en la crisis económica e institucional del 2001.

En Misiones escriben quienes administraron la provincia: Ricardo Barrios Arrechea, Maurice Closs, Carlos Rovira, Hugo Passalacqua y el actual mandatario Herrera Ahuad. Resaltan la importancia de esta fecha.

Recuperación de derechos
En el país se recordará mañana los 40 años de un proceso de recuperación de los principales derechos que gozan hoy todos los ciudadanos que viven en suelo argentino.

Muchos de estos derechos las nuevas generaciones los tienen naturalizados como respirar, desde el derecho a la vida, la libertad de expresión, la igualdad, la identidad, la seguridad. De hecho, el 75% de la población misionera nació en democracia.

El retorno de la democracia también permitió a miles de argentinos volver del exilio, como artistas, intelectuales, empresarios o simplemente ciudadanos perseguidos por opinar o pensar distinto.

De hecho, el ámbito educativo estuvo en la mira de la dictadura, cuya cúpula se encargada de determinar a quiénes perseguir, qué historia contar o cuáles temas prohibir.

A su vez, la educación pública fue uno de los ámbitos de resistencia y rebeldía al régimen.

Por eso, con el fin del sangriento periodo, comenzaban de nuevo a respetarse las bases institucionales, contempladas en la democracia, que está lejos de ser perfecta al registrar sus administradores avances y retrocesos. Pero claramente es el sistema político elegido por todos los argentinos y validada en cada elección.

Está claro que hay metas incumplidas, como aquella proclama de Alfonsín que es aún una gran deuda pendiente de que “con la democracia se come, se cura, se educa”. En la actualidad, la pobreza roza a casi la mitad de la población y el desempleo, sigue siendo un grave problema a resolver. Por lo tanto, el desafío fundamental es poner fin a la pobreza, como tantos gobernantes prometieron.

En el medio, también en cuatro décadas -como se verá-, se registraron serias crisis institucionales producto de rumbos económicos erróneos, como sucedió en el 2001 tras la renuncia de Fernando de la Rúa, cuando se sucedieron varios presidentes en apenas días por aplicación de la ley de acefalía.

Lo cierto es que recuperar la democracia costó mucha sangre y dolor a los argentinos. Implicó un enorme compromiso de los partidos políticos, organismos de derechos humanos, organizaciones sociales y movimientos obreros, entre otros importantes actores. Son además quienes permitieron conseguir y sostener innumerables derechos políticos, civiles y sociales. Argentina en tal sentido es un faro por haber consolidado derechos fundamentales o establecer modernas leyes como la del matrimonio igualitario.

Son algunas de las tantas razones de haber convertido cada 30 de octubre, como Día de la Restauración de la Democracia, declarado por la Ley 26.323 y que sirve, como en este caso, para recordar aquel gran desafío de los gobernantes y ciudadanos de luchar siempre por más derechos, cumplir y hacer cumplir la igualdad de oportunidades, desarrollo económico y una justa distribución de la riqueza. Para cada ciudadano que respira democracia esta fecha conlleva una oportunidad de reflexión de que la recuperación de las libertades que gozan hoy, no fue gratis, sino que costó miles de vidas, como se retrata en este informe.

Los hitos que marcaron a todos los mandatarios La economía, el talón de Aquiles de los gobiernos Con Alfonsín se refundó la democracia Julio César Humada en el recuerdo 20 años de progreso y 20 de retroceso Misiones: democracia y concordia Alfonso Arrechea repasa el retorno de la democracia 40 años de democracia Lo simple y lo complejo de la democracia El trayecto de Mario Losada en la política Una luz que se encendió en la adolescencia y no dejaré apagar “La memoria es el ejercicio de traer el pasado al presente, vital en la sociedad” Democracia afianzada y deudas pendientes De Tulo a Lalo Nuria Allou, de la detención ilegal al rol de Jueza penal Democracia y corrupción “Abrían la puerta de una patada y me apuntaban con sus armas largas” “¿Por qué papá está preso?”: una niñez avasallada y de sueños rotos Desafíos urgentes La mayoría de los misioneros nacieron en democracia

Temas de esta nota
¿Que opinión tenés sobre esta nota?