domingo 14 de abril de 2024
Nubes 26.7ºc | Posadas

El impulso de acciones solidarias también es parte de su identidad

Puerto Argentino, un semillero en el medio del yerbal

El club sampedrino se levantó gracias al impulso de una familia rural y hoy es el sostén deportivo y anímico para más de 150 jugadores de localidades aledañas

domingo 07 de enero de 2024 | 6:05hs.
Puerto Argentino, un semillero  en el medio del yerbal
El campo se levanta entre las plantaciones de la familia Álvez y es una verdadera pinturita. Foto: Carina Martínez
El campo se levanta entre las plantaciones de la familia Álvez y es una verdadera pinturita. Foto: Carina Martínez

Entre plantaciones de yerba mate se destaca un campo de juego con características únicas en la localidad de San Pedro, resultado del anhelo, trabajo voluntario y ganas de darle a la gurisada un espacio donde practicar el deporte que mueve multitudes y soñar en grande. El Club Social y Deportivo Puerto Argentino alberga a más de 150 jugadores, entre varones y mujeres, de distintas categorías que con unidad y sentido de pertenencia lo ven crecer día a día.

El sueño de un club nació hace poco más de tres años y tiene como protagonista a Ramón “Ruli” Álvez y su familia, quienes se pusieron la 10 para hacer realidad el sueño de cientos de jugadores: contar con un espacio donde jugar a la pelota y hacerlo cada día más cerca a los niveles profesionales. Fueron años de mucho trabajo, de trámites administrativos que llevaron más de 18 meses y una inversión importante. De manera simultánea obtuvieron grandes logros en cuanto a infraestructura.

Ruli y su familia se dedican a la agricultura, son productores de yerba, cultivos anuales y cuentan con un pequeño emprendimiento, que en su conjunto les permite subsistir. Pese a lo laborioso que resulta la chacra, dedican horas y horas en mantener el predio, que ocupa una hectárea y media de su propiedad, la cual donaron para construir la cancha, a la fecha la superficie legalmente fue subdividida y en papeles pertenece al club, que de no ser por noble gesto resultaría casi imposible conseguir y adquirir un espacio para tal fin.

Desde que el proyecto comenzó a gestarse fue necesario el acompañamiento de vecinos. Se sumaron muchas personas, de la zona urbana, de otras colonias e incluso de localidades vecinas, todas aportando para mejorar la infraestructura del predio y que cada jugador y jugadora tenga un lugar con las condiciones óptimas.

Pero sostener un club no resulta para nada sencillo. La motivación nace del resultado que obtienen junto al compromiso que pone cada jugador y familia, tal como lo reconoció Ramón Álvez. “Hay momentos difíciles, son horas y estar enfocados el 100% a esto de manera voluntaria. Gracias a Dios la gente responde. La idea es que cada jugador defienda al club como suyo, ven y valoran el esfuerzo que se hace. La familia es mi pilar, sin el apoyo de mi esposa, mi hijo y mi nena, nada de esto sería posible”, remarcó.

En estos años lograron un campo de juego en perfectas condiciones con césped natural, sanitarios, espacio para banco de suplentes, bancos para la hinchada, cerco perimetral y una de las únicas en la localidad en disponer de iluminación. Para el club significa crecimiento y desarrollo ya que muchos de los jugadores no disponían de tiempo para entrenar durante el día; ahora pueden hacerlo hasta las 22 o 23.

Formativas

El cuidado de los jugadores es uno de los principales objetivos. Para esta tarea cuentan con el trabajo de tres profesores de educación física y para este año pretenden conseguir una persona capacitada para trabajar con el equipo femenino, último en formarse en el club.

Sobre el trabajo de entrenamiento, Ruli detalló que “en el plantel de primera tenemos dos profesionales, en la sub 16 tenemos un profesor, hoy estamos gestionando un profesor para el equipo femenino y este año queremos tener una persona capacitada para que también las mujeres mejoren y tengan un mejor nivel”.

“Valoramos mucho los entrenamientos, los avances son notables tanto en el desempeño de cada jugador como en la disciplina. Apuntamos a la formación de esos valores, que hagan fútbol y sean personas de bien dentro de la comunidad”, agregó.

Lo mencionado por el presidente del club se puso en evidencia durante semanas atrás cuando como un hecho histórico se disputó la final del torneo del Nordeste en la cancha del club, ocasión en la que las familias e integrantes de otros clubes felicitaron y destacaron el comportamiento, compromiso y predisposición de los jugadores, dentro y fuera de la cancha.

En esa misma línea, sobre todo en lo que respecta las inferiores, uno de los trabajos que realizan los profesionales tiene que ver con generar conciencia sobre las adicciones, la transmisión de conocimientos e información. Esta tarea pone en relevancia la importancia y el impacto positivo de un club social y deportivo en la comunidad, más teniendo en cuenta que en la zona rural son nulos los espacios de esta índole.

“Muchas veces vemos con enorme tristeza e indignación a chicos de 12 o 13 años con problemas de adicción. Considero que este tipo de espacios ayudan a que tengan una meta, un sueño y no piensen en ir por ese lado”, señaló Alvez.

El club cuenta con equipo en la categoría sub 10, sub 12, sub 14, sub 16, primera división y un equipo femenino de primera división. Cada plantel está compuesto por un mínimo de 30 jugadores que provienen de distintos puntos de la localidad.

Este año tienen planificado construir las gradas para la tribuna, vestuarios, conseguir una persona capacitada para realizar un correcto mantenimiento del predio y van en camino a conseguir la aprobación del Plan de Contingencia, y con ello poder gestionar recursos económicos para ampliar las mejoras de infraestructura.

Lograr ayuda económica resulta necesaria ya que la institución se sustenta gracias al aporte de cada jugador. En numerosas ocasiones realizan ventas de pollo, asado y son los chicos quienes se encargan de la venta o bien, dependiendo la ocasión desde la comisión se les transmite a los jugadores las necesidades y cada uno aporta lo que está a su alcance.

Desde el club, además de todo lo que envuelve la cuestión deportiva, impulsan acciones solidarias con las que demuestran empatía y compromiso con la comunidad. En una ocasión asistieron a una familia que perdió todo tras el incendio de su vivienda y durante la crecida del río Uruguay que afectó a El Soberbio, juntaron y llevaron alimentos no perecederos.

 

Informe de domingo

Una resistencia colectiva ante tanto mercado

Club 1º de Mayo: el lugar elegido por más de 90 familias

Hoy cuenta con 400 chicos en inferiores

La familia es marca registrada en Aguará

El club de barrio que alivia las carencias y los peligros cotidianos

De casi quedarse sin predio a reactivar la actividad deportiva

Temas de esta nota

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias