miércoles 27 de octubre de 2021
Cielo claro 21ºc | Posadas

Entrevista a la bióloga Karina Schiaffino, investigadora de la Fundación Vida Silvestre

Cazadores versus yaguaretés: la competencia desleal y los riesgos

Alertó que la caza no sólo empobrece ecosistemas, sino que deja sin alimentos al felino emblema de Misiones. La incidencia de la pandemia y más precisiones

domingo 21 de marzo de 2021 | 6:05hs.
Cazadores versus yaguaretés: la competencia desleal y los riesgos
Schiaffino es bióloga y especialista en Áreas Protegidas.
Schiaffino es bióloga y especialista en Áreas Protegidas.

La licenciada en Biología Karina Schiaffino es especialista en Áreas Protegidas y trabaja en la delegación de la Fundación Vida Silvestre en la ciudad de Puerto Iguazú. Dialogó con El Territorio sobre la caza furtiva en la provincia de Misiones: “La caza de animales silvestres está prohibida en toda la provincia de Misiones. Esta actividad ilegal creció mucho en los primeros meses de pandemia del año pasado por la ausencia del control de los guardaparques, las especies más cazadas son el principal alimento del yaguareté”, contó.

La licenciada Schiaffino también adelantó que está en marcha un estudio que busca trazar un perfil del cazador furtivo de Misiones para conocer esa realidad y poder erradicarla: “Sabemos que en general lo hacen por recreación y no por subsistencia. Son personas de la provincia o de la región cercana de Brasil o Paraguay. No se trata de gente que viene de lejos. Son lugareños”.

¿Cuál es la situación actual de la caza furtiva en Misiones?

La caza furtiva es una de las principales amenazas que sufren hoy las áreas protegidas de Misiones y es una realidad con la que se enfrentan constantemente los guardaparques o cuidadores de las reservas. A veces puede estar el monte en pie pero con ausencia de animales, que además de empobrecer ese ecosistema, si se sigue perpetuando en el tiempo,  se puede llegar a la extinción de algunas especies.

¿Qué es un área protegida?

Es un espacio dedicado a la conservación de los servicios ambientales y de la biodiversidad. En Misiones pueden estar bajo el título de reservas o de parques nacionales, provinciales o municipales. Algunos pueden estar bajo gestión estatal o también privada. Y en esos espacios está prohibida la caza de especies. En Misiones está prohibida la caza de animales silvestres no sólo en estas áreas protegidas sino en toda la provincia.

¿Cuáles son las especies que habitan áreas protegidas de Misiones y son presas de la caza furtiva?

El pecarí de collar, pecarí labiado, tapir, venado grande, venado chico,  paca, coatí, agutí, pava de monte, yacutinga, tatú y el carpincho. Algunas de esas especies constituyen parte de la dieta básica del yaguareté. Es decir, esos animales buscados por los cazadores son las presas que necesita el yaguareté para alimentarse. 

Daño doble entonces porque se caza ilegalmente y además se atenta contra la alimentación natural del yaguareté...

Así es, porque esos animales constituyen la fuente de alimentación de nuestra especie emblema en materia de conservación, que es el yaguareté. Hay una competencia directa entre los cazadores furtivos y el yaguareté por las mismas presas. Podríamos decir una competencia absolutamente desleal, porque la caza está prohibida y porque el yaguareté necesita alimentarse para vivir y salir del peligro de extinción en el que se encuentra.

¿Hay estudios que muestran esta amenaza para el yaguareté?

Si hay evidencia que muestra que la densidad poblacional del yaguareté disminuye a medida que avanza la caza furtiva de sus presas. Nosotros tenemos estudios que demuestran que esta cacería ilegal es uno de los motivos que más afectan a la población de felinos.

¿Cuál es el perfil del cazador furtivo de Misiones?

Justamente, estamos trabajando en un estudio con apoyo desde la Antropología, en el que buscamos caracterizar ese perfil. En base al trabajo de tantos años en la provincia y a nuestro diálogo constante con los guardaparques, empezamos esta tarea. Sabemos que en general la caza que se da es por motivos recreacionales, es decir, no es gente que caza para comer o para llenar la olla como se dice popularmente.Es una actividad basada más en cuestiones culturales de salir a cazar como actividad deportiva. También se dan casos de personas de extrema pobreza con fines de subsistencia,  pero son los menos. Es gente de la provincia o de la región. No vienen desde lejos. Muchos vienen de países vecinos como Brasil o Paraguay. Sabemos que hay un comercio ilegal transfronterizo de carne de monte, que surge de esta cacería furtiva. Hay comercios en la frontera de Brasil que pagan muy bien por esta carne y por eso puede haber misioneros que se vean tentados a este delito.

¿Qué tipo de armas utilizan para la caza furtiva?

En general son armas de fuego tipo rifles. También usan una trampa que la denominan ‘cazasolo’ y que es de fabricación casera,  que dejan preparada de tal manera que cuando pasa un animal se dispara. Se trata de algo muy peligroso porque puede matar a un animal y lastimar gravemente a una persona que esté haciendo control o vigilancia y pase por allí. 

¿Cuál es la estadística de la cantidad de animales que son presa de la caza furtiva en Misiones?

No tenemos esa información. Pero sabemos que en el 70% de los patrullajes que hacen los guardaparques encuentran evidencias de que hubo cacería. Un 30% de esos recorridos y patrullajes produce detención de personas por esos ilícitos. Encontrar a esas personas en el medio de la selva es muy difícil. Como buscar una aguja en un pajar. Pero se sabe que la presencia contínua y periódica de los guardaparques en el territorio ayuda muchísimo porque ellos saben que se trata de un ilícito y no se quieren arriesgar.

¿Cuál es la región de Misiones donde ocurren mayormente estos delitos?

Los departamentos donde se labran la mayor cantidad de actas de infracción por caza furtiva son Iguazú, General Belgrano, San Pedro y Guaraní. Es decir, toda la zona Norte y Centro Este, que es la zona de Biósfera de Yabotí.

¿Cuál es la legislación que rige en Misiones para evitar la caza furtiva?

En Misiones rige la Ley de Fauna 16 número 11 que establece la prohibición de la caza en todos los departamentos del Norte de la provincia y sólo permite la caza de palomas, perdices y liebres en la zona Sur de Misiones. Pero en el año 2018, el Ministerio de Ecología emitió la resolución número 246 que suspende todo tipo de caza en la provincia, tanto caza menor como mayor e incluso la caza  de especies exóticas que también se denomina caza para control.

¿Qué pasó durante la pandemia en materia de caza furtiva en Misiones?

A partir de marzo del 2020 con la declaración de las primeras cuarentenas y la prohibición de circulación, se incrementó bastante la caza ilegal, debido a que los guardaparques y gente que trabaja en estas áreas estuvo impedida de trabajar. Y luego sí entraron como trabajadores esenciales pero no había transporte público de pasajeros y muchos no podían llegar a sus lugares de trabajo. Ahí pudimos notar un aumento exponencial de esta actividad ilegal en parques y reservas. Fue como que quedó una zona liberada para la caza furtiva.

¿Puede ser que en algunos lugares del país se permita la caza de alguna especie cuando representa una plaga para el ecosistema?

Sí. Algunas jurisdicciones permiten la caza cuando se trata de especies exóticas que fueron introducidas en un ambiente determinado y generan un desequilibrio de ese sistema, por las enfermedades que traen, porque dejan sin alimento a otras especies nativas, porque dañan el suelo o producen alteraciones que dañan el hábitat. Un ejemplo de eso son los castores en la provincia de Tierra del Fuego o el jabalí o chancho silvestre que está extendido nivel nacional y representa un gran problema porque tiene una alta tasa de reproducción, es sumamente invasor, daña el suelo porque al cavar la tierra evita que crezca gran parte de la vegetación  y provoca serios problemas ambientales que hacen necesario su control.

¿En Misiones hay alguna especie animal que pueda considerarse como invasora o exótica?

En Misiones se detectó la presencia del ciervo axis en la reserva de biósfera Yabotí. Estimamos que viene de Brasil. Se trata de hallazgos recientes y creo que aún no hay estudios orientados a saber cuál es el impacto de esta especie invasora en el ecosistema local. Pero, al ampliar la mirada al impacto que generaron en otros lugares, podemos predecir que los ciervos nativos, como los venados grandes o pardos y venados chicos  podrían ser las especies amenazadas por la llegada de los ciervos axis.

 

Informe de domingo

Tras los pasos del peor depredador

De trillo en trillo, la ardua búsqueda de cazadores en la selva misionera

Cazadores versus yaguaretés: la competencia desleal y los riesgos

“Es importante que los guardaparques estén bien equipados y con todas las garantías operativas”

Defensa del Medio Ambiente, balance a un año de su creación

Temas de esta nota

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%