martes 18 de enero de 2022
Cielo claro 33.7ºc | Posadas

En base a las estadísticas sanitarias de la provincia

Las patologías del sistema circulatorio, principal causa de muerte en Misiones

Aparecen en personas mayores de 45 años y la que más prevalencia tiene es la enfermedad coronaria, que causa infarto de miocardio, explicó un especialista

jueves 09 de diciembre de 2021 | 5:30hs.
Salud
La mayor prevalencia se da en personas mayores de 45 años, la mayoría son hombres.
La mayor prevalencia se da en personas mayores de 45 años, la mayoría son hombres.

Las enfermedades del sistema circulatorio son las que más muertes causan en Misiones. Sin embargo, la situación no se reduce a la provincia y este es el primer motivo de fallecimientos en la mayoría de los países desarrollados del mundo. Las causas se explican por múltiples factores entre los que se encuentran hábitos de vida poco saludables, antecedentes familiares y poco o nulo control de factores de riesgo que predisponen a tener enfermedades del corazón.

Según el último informe ‘Mortalidad General por Causas Seleccionadas’ de la provincia, el año pasado fallecieron 7.126 personas, de las cuales 6.941 tenían más de 1 año de vida y el resto no superaba esa edad.

El mismo documento sostiene que del total de muertes que hubo el año pasado, el 34,14% (2.434) fueron por enfermedades del sistema circulatorio y de ese total, 1.308 fallecidos fueron hombres, es decir, más de la mitad.

En segundo lugar aparece el cáncer, terceras las enfermedades respiratorias y cuartos los accidentes de tránsito y suicidios.

Para conocer sobre qué factores llevan a tener esos índices tan elevados, El Territorio dialogó con Mariano Olmedo, médico cardiólogo especialista en prevención cardiovascular.

Explicó que en los países desarrollados las patologías cardiovasculares, el cáncer, y los accidentes de tránsito son las que provocan más muertes.En los países menos desarrollados usualmente hay más prevalencia de enfermedades infecciosas, que son tratables pero las personas no tienen recursos.

“En Argentina, al ser un país en vías de desarrollo, tenemos una mortalidad bastante elevada por enfermedades infectocontagiosas, pero la enfermedad cardiovascular y el cáncer son las que se llevan la mayor mortalidad”, señaló.

Olmedo comentó que las enfermedades del corazón por lo general aparecen en personas mayores de 45 años y de esta, la que más prevalencia tiene, es la enfermedad coronaria, es decir, la enfermedad de las arterias del corazón que son las que causan el infarto de miocardio; seguido por el accidente cerebrovascular.

“Además, hay algunas enfermedades que a su vez son factores de riesgo para tener otras enfermedades. Ahí encontramos a la hipertensión y la diabetes, que por sí sola no tienen mortalidad sino que matan a través del desarrollo de otras patologías como son estas: la coronaria y la cerebrovascular”, dijo.

“Las arterias del corazón, al igual que las del cerebro, las piernas y los riñones se enferman todas por factores de riesgo que son situaciones que cuando están presentes hacen que de manera más fácil se desarrollen enfermedades arteriales, en cualquiera de ellas”, detalló.

Esos factores de riesgo pueden ser modificables o no. “Entre los que no se pueden modificar están el envejecimiento natural de la arteria, los pacientes mayores de 50 años tienen más predisposición de tener enfermedad cardiovascular; el sexo, los hombres usualmnete desarrollan enfermedad vascular antes de tiempo porque la mujer, por los estrógenos, hasta la menopausia está más protegida de desarrollar enfermedad cardiovascular”, precisó.

Entre los factores que sí se pueden modificar están el tabaquismo, la hipertensión arterial, la diabetes y el colesterol alto.

“Allí uno puede intervenir y modificarlos, en el tabaquismo uno puede intervenir y lograr la cesación tabáquica, en el sobrepeso se puede tratar que el paciente baje de peso, en el colesterol con alguna terapéutica se pueden  disminuir los niveles y en la hipertensión y la diabetes con un tratamiento se puede mejorar el control de la enfermedad. Si bien no se la puede hacer desaparecer porque son enfermedades crónicas que no se curan, se pueden tratar y mejorar para evitar la aparición de estas otras complicaciones derivadas de la enfermedad de la arteria”, agregó el profesional de la salud.

Seguir el tratamiento indicado

Una de las mayores complicaciones es que la persona que tiene factores de riesgo como sobrepeso, diabetes, colesterol alto o hipertensión siga con los tratamientos para poder evitar o posponer el desarrollo de enfermedad cardiovascular.

“Los pacientes que ya tuvieron un infarto o un accidente cerebrovascular (ACV) saben que están enfermos y es más fácil lograr la adherencia al tratamiento. Después están los pacientes que están en riesgo de tener una enfermedad por tener factores de riesgo. Ahí hacemos prevención, pero con este paciente es más difícil lograr que se adhiera al tratamiento porque es un paciente que se percibe sano”, indicó.

Y siguió: “Cree que está sano aunque tiene una condición que lo predispone a que esté más enfermo en el futuro, por ejemplo colesterol elevado. Como no siente nada, es algo asintomático, la persona se percibe sana y es más difícil que logre la adherencia al tratamiento. De todas maneras ahí está mi trabajo, como especialista en prevención, de tratar que el paciente entienda por qué está en riesgo, cuál es el riesgo y que muchas veces aún percibiéndose sano debe tomar alguna medicación para su tratamiento”.

Consultado sobre a qué cree que se debe que haya índices tan elevados de fallecimientos por estas causas, sostuvo: “Creo que falta un poco de difusión de que uno puede tener factores de riesgo cardiovasculares asintomáticos, se puede percibir que está sano y no estarlo. El sobrepeso es lo más habitual, el paciente con sobrepeso se percibe sano y muchas veces uno le hace un control y tiene alteraciones del azúcar, colesterol, presión alta. El paciente con más de 40 años, sobrepeso y antecedentes familiares de haber tenido enfermedad cardiovascular en la familia, o diabetes, o que fuma es el paciente que debería controlarse, porque aún percibiéndose sano puede estar en riesgo de sufrir una enfermedad cardiovascular en el corto plazo”.

Por otro lado, destacó que antes el tabaquismo en los jóvenes era uno de los principales factores de riesgo. “Hoy eso cada vez se ve menos, pero está creciendo el sobrepeso y el sedentarismo. Esas dos cosas son las que más vemos como factor de riesgo en los jóvenes y si bien la enfermedad cardiovascular tarda en desarrollarse, la hipertensión y la diabetes empiezan a desarrollarse antes en esas personas con sobrepeso”, finalizó.

Proyectan que seguirán en aumento

Las enfermedades no transmisibles (ENT), tales como cáncer, diabetes, afecciones cardiovasculares o respiratorias crónicas, son para la Organización Panamericana de la Salud (OPS) responsables de casi cuatro de cada cinco muertes en la región de las Américas, y prevé su incremento en las próximas décadas.

“Argentina y Misiones no escapan a esta realidad, en las cuales la carga de mortalidad por estas patologías se encuentra cercana o por encima del 60%. En función de ello, se desplegaron diferentes iniciativas, nacionales y provinciales para la promoción de hábitos saludables y prevención de las ENT como la iniciativa ‘Menos sal más vida’ para reducir el consumo de sodio, las normas para el control del tabaco, los programas de actividad física y pausas activas y los manuales para generar lugares de trabajo y otros ámbitos saludables”, destacan desde el Ministerio de Salud de Misiones.

“A nivel provincial, múltiples programas se implementan en el mismo sentido como el Programa Nacional de Control de Tabaco, el Programa Provincial de Control de Diabetes, Sumar, Redes y Proteger”, agregan desde la cartera sanitaria.

Temas de esta nota

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Ultimas noticias