martes 15 de junio de 2021
Niebla 15.7ºc | Posadas

Los precios aumentaron hasta 45% de un año al otro

Doble envión a la venta de ropa de invierno

Abrigos livianos y económicos, lo más buscado en locales posadeños. Hay fuertes expectativas de ventas. Advierten por faltantes de artículos premium, de hasta 30.000 pesos

viernes 07 de mayo de 2021 | 6:08hs.
Doble envión a  la venta de ropa de invierno
Las bajas temperaturas que se registran desde el martes y el cierre de fronteras por el Covid impulsan con fuerza en la provincia la demanda de ropa de abrigo.
Las bajas temperaturas que se registran desde el martes y el cierre de fronteras por el Covid impulsan con fuerza en la provincia la demanda de ropa de abrigo.

El escenario económico tuvo grandes modificaciones a raíz de la pandemia del coronavirus, y en Misiones buena parte de los sectores se vieron favorecidos producto del cierre de fronteras, entre ellos, el de indumentaria. Previo a la medida sanitaria, buena parte de las compras se efectuaban en Brasil y Paraguay producto de la diferencia de precios.

Con ya catorce meses de fronteras cerradas, el sector mantiene fuertes expectativas y proyectan una buena demanda para los próximos días y lo que resta del año. Las bajas temperaturas que comenzaron a registrarse desde el martes incidieron en la búsqueda de ropa acorde para paliar las bajas de temperaturas. Ayer, Misiones registró su temperatura más baja en lo que va del año (12º en Posadas).

A la suba de los pedidos y consultas, también lo hicieron los precios de las prendas, hasta un 45% más respecto de mayo de 2020. El importe de las camperas, por ejemplo, se inicia desde los 3.500 pesos y puede alcanzar hasta los 15.000 pesos si es un modelo premium; igual que los sweaters, que promedian los 3.500 pesos. El incremento es significativo luego de que entre finales de 2019 y parte del 2020 no se registraran cambios. Y en este contexto, los comercios apelan a las ofertas para incentivar el consumo y vender así el stock de temporada. Respecto del abastecimiento, aseguran que hay complicaciones con la importación y para conseguir telas para la producción, como ocurre en Puerto Iguazú y San Pedro, comunas que registraron un incremento en los pedidos en el rubro (ver Aumentaron pedidos...).

Pese a ello, el sector de la indumentaria misionera mantiene múltiples expectativas, con un incremento en los pedidos para el resto del año, que coincide con un escenario nacional similar (ver Fuertes expectativas...).

Pedidos en ascenso

El empresario Diego Palombo, del local The New Imagen, manifestó que desde el sector “este año estamos a la búsqueda de muchas ofertas. Las fábricas en Buenos Aires tienen mucha mercadería en stock, estamos tras esas ofertas como para poder ofrecer  esos productos”, destacó.

En este punto, señaló que el cierre de las fronteras con Paraguay y Brasil resultó beneficioso para los negocios por la concentración local de la demanda que representa “una situación donde hay que aprovechar la venta, no pasarse de rosca en los precios. A la gente hay que darle los mejores beneficios, precios y financiación. Para ello, hay que estar atentos a la demanda, la gente pide mucha mercadería”.

Por su parte, Jorge Campóo, del comercio Aloha Shop, contó a El Territorio que “este año la demanda es normal pero siguen cerradas las fronteras. Hay stock en general. Está activada la venta de calzado y de ropas de la temporada”.

Indicó que uno de los principales inconvenientes que persiste es en la reposición de artículos importados de firmas globales.

“Desde mayo del año pasado hubo un salto importante, con una duplicación en las ventas. Diciembre fue un buen mes. Empezó tranquilo, y ahora vuelve a haber movimiento con los pedidos de ropa de marca para el invierno y por el cierre de fronteras. Si no estuviese el cierre, sería un momento muy malo para la economía local”, dijo.

Valor en alza

Comparado con el año pasado, la vestimenta según el artículo y la marca tuvieron un incremento de hasta el 45%, arrojó Palombo. En efecto, “la gente averigua precios, sale a hacer una recorrida previa para tener un parámetro de con qué se va a encontrar”.

Con los primeros días frescos del 2021, las primeras compras “pasan por el abrigo más liviano, apuntan a los buzos de frisa, camperas livianas de gabardina, jeans. Es amplio el abanico, pero empiezan por prendas livianas antes que camperas pesadas”, enfatizó el empresario posadeño.

En la misma línea se expresó Campóo: “La gente busca qué producto comprar. Remeras, buzos y abrigos livianos son los que se están buscando y comprando por el precio. Lo mismo con las zapatillas deportivas es lo que más se busca, de modelos estándares en general, porque los modelos premium hay poca disponibilidad y sale caro. Por ejemplo, una campera abrigada impermeable está por encima de los 15.000 pesos”.

En cuanto a los precios, varían dependiendo del local y el producto. En una recorrida que realizó este medio ayer en el centro posadeño se observaron algunos precios: Las remeras mangas cortas y largas oscilan entre los 990 y hasta 1.800 pesos según la marca.

Respecto de las camperas de segunda colección se consiguen a 2.500 pesos. En otros casos, el valor promedia entre los 3.500 y 7.000 pesos para el caso de los livianos. Los más gruesos y de marcas premium van de 10.000 a 15.000 pesos. Incluso, en un caso de una firma reconocida, se vende a 30.000 pesos.

Los buzos de frisa y lana, desde los 2.000 y hasta los 4.800 pesos -la marca más costosa-. Los jeans, en cambio, parten entre los 3.000 pesos y llegan hasta los 6.000.

En otros casos apelan a las promociones, en el afán de incentivar la compra: camperas a 2.500 pesos, jeans por 1.500 pesos, sweaters al mismo precio. Y un conjunto de jean y camisa, a 3.000 pesos. Se suma las rebajas del 50% en la compra de una segunda unidad.


Fuertes expectativas en ventas

La Fundación Pro Tejer realizó una encuesta cualitativa a empresas de la cadena textil y confección para conocer cómo fue su evolución durante el 2020 y cuáles son sus perspectivas para el 2021. En este marco, la mayoría de las compañías coincidieron en que si bien 2020 fue un año duro para el sector debido a las consecuencias de la pandemia, las expectativas de la cadena sobre la dinámica del 2021 resultan positivas.

En este marco, 83,3% de las empresas encuestadas estimaron que sus ventas se incrementarán durante el 2021. Asimismo, un 32% manifestó que logrará exportar mientras que un 66,7% considera que incrementará sus ventas al exterior.

Se resalta que el 56% de las empresas coinciden en que ampliarán su capacidad instalada permitiendo mayores volúmenes de producción mientras que el 91% de las firmas planea mantener o ampliar el empleo durante el 2021.


Los precios de las prendas

Remeras
Las remeras, tanto de mangas cortas como largas, los precios actuales en Posadas comienzan en 990 pesos y llegan a costar hasta 1.800 pesos según la marca.

Buzos
Representa uno de los artículos más solicitados. Dependiendo el local y el tipo de material (lana o algodón), el valor en general es de 2.000, 3.500 y hasta 4.800 pesos.

Jeans
Si bien es un producto demandado indistintamente de la temporada, los precios actuales en los comercios posadeños rondan entre los 3.000 y los 6.000 pesos.

Camperas
Los de tipo más liviano cuestan entre 3.500 y 7.000 pesos. Las camperas más gruesas rondan entre 10.000 y 15.000 pesos. Incluso, de una marca premium llega a los 30.000 pesos.

 

Nota relacinada

Aumentaron pedidos de uniformes pero señalan faltante de telas

Temas de esta nota

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias