viernes 07 de octubre de 2022
Muy nuboso 22.7ºc | Posadas

Hay dos detenidos

Hallan a las dos amigas que habían desaparecido

Yaquelín L. (15) y Luciana A. (15) fueron localizadas en El Soberbio y en Panambí, respectivamente. Dos jóvenes mayores de edad quedaron detenidos por estupro

viernes 12 de agosto de 2022 | 6:05hs.
Hallan a las dos amigas que habían desaparecido
Los mayores de edad que se encontraban con las adolescentes quedaron detenidos por el delito de estupro.
Los mayores de edad que se encontraban con las adolescentes quedaron detenidos por el delito de estupro.

Las dos jóvenes oriundas de Santa Ana desaparecidas, una desde hace un mes y la otra desde el martes 2, fueron halladas en distintos puntos de la provincia, en Panambí y en El Soberbio respectivamente.

Los hombres mayores de edad que se encontraban con ellas quedaron detenidos por estupro.

Por un lado, Yaquelín Noelia L. (15) fue ubicada él miércoles por la tarde en el kilómetro 18 de la ruta provincial 13 de El Soberbio en compañía de un joven de 20 años, identificado como Eliseo, quien quedó a disposición de la Justicia.

Según consignaron fuentes policiales, en el marco de la búsqueda de Yaquelin los agentes de la Comisaría de la Mujer de El Soberbio, tras haber recaudado datos puntuales, establecieron que la adolescente se encontraría en el sitio sobre la arteria provincial en la vivienda del joven mencionado. 

Al llegar al lugar, por orden del Juzgado de Instrucción Tres de Posadas, resguardaron a Yaquelin y demoraron al implicado, además incautaron dos teléfonos celulares para su peritaje.

Finalmente, el detenido quedó alojado en la dependencia policial donde se le notificó el motivo de su detención por “estupro”, es decir, por aprovecharse de la inmadurez sexual de la menor, donde probablemente hubo una seducción por lo que la relación no se da de forma forzada sino consentida pero en un consentimiento que la ley estima completamente viciado.

En cuanto a la joven, fue resguardada en la Comisaría de la Mujer y posteriormente entregada a sus familiares luego de haberse ausentado de su hogar el martes 2, cerca de las 12.10 del mediodía. Horario en el que usualmente salía con destino a la escuela pero que en aquella oportunidad no había llegado a la institución.

La familia radicó la denuncia en la Comisaría de la Mujer esa misma tarde pero tras cuatro días de ausencia decidieron realizar una movilización frente a la sede policial por la falta de respuestas.

Luego de una semana la muchacha fue hallada “sana y salva”, según expresó la hermana de la adolescente, Gisela, a El Territorio. Al tiempo, comentó que la joven se encuentra angustiada y muy reservada porque se arrepintió de haber tomado la decisión de irse y no avisar dónde se encontraba.

La entrevistada comentó que no quieren presionar a la muchacha para que hable y por ello esperan a que, a su tiempo, cuente lo sucedido. “De a poco va a ir agarrando confianza. Estamos viendo para llevarle a ver un psicólogo, por ejemplo, para que esté más tranquila”. Por otro lado, supieron que Yaquelín conoció al muchacho por redes sociales y que se quiso ir con él.

Sin embargo, así como las autoridades policiales lo detuvieron por el delito de estupro, Gisela afirmó: “Nosotros tampoco le conocemos al chico, no sabemos ni quién es y fue un error llevarle a mi hermana. Está bien que -según expresó la adolescente- él le decía que se comunique con mi mamá y que le avise pero no fue así, entonces los dos tomaron una mala decisión”, aseveró.

En ese contexto, relató que su hermana dijo que se encontraba bien en El Soberbio pero aún no supo explicar por qué no mandó mensajes ni realizó una llamada que podría haber llevado un poco de tranquilidad a la familia.

“Nosotros le íbamos a seguir buscando pero por lo menos íbamos a estar más tranquilos si ella nos avisaba”, aseguró Gisela y agregó: “Nuestra preocupación era que no se haya ido por su propia voluntad, de que alguien le haya llevado o de que haya ido por su propia voluntad pero que le tengan mal. Gracias a Dios apareció bien”, finalizó.

Por otro lado, durante la tarde de ayer, efectivos de la Policía de Misiones hallaron en Panambí a Luciana A. (15) que se encontraba desaparecida desde el 8 de julio.

La joven estaba en compañía de Maximiliano Benítez (23), quien también quedó detenido por el delito de estupro.

Según las pesquisas policiales, Luciana y Maximiliano en un primer momento se dirigieron a Candelaria, a la casa de una amiga del muchacho. Allí, a Maximiliano le ofrecieron trabajo en un aserradero en Panambí y por este motivo se habían trasladado y se encontraban alquilando una precaria vivienda.

Los efectivos se dirigieron al lugar donde finalmente encontraron a la menor y detuvieron al joven que, según había comentado a este matutino Fabiana (33), la madre de Luciana, era vecino de ellas en Santa Ana y mantenía una relación de noviazgo con su hija con la cual la mujer no estaba de acuerdo.

La progenitora explicó que al momento de su desaparición creyó que la encontraría por sus propios medios o que la niña volvería. “Empecé a buscar por la familia, por la gente conocida y pensé que podía encontrarla sin denunciar, que iba a volver pero no vino más”, explicó.

Agregó que había consultado a la familia del joven sobre su paradero pero nadie le dio respuestas. “No le dejé que esté con él y por eso se fue”, aseveró y, al tiempo, agregó “tengo fe de que (Luciana) va a aparecer bien”. Es así que, según fuentes policiales, la joven ya se encuentra al resguardo de su familia. 

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias