viernes 19 de agosto de 2022
Cielo claro 6ºc | Posadas

Liberaron cinco guacamayos rojos en los Esteros del Iberá

viernes 01 de julio de 2022 | 18:34hs.
Liberaron cinco guacamayos rojos en los Esteros del Iberá

Paprika, Ají, Jengibre, Canela y Curry son los cinco guacamayos rojos que fueron liberados en el monte del Portal Yerbalito del Parque Iberá.

La vida de estos guacamayos rojos inicia en Escobar, Provincia de Buenos Aires, en el BioParque Temaikén, donde se emparejaron a los progenitores y luego se supervisó el correcto desarrollo de los pichones, que son criados exclusivamente para el proyecto de reintroducción de la especie en Iberá.

Luego estos individuos pasaron un período de cuarentena y entrenamiento de vuelo en las instalaciones del Centro de Conservación Aguará, en Paso de la Patria, Corrientes. Y desde hace unas horas, ya empezaron a formar parte del monte del Portal Yerbalito.

Es una liberación progresiva, en un principio se les provee alimento en “bandejas” o “estaciones de alimento”, a las cuales llegan con vuelos cada vez más largos, siguiendo el sonido del silbato que aprendieron previamente en sus entrenamientos de vuelo.

“Esta etapa también incluyó un entrenamiento antipredatorio para asegurarse que pasen el
mínimo tiempo posible en el suelo, donde son más susceptibles a la depredación”, indicaron
desde la Fundación.

Su liberación estaba programada para marzo, pero fue demorada por los incendios que
afectaron casi el 60% de la superficie del Parque Nacional Iberá y el 13% del Parque Provincial.

Los montes de Yerbalito, al norte del Parque, fueron particularmente afectados y el jaulón que los debía recibir allí fue parcialmente quemado. Una vez reparado, las aves pudieron ser llevadas a su lugar de destino y realizar la etapa final de adaptación.

Programa de conservación del guacamayo rojo
En el 2020 se inició una línea de trabajo que implica la cría artificial en aislamiento humano del
guacamayo rojo (Ara chloropterus), empleando títeres que recrean ejemplares adultos de la
especie para evitar la impronta con el humano de las crías.

El objetivo de la cría artificial es la futura liberación de los ejemplares en los Esteros del Iberá,
para así contribuir al establecimiento de poblaciones que sean viables en lugares de
distribución histórica de la especie. La labor continuó y perfeccionó en el 2021.

El “guacamayo rojo” vuelve a colorear los cielos del Iberá, aportando a la funcionalidad de este
ecosistema y a la prosperidad de las comunidades que la rodean.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias