sábado 24 de julio de 2021
Cielo claro 19ºc | Posadas

Junto a su hijo Iñaki, tocará este sábado

"El chamamé nos hace más llevadera la vida"

Jorge Suligoy volvió a su querida Tierra Colorada para presentar un show en homenaje al Patrimonio Inmaterial de la Humanidad y a la vez, afirmar su compromiso con la expresión litoraleña

jueves 04 de marzo de 2021 | 1:29hs.
"El chamamé nos hace más llevadera la vida"

“Seguimos este camino sabiendo que el chamamé es para compartir y para hacernos mejores personas. Nos ayuda a aliviar nuestras culpas, nuestros dolores, a compartir nuestras alegrías. El chamamé nos hace más llevadera la vida”, destacó Jorge Suligoy quien este sábado dará un espectáculo junto a su hijo Iñaki en la Peña Misionero y Guaraní.

El evento comenzará a las 22 y se trata de un show denominado Humanidad, un homenaje al reciente reconocimiento de la Unesco que declaró al chamamé “Patrimonio cultural e inmaterial”.

Será la primera vez en el año, después del parate que causó la pandemia, que el músico actuará en Posadas para presentar el espectáculo en el que viene trabajando desde hace unos meses. “Antes de fin de año, para Navidad vine a Misiones. Estuve haciendo música en la Catedral de Posadas, en un evento navideño. Pero es la primera vez que presentamos este espectáculo en Misiones”, detalló al tiempo que señaló también que su misión en la Tierra Colorada es doble, ya que también se encuentra grabando un proyecto que lanzará el 26 próximo, un homenaje a Niní Flores que se estrenará en el aniversario de su natalicio.

En la provincia ya grabaron con varios artistas. Todavía queda una apuesta en Jardín América junto a Suena Sanfona. De allí, visitarán también  Corrientes, Chaco, Entre Ríos, Santa Fe para culminar en La Plata. “Todo en homenaje a este gran artista. Lo mostramos como el más importante acordeonista que recibió el chamamé en los últimos 50 años. Ha sido un verdadero honor para el chamamé y por eso también vengo luchando hace unos cinco años para que, todos los 26, se conmemore el Día del Acordeonista”, expresó sobre el proyecto.

Un estilo de vida

El chamamé representa nuestro Ñanderekó, que traducido del guaraní significa ‘Nuestra manera de ser’. Se trata de un movimiento cultural que comprende un estilo de música, canto y danza propios del nordeste argentino. Una expresión que ha desempeñado un papel relevante en la evolución cultural del litoral, construyendo y dando forma a gran parte de su idiosincrasia.

En ese sentido, el artista entiende a esta expresión como un todo. “No es un género musical, sino es también nuestra forma de hablar, de comer, de caminar, de tener hijos, de buscarlos. Siempre digo que el chamamé es un estilo de vida”, explicó.

“Como característica principal es formador, sobre todo cuando uno lo sabe compartir, porque para eso está. Como decía Julián Zini, ‘el chamamé se alimenta compartiéndolo’. Es una de las pocas cosas que cuando uno las da, crece. Es brindarse a los demás y recibir con empatía al otro”, agregó haciendo hincapié que el compartir está en la esencia misma de esta expresión, ya que fue adoptando, adaptando y amalgamando historias, culturas, vivencias. Cabe recordar que surgió con los guaraníes, pero se nutre de toda una diversidad de elementos; elementos de los pueblos originarios, mestizos, criollos, inmigrantes, fronterizos generando armonía en toda esa diversidad.

En esa línea, Suligoy celebró la declaración de la Unesco. Aunque también resaltó que no se trata de un logro solamente, sino también de un compromiso de ahora en delante de seguir difundiendo esta expresión litoraleña: “Por eso también estamos trabajando con este proyecto. Más allá del homenaje, la idea es contar un poco que la declaración de la Unesco como ‘Patrimonio Inmaterial de la Humanidad’ no es un premio sino que es un reconocimiento que implica trabajar más. Es el comienzo de algo. Ahora tenemos la tarea de promoverlo y estudiar más, de trabajar más los géneros, las formas estéticas, de difundir esta expresión”.

“Por eso se llama Humanidad este espectáculo, porque intentamos que el chamamé acompañe al que está dolido y sensibilice al que está enojado. Obviamente que el que viene con alegría también siempre viene a compartir eso. El chamamé es compañía”, agregó quien se siente orgulloso de pertenecer a esta provincia, ya que “hace 50 y pico de años que la defiendo con el corazón porque la siento mía”. Y aunque nació en Santa Fe, asegura que “los misioneros nacemos donde se nos da la gana”.

Con unos 35 años de trayectoria en el mundo artístico y, actualmente compartiendo escenarios con sus hijos –esta vez solamente lo acompaña Iñaki- Suligoy destaca que, como gestor cultural, logró contagiar amor por el chamamé en lugares en los que no se escuchaba y que esa difusión forma parte ahora del compromiso de los chamameseros: “Creo que hay que defender nuestras expresiones culturales del olvido, de la indiferencia. Hay que defender lo nuestro, nuestra esencia”.

Para agendar
Humanidad
El cantante regresa a la peña Misionero y Guaraní el sábado a las 22. Junto a su hijo Iñaki hará un homenaje al chamamé, reciente patrimonio de la Unesco.
Reservas al  376-5092261.

Temas de esta nota

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias