martes 20 de febrero de 2024
Cielo claro 26ºc | Posadas

“Es necesario tomar medidas más drásticas”, se analizó

El calentamiento global sería más del doble de lo ideal, alertó la ONU

La Organización de Naciones Unidas llamó a reducir las emisiones de gases de efecto invernadero y acelerar la transición a fuentes energéticas sustentables

martes 21 de noviembre de 2023 | 6:02hs.
El calentamiento global sería más del doble de lo ideal, alertó la ONU
La quema de combustibles debe cambiarse de forma urgente, se enfatizó. Foto: AP
La quema de combustibles debe cambiarse de forma urgente, se enfatizó. Foto: AP

El mundo se dirige hacia un aumento de su temperatura media de entre 2,5° y 2,9° este siglo, cerca del doble del objetivo ideal, advirtió hoy la ONU, que llamó a reducir las emisiones de gases del efecto invernadero y a acelerar la transición energética para contener el cambio climático.

Científicos advierten que un calentamiento a estos niveles podría convertir a vastas regiones del planeta en prácticamente inhabitables para los humanos y provocar puntos de inflexión irreversibles en la tierra y los océanos.

A pocos días de la conferencia de la ONU sobre cambio climático COP28 de Emiratos Árabes Unidos, el Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente (Pnuma) dijo en un informe anual de emisión de gases que la temperatura media del planeta ya está 1,2° por encima de la que tenía en la era preindustrial, cerca de los 1,5º a los que debería limitarse.

“Es necesario tomar medidas drásticas ya”, dijo el secretario general de la ONU, António Guterres, en conferencia de prensa en la sede del organismo en Nueva York.

“Los líderes deben redoblar drásticamente sus esfuerzos, con ambiciones récord, acciones récord y reducciones récord de emisiones”, agregó Guterres de cara a la COP28 a celebrarse en Dubai del 30 de noviembre al 12 de diciembre.

Esto exige “arrancar las raíces venenosas de la crisis climática: los combustibles fósiles”, señaló.

Guterres calificó de “un fracaso de liderazgo, una traición a quienes son vulnerables y una enorme oportunidad perdida” la brecha entre los compromisos de los Estados y lo que sería necesario para respetar los objetivos del acuerdo de París de 2015 y limitar el calentamiento global a 1,5º respecto a los niveles preindustriales.

“Un cañón lleno de promesas incumplidas, vidas destrozadas y récords rotos”, añadió el titular de la ONU, que anunció que partía hoy en un viaje a Chile y la Antártida, para observar con sus “propios ojos el impacto mortal de la crisis climática”.

Publicado poco antes de la COP28, el texto del Pnuma es un nuevo grito de advertencia.

Este año está previsto que sea el más cálido de la historia, y el informe señala que “el mundo está siendo testigo de una aceleración perturbadora en el número, velocidad y escala de récords climáticos superados”.

Para reducir las emisiones lo suficientemente rápido como para evitar impactos catastróficos, “se requieren esfuerzos ambiciosos y urgentes de todos los países para reducir el uso de combustibles fósiles y la deforestación”, dijo el Pnuma.

El informe hace un llamado a todos los países para que lleven a cabo transformaciones del desarrollo con bajas emisiones de carbono en toda la economía, centrándose en la transición energética. El carbón, el petróleo y el gas extraídos durante la vida útil de las minas y yacimientos en producción y previstos emitirían más de 3,5 veces el presupuesto de carbono disponible para limitar el calentamiento a 1,5°, y casi todo el presupuesto disponible para 2°, según el texto.

La transición hacia un desarrollo con bajas emisiones de carbono plantea retos económicos e institucionales a los países de renta baja y media, pero también ofrece importantes oportunidades. Las transiciones en estos países pueden ayudar a proporcionar acceso universal a la energía, sacar a millones de personas de la pobreza y expandir industrias estratégicas.

La directora ejecutiva del Pnuma, Inger Andersen, instó a las naciones del G20, responsables de aproximadamente el 80% de las emisiones, a liderar las reducciones globales de emisiones. Algunas, advirtió, están en “modo pausa”.

“Es absolutamente crítico que el G20 intensifique sus esfuerzos”, dijo Andersen a la agencia de noticias AFP. El informe del Pnuma examina la diferencia entre las emisiones que aún serán enviadas a la atmósfera según los planes de descarbonización de los países y lo que la ciencia dice que se necesita para cumplir con los objetivos del Acuerdo de París de 2015, que fijo que los países acordaron limitar el calentamiento global “muy por debajo” de +2°, y si posible, a +1,5°.

Para 2030, las emisiones globales deberán ser un 28% inferiores a lo que sugieren las políticas actuales para mantenerse por debajo de los 2°, y un 42% inferiores para el límite más ambicioso de +1,5°, dijo el informe.

Actualmente, el aumento proyectado debería ser del 3%.

Sin embargo, a menos que se reduzcan aún más los niveles de emisión en 2030, será imposible establecer vías de mínimo coste que limiten el calentamiento global a 1,5° sin rebasamiento o con un rebasamiento bajo durante este siglo. La única manera de evitar un rebasamiento significativo de 1,5° es acelerar significativamente la aplicación en esta década.

Una reducción fuerte de al menos un 40% de emisione

Para tener una oportunidad justa a fin de mantener el calentamiento en el límite de los 1,5 grados Celsius (2,7 grados Fahrenheit) adoptado en el acuerdo climático de París de 2015, los países tienen que reducir sus emisiones en 42% para finales de la década, según el informe publicado ayer sobre la Brecha de Emisiones del Programa de Naciones Unidas para el Medio Ambiente. Las emisiones de carbono provocadas por la combustión de carbón, petróleo y gas aumentaron 1,2% el año pasado, señala el informe.

Este año, la Tierra probó lo que está por venir, indica el informe, que sienta las bases para las conversaciones internacionales sobre el clima a finales de este mes. Hasta finales de septiembre, el promedio de la temperatura mundial diaria excedió 1,5 grados Celsius sobre los niveles del siglo XIX durante 86 días este año, según el informe. Pero eso aumentó a 127 días porque prácticamente todos los días de las primeras dos semanas de octubre y noviembre alcanzaron o excedieron 1,5 grados, según el servicio climático europeo Copernicus.

El viernes, el mundo alcanzó los 2° (3,6°) sobre los niveles preindustriales por primera vez desde que se tiene registro, según la vicedirectora de Copernicus Samantha Burgess. “Es realmente un indicio de que ya estamos viendo un cambio, una aceleración”, dijo la principal autora del informe Anne Olhoff del centro alemán de investigación climática Concito.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias