domingo 05 de diciembre de 2021
Algo de nubes 32.7ºc | Posadas

Con todos los condimentos

Johnson ganó por primera vez en la Clase 1 y Santiago Viana celebró en una carrera con muchos toques. Bonda y Garavano acarician la coronación en el Misionero de Pista

lunes 19 de julio de 2021 | 6:01hs.
Con todos los  condimentos
Viana se quedó con una carrera llena de toques en el TC 4000 misionero. Foto: Femad
Viana se quedó con una carrera llena de toques en el TC 4000 misionero. Foto: Femad

La cuarta fecha del Campeonato Misionero de Automovilismo en Pista que fiscaliza la Federación Misionera de Automovilismo Deportivo (Femad) y que se corrió en el autódromo Ciudad de Oberá con más de 70 pilotos, tuvo todos los condimentos.

Los ganadores fueron Kevin Johnson, quien logró su primera victoria en la Clase 1, Matías Garavano, quien volvió a ganar en la Clase 3 y se consolida como puntero; el posadeño Diego Bonda, quien sumó otra victoria y quedó a un paso del titulo en la Copa Fiat 1.4 y, en el TC4000 Misionero, el piloto de Puerto Iguazú Santiago Viana (Ford), quien se quedó con una carrera en la que se dieron con todo.

La jornada arrancó con las series que fueron para Diego Bonda y Marcelo Romero en la Copa Fiat 1.4; Matías Garavano en el TP Clase 3, Kevin Johnson y Julio Abente vencieron en las series de la Clase 1 y en el TC4000 Misionero se impuso Julio César Benítez (Chevrolet).

Bonda, casi campeón
En la Copa Fiat 1.4, Alejandro Loprete y Diego Bonda hicieron la mejor carrera de la tarde con una lucha permanente durante toda la final. Picó adelante Loprete, pero Bonda no le perdió pisada en las primeras vueltas.

En la quinta vuelta, Bonda, cuando tuvo su oportunidad, saltó a la punta con una gran maniobra. Loprete no se quedó atrás y siguió acelerando y en la vuelta 9, cuando vio el espacio, se tiró y recuperó el liderazgo y terminó primero en pista, con Bonda segundo y tercero llegó el piloto solidario Gastón Dalarda, quien luchó palmo a palmo con Martín Correa Álvez.

Pero llegó la técnica y se conoció la exclusión de Alejandro Loprete, porque el disco de embrague no dio el peso. Así, la victoria quedó en manos del puntero del campeonato, Diego Bonda, quien quedó a un paso del título a dos fechas del final del campeonato. Segundo quedó Gastón Dalarda y tercero fue Martín Correa.

“Una pena lo del Tano (Loprete), hicimos una gran carrera, la verdad es que después me enteré de la exclusión de él. Esto va dedicado al equipo a Adolfo Rosa, que me entrega un misil, a todos los chicos que trabajan en el taller. Yo sólo tengo que manejar un gran auto”, explicó Bonda, quien nuevamente arrancó el día último por no haber podido clasificar el sábado y terminó celebrando en lo más alto del podio.

Garavano lo hizo de nuevo
En el Turismo Pista Clase 3, Matías Garavano (Renault Clío) se llevó su segunda victoria consecutiva y se consolida en la cima del campeonato.

Claro que la victoria para el piloto de Iguazú no fue fácil, ya que tuvo que contener los ataques de los locales. Primero de los hermanos Mattive, Juan Pablo (VW Gol) primero y de Valentino (VW Gol) después. Los dos se terminaron retrasando por problemas con sus máquinas.

Así, luego del relanzamiento por el abandono de Valentino, apareció el campeón vigente, Juan Pablo Urrutia (VW Gol), quien mantuvo una intensa pelea con Garavano, quien cuidó bien la cuerda y terminó festejando nuevamente en lo más alto del podio.

Urrutia llegó segundo y completó el podio Iñaki Beitia (Renault Clío), quien prepara su desembarco a nivel nacional en el Turismo Pista Clase 3.

“El auto demostró buen ritmo, pero al final la presión de aceite nos complicó, pero pude terminar y ganar mi segunda carrera en una categoría que a la gente le gusta y nosotros damos todo en la pista. Vamos a festejar con mi familia, agradecer a mis sponsors que se pusieron las pilas”, comentó un emocionado Garavano.

Johnson tuvo su primera vez
En el Turismo Pista Clase 1, el posadeño Kevin Johnson (Fiat Uno) cerró su fin de semana perfecto y ganó todo lo que estaba en juego: clasificación, serie, final y cantó victoria por primera vez en el automovilismo provincial, luego de su exitoso paso por el karting de la Femad.

Fue tan contundente la victoria de Johnson, que la final de la Clase 1, pese a tener casi 30 autos, tuvo pocas emociones.

Johnson siempre manejó los tiempos de la punta y fue seguido por el posadeño Julio Abente (Fiat Uno), quien si bien tenía un gran medio mecánico le faltó un poco para darle lucha franca al piloto del Issler Competición. Lo más emocionante fue la pelea por el tercer puesto entre Jorge Litwiñiuk (Fiat Uno) y Ezequiel Mieres (Fiat Uno).

El Polaquito se defendió bien, pero su auto perdió rendimiento y Mieres tuvo la paciencia necesaria para quedarse con el último lugar del podio y descontarle buenos puntos a Santiago Mantilla en la lucha por el campeonato.

“Esto es algo increíble, no tiene precio porque cuesta mucho ganar una carrera con todo lo que implica. Se lo dedico a mi hija y al equipo, yo redondeé la carrera en una categoría que es muy difícil”, tiró el ganador.

Un vale todo
El TC4000 Misionero tiene una carrera en el año en la que vale todo. Esa carrera fue la de ayer. Los hinchas de Ford que siguieron las acciones por internet festejaron el 1-2 de Santiago Viana (Ford) y Javier Kupski (Ford Fairlane), quienes nuevamente acapararon el podio en Oberá.

Pero detrás de ellos hubo una batalla, en la que pasó de todo. El correntino Julio César ‘Bananita’ Benítez (Chevrolet), que partía primero, terminó abandonando por uno de los tantos toques que hubo en la curva uno.

El piloto de Puerto Iguazú, Alfredo Wiebel (Chevrolet), que aparecía como candidato a dar lucha a los Ford, recibió un toque de Lucas Torres, que lo hizo retrasar. Marcelo Kuchaski (Chevrolet 400) terminó con el auto herido de tanto choque que tuvo en sus intentos por avanzar.

El campeón Cristian Grygorszyn (Chevrolet 400) recibió una bandera negra por tocar a Roberto Böse, cuando el piloto de San Ignacio venía tercero y terminó en el pasto. Así, el obereño Jorge Báez (Chevrolet), que también tuvo toques con varios autos terminó tercero.

Al final de la carrera, lo único claro fue la victoria de Santiago Viana (Ford Falcon) seguido por Javier Kupski (Ford Fairlane). Jorge Báez, cuando se bajó del auto, preguntó si iba él o Kuchaski al podio de tanto toques que hubo.

“Una carrera siempre difícil pero la verdad seguimos lo que era el objetivo, ganar y sumar fuerte por el campeonato. Agradecer al equipo, a mi mamá y mi familia que seguro estarán festejando”, dijo Viana.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias