martes 19 de octubre de 2021
Muy nuboso 16.9ºc | Posadas

Héctor Chino Torres, clave en la formación

Huracán de Rocamora, el semillero de mujeres

La club capitalino forjó a cuatro futbolistas que hoy se desempeñan en primera. El método lleva más de tres décadas

domingo 23 de mayo de 2021 | 6:05hs.
Huracán de Rocamora, el semillero de mujeres

La presencia misionera en los clubes de primera también es récord absoluto en el fútbol femenino y hay un artífice de este momento: Héctor Chino Torres, entrenador de la escuela del club Huracán de Rocamora y formador de las cuatro mujeres que animan la competencia en los elencos más competitivos del país.

Ella son Yamila Rodríguez (Boca), Milagros Otazú (Racing), Luciana Nievas (Huracán), Cecilia López (San Lorenzo) y próximamente se sumará Catalina Mentlik, ya que se presentó en las pruebas de jugadoras de River y Boca y ambos clubes la quieren en sus filas.

“Gracias a este momento hay muchas niñas que sueñan con ser Yamila, Milagros, Ceci o Luciana y ahora van a soñar con ser Cata también. Es inmensa la alegría y seguiré luchando hasta donde pueda por el lugar que merece el fútbol femenino y por las chicas. Hay muchos sueños más por cumplir”, señaló el Chino sobre sus ex dirigidas.

Es que esas mujeres que hoy brillan con el balón, llegaron a la escuela del Globo posadeño de niñas y tuvieron que abrir el camino para que hoy sea todo más fácil para esta nueva camada.

“En lo personal estoy muy feliz por todo lo que se luchó desde un principio, de ir cumpliendo por etapas, con mucho esfuerzo y trabajo. Hoy, ver que todas las jugadoras que fueron a Buenos Aires no desentonaron, han hecho su historia individualmente y son piezas fundamentales, significa que fuimos por el sendero correcto”, reflexionó el DT.

Y para no estar contento… tres de las cuatro jugadoras formaron parte de la selección en distintas etapas y en el caso de Yamila incluso fue medalla de plata en los Juegos Panamericanos de Lima 2019.

El fútbol femenino en los últimos años fue ganando un espacio que venía siendo empujado hace mucho tiempo y sin dudas  el 2019 fue clave con el reclamo de Macarena Sánchez, la profesionalización y el mundial de Francia, tras la clasificación de Argentina a la Copa del Mundo 12 años después.

A finales de ese año, el fútbol femenino pasó a un cierto -a medias- profesionalismo y el año pasado en la pandemia se dio el primer torneo oficial profesional, con la consagración de Yamila Rodríguez con el Xeneize, pero que tuvo al resto de las misioneras en la lucha con sus clubes.

A contrario de los jugadores masculinos, las mujeres en su mayoría son chicas de escasos recursos que tienen que remar mucho incluso jugando en primera, porque la diferencia es astronómica en los económico.

“Hay jugadores de primera de Misiones, pero el fútbol femenino tiene a las chicas en los mejores clubes… la gran brecha en lo económico es impresionante. Si esas jugadoras fueran vendidas a los clubes sería otro el cantar, otra la historia, pero como el fútbol femenino no deja dinero a los clubes de la Argentina; entonces, todavía, estamos en segundo plano, pero ya se van a a empezar a vender a las jugadoras, van a ver el negocio y falta poco para eso. Se está avanzando un montón en la parte profesional y cuando eso pase el fútbol femenino va a superar al masculino en algunos años y yo creo que va a ser así”, sentenció el Chino.

Y agregó que “todas son buenas personas, pero Yamila está un pasito más adelante porque marca la diferencia en la cancha y en la lucha por los derechos de la mujer, para que el fútbol femenino llegue a lo más alto como en otros países”.

Hoy el potrero del Globo vive un ‘boom’ con casi 50 niñas entrenando y todo se debe a sus pares que son su inspiración.

“Seguiré luchando hasta donde pueda por el fútbol femenino. Hay muchos sueños más por cumplir”, finalizó el Chino, un entrenador que hace más de 30 años se dedica con alma y cuerpo a la formación de jugadoras de fútbol femenino y por lo que está a la vista, su método es un éxito. 

 

Informe de domingo

Desde Puerto Rico al corazón tatenguero, casi sin escalas

El acompañamiento de los clubes, una clave para los chicos

“Llegar no es sencillo, pero es más complicado mantenerse”

Huracán de Rocamora, el semillero de mujeres

MISIONEROS DE PRIMERA

Temas de esta nota

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias