Podrían declarar los acusados por el crimen de Mirian Cubas

Lunes 24 de junio de 2019
Durante la mañana de hoy, en el Tribunal Penal Uno de Eldorado, se llevará a cabo la segunda jornada del juicio por el homicidio de Mirian Cubas. La joven tenía 15 años y fue asesinada a puñaladas en la localidad de Puerto Piray el 7 de abril del año 2015. 
La audiencia está pactada para las 8.30 y hoy los acusados Enzo Javier Álvez Da Silva (20), Cristina Javier Vargas (22) y Ariel “Chinchulín” Cardozo (24) tendrán la posibilidad -si es que lo desean- de dar su versión de lo ocurrido y responder a las preguntas del tribunal, la fiscalía, la querella o  sus propias defensas.
Los implicados están acusados del delito de homicidio agravado por alevosía, en concurso real de dos o más personas, figura contemplada en el Artículo 80, inciso 2, del Código Penal de la Nación Argentina, y el cual prevé una pena de prisión perpetua en caso de ser hallados culpables.
También fueron citados a declarar tres testigos, pero sus testimonios estarán condicionados por el tiempo que dure el relato de los señalados como homicidas.  
Los magistrados encargados de llevar adelante el proceso son Ángel Atilio León, Lyda Inés Gallardo y Carla Bergotini, camarista civil que se incorporará en carácter de subrogante. Por su parte, la acusación está en manos de Federico Rodríguez en representación del Ministerio Público Fiscal y participa Fabio Toledano como abogado querellante por la familia de la víctima.
Se prevé que el juicio se extienda durante todo julio, debido a que hay unos 30 testigos citados. 

Primera jornada
En la primera jornada ocurrida el 10 de junio se procedió a la lectura del requerimiento de elevación a juicio y el anuncio del cuarto intermedio. Luego el contingente que estaba en la sala se subió a diferentes móviles -particulares, del Poder Judicial, de la Policía de Misiones y el Servicio Penitenciario Provincial- y se trasladaron al  lugar donde ocurrió todo para una inspección ocular. 
El imputado Enzo Javier Álvez Da Silva (20) fue quien colaboró con el recorrido y guió a los presentes. Álvez Da Silva sería quien buscó ayuda en una casa de la empresa privada dueña del predio y pidió un celular para llamar una ambulancia y la Policía. 
La medida probatoria había sido solicitada por el fiscal Rodríguez y los presentes siguieron los pasos que hizo Cubas antes de ser brutalmente asesinada. Además fueron hasta la citada vivienda y transitaron por trillos y caminos alternativos. Todo se hizo con el apoyo de imágenes satelitales y croquis del lugar. 

El hecho
Lo que se pudo reconstruir durante la instrucción del caso indica que Cubas fue interceptada el 7 de abril de 2015 entre las 16.30 y las 17.20, mientras caminaba por un camino utilizado como atajo dentro de un pinar privado ubicado entre los barrios Parque y San José de Puerto Piray. 
La joven había salido de la Escuela BOP 37 a la que asistía y se dirigía rumbo a su casa, pero al pasar por el mencionado pinar fue interceptada por los tres jóvenes. Fue allí donde la muchacha encontró la muerte. 
Según los estudios forenses, la víctima sufrió una lesión punzocortante debajo del ombligo, el cual le perforó las asas intestinales y le produjo una abundante hemorragia. Acto seguido, la chica recibió otra lesión cortante en el lateral izquierdo de la cabeza y, por último, mientras ya se encontraba tendida en el suelo, sufrió tres puñaladas más en la espalda que también le afectaron órganos vitales. Por todas estas lesiones es que se considera que los implicados actuaron con “alevosía”.
Para terminar de reconstruir lo sucedido podría ser clave el aporte de uno de los menores  involucrados, quien a su tiempo apuntó a Chinchulín como el autor de las puñaladas. 
El menor señaló que esa tarde tenía intenciones de buscar drogas y al encontrarse con Chinchulín planearon consumir juntos, hasta que Cubas apareció en la escena y el mayor de ellos se abalanzó sobre la víctima. Fue allí que la adolescente se resistió y recibió las estocadas, tras los cual huyeron y el principal apuntado le habría dicho al menor que culpe al tercer imputado en el caso. 
De esta forma, el cúmulo de elementos deja a los tres involucrados en el caso, pero habrá que establecer qué grado de responsabilidad o participación tuvo cada uno de ellos. Los tres son pasibles de recibir una condena, aunque en el caso de los dos imputados que al momento del hecho eran menores podrían ser sometidos a otro régimen de cumplimiento de pena. 

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina