sábado 28 de mayo de 2022
Tormenta con lluvia 20ºc | Posadas

Infectólogos y especialistas piden extender su uso

Barbijo a debate: se aconseja en lugares cerrados y para la población de riesgo

Entre los espacios donde recomiendan la continuidad de la mascarilla como protección de “virosis respiratorias” aparecen hospitales, escuelas y transporte público

martes 05 de abril de 2022 | 5:15hs.
Barbijo a debate: se aconseja en lugares cerrados y para la  población de riesgo
En Misiones el uso de tapabocas está regido por una ley. Foto: Marcelo Rodríguez
En Misiones el uso de tapabocas está regido por una ley. Foto: Marcelo Rodríguez

Con la eliminación del distanciamiento social, la apertura de más pasos fronterizos y ahora sin exigencia de carnet de vacunación anticovid o test negativo para ingresar al país, el barbijo representa prácticamente el único sello visible de la pandemia que comenzó en marzo de 2020.

La vida volvió casi por completo a la normalidad: presencialidad plena en las escuelas, actividades recreativas, funcionamiento de boliches, y todo lo que se conocía antes de que el Sars-Cov-2 irrumpiera en la cotidianeidad. Sin embargo, el tapabocas sigue siendo una arista que dispara un debate: ¿Hasta cuándo es conveniente el uso de barbijo? ¿Por qué? ¿En qué lugares, contextos o momentos debería mantenerse?

En el último Consejo Federal de Salud (Cofesa), a mediados de marzo, se estableció “continuar con el uso obligatorio del barbijo incluyendo los ámbitos escolares dada la época del año y la posible circulación concomitante de distintos virus respiratorios”.

Misiones, por su parte, tiene como particularidad que el uso de barbijo está legislado, es decir, se encuentra atado a la Ley de Emergencia Sanitaria, cuya prórroga rige hasta el 31 de julio (ver Obligatoriedad... ). En otras provincias, como Córdoba por ejemplo, se dispuso que el uso de tapabocas será opcional en espacios abiertos, eliminando los límites de aforo en todas las actividades. A la vez, se mantiene la obligatoriedad en ambientes cerrados.

Cierto es que en las calles, ya sea de Posadas o de cualquier otro municipio, hay pocos barbijos a la vista y recién toman protagonismo al momento de entrar a un negocio, al supermercado o a una consulta médica. La mayoría del tiempo son utilizados como collar o hasta pulsera, cuando no quedan olvidados en la palanca de cambios del auto.

Indistintamente de la fotografía de la realidad y lo que establece la ley en contexto de pandemia, especialistas misioneros aconsejan extender el uso de barbijo en lugares cerrados y sobre todo para la población con comorbilidades. Entre los espacios donde recomiendan la continuidad por tiempo indefinido de la mascarilla aparecen hospitales, escuelas y transporte público, sindicados como “de riesgo”.

“Hay que tener en cuenta lo que dice la Sociedad Argentina de Infectología (Sadi), que en el ámbito hospitalario hay que mantener los elementos de bioseguridad, ambientes ventilados, separar pacientes respiratorios de otras dolencias y por supuesto el equipo de salud con todos los elementos de protección”, sostuvo en diálogo con El Territorio, Liliana Arce, jefa de Infectología del Hospital de Pediatría Fernando Barreyro al tiempo que agregó: “No hay que aflojar con el uso de barbijo ahí, como tampoco en el transporte, la escuela, porque en este momento la influenza está circulando y bastante en la provincia. Justamente, el comportamiento de la influenza en los escolares son los que transmiten y llevan la enfermedad a la casa y si hay una persona de riesgo conviviendo pueden contagiar”.

“Es muy bueno que no tengamos casos e internados, y estamos mejorando los índices de vacunación contra el Covid, aunque no hemos llegado de manera óptima en la población de 3 a 11 años y de 12 a 18 años en Misiones, pero hay una cosa importantísima: no sabemos cómo se va a comportar este virus”, señaló Arce.

Y agregó: “Esperemos que este virus se transforme en estacional y endémico, pero realmente todavía no sabemos, siempre y cuando no aparezca una variante nueva”.

Oscar López, pediatra e infectólogo, subrayó: “Creo que el uso de barbijo es adecuado y debería extenderse. Si bien ahora no tenemos circulación de coronavirus, comenzarán a circular otros virus; el de influenza, por ejemplo, comenzó a circular antes de lo previsto. Hay que insistir en el uso correcto y continuar usándolo, por lo menos en esta temporada otoño invierno”.

“Si bien la recomendación es general, obviamente los inmunosuprimidos, los cardiópatas, los que están bajo tratamiento renal crónico, todos estos pacientes sí o sí deben usarlo permanentemente, sobre todo cuando asisten a la escuela, o al hospital o van a alguna reunión multitudinaria”, resaltó el planteo de su colega Liliana Arce. “Los chicos no son tan contagiadores de Covid pero sí de influenza”.

“El 100% de las enfermedades respiratorias o las virosis se transmiten a través de las gotitas de flush; entonces, si usamos barbijo, disminuimos significativamente el riesgo de contagio”, detalló, en tanto destacó que al aire libre ese riesgo se disminuye. “Si seguiría pidiendo a los pacientes con factores de riesgo que usen barbijo aún en espacios abiertos”.

“Hay una cuestión a tener en cuenta, si vemos bien y no me refiero sólo a los niños, un alto porcentaje, más del 50% el barbijo está incorrectamente utilizado. O sea, no cubre nariz como corresponde, queda una disyuntiva a ver si el barbijo está siendo efectivo o no”, aseveró.

A su turno, Guillermo Rolón, coordinador del programa Infecciones Respiratorias Agudas Bajas (Irab) del Ministerio de Salud Pública de la provincia, fue contundente: “Tiene que quedar como una enseñanza de protección, sabemos cómo usarlo y en qué momentos, creo que el barbijo vino para quedarse, sin obsesión ni exageramiento, no como en una situación de pandemia”.

“La propuesta es que en lugares cerrados se mantenga el barbijo, sobre todo en esta campaña otoño-invierno como protección de las virosis respiratorias, mucho más aconsejado para aquellos que padecen factores de riesgo”, insistió.

Obligatoriedad, al menos hasta el 31 de julio
El 28 de diciembre pasado el gobernador de Misiones, Oscar Herrera Ahuad, prorrogó la vigencia del decreto 330/20, que establece en Misiones la emergencia epidemiológica y sanitaria por la pandemia del coronavirus, hasta el 31 de julio del corriente año. Con esta prórroga, a la vez, se prolonga la vigencia de la ley XVII - N° 118 que fija la obligatoriedad del uso del barbijo en contexto de dicha emergencia.

Por ello, en Misiones, el uso de barbijo o tapa boca deberá seguir siendo una obligación hasta tanto se remueva la emergencia o se modifique la ley en cuestión. De momento no hay indicios de que alguna de estas dos cosas sucedan antes del 31 de julio próximo, cuando el gobierno de Misiones deberá decidir si se continúa bajo la emergencia o si se levanta la medida, dejando así sin efecto los alcances de esta ley, hasta tanto otra emergencia de esas características sea declarada.

El 25 de junio del 2020, cuando todavía el mundo estaba en shock por el avance de una enfermedad, la Cámara de Diputados de Misiones aprobó la llamada “ley del barbijo”, que estipula que en Misiones el uso del tapaboca es obligatorio en contextos de emergencia epidemiológica. El primer artículo de la mencionada ley establece “la obligatoriedad del uso de elementos de protección facial para todas las personas que permanezcan o circulen en la vía pública, lugares públicos, transporte público.La obligatoriedad del tapabocas queda atada de forma directa a la declaración de emergencia”.

Temas de esta nota

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias