domingo 20 de junio de 2021
Muy nuboso 15ºc | Posadas

El operativo de seguridad estuvo a cargo de efectivos de la Policía Federal (PFA)

Tras casi cinco meses en Brasil, extraditaron al Pato Cabrera

El reconocido golfista arribó ayer a Iguazú y en las próximas horas será trasladado a Córdoba, donde debe ser juzgado por causas por amenazas y violencia de género

miércoles 09 de junio de 2021 | 6:03hs.
Tras casi cinco meses en Brasil, extraditaron al Pato Cabrera
Cabrera había sido detenido el pasado 14 de enero en el barrio de Leblon, al sur de Río de Janeiro. Foto: Norma Devechi
Cabrera había sido detenido el pasado 14 de enero en el barrio de Leblon, al sur de Río de Janeiro. Foto: Norma Devechi

Minutos después de las 11 de ayer, bajo un fuerte despliegue de seguridad que despertó la curiosidad de muchos vecinos del barrio Centro, de Puerto Iguazú, arribó a la sede de la delegación local de la Policía Federal Argentina (PFA) el reconocido golfista cordobés Ángel “Pato” Cabrera  (51), quien instantes antes había sido extraditado desde Brasil por el puente internacional Tancredo Neves. 

En el vecino país, el deportista ganador de los reconocidos torneos norteamericanos US Open y Masters de Augusta, permaneció casi cinco meses detenido en una unidad carcelaria de Río de Janeiro, a la espera de regresar a su provincia natal para responder por las denuncias en su contra por amenazas y violencia de género realizadas por su ex pareja, Cecilia Torres Mana. 

Según fuentes consultadas por este matutino, está previsto que el deportista sea trasladado en avión entre hoy y mañana al penal de Bouwer, en Córdoba, aunque todo dependerá de las condiciones climáticas.

Mientras tanto, permanecerá alojado en una celda de la delegación local de la Federal, bajo estricta vigilancia. 

En la provincia mediterránea será juzgado por la jueza Mónica Traballini, de la Cámara 2ª del Crimen, bajo la acusación de la fiscal Laura Battistelli.

Allí deberá afrontar un juicio de dos causas acumuladas por lesiones leves calificadas y amenazas, y otra por lesiones leves calificadas y hurto, denunciadas en 2017 y 2018 por Torres Mana.

El imputado viajó sin permiso judicial el 20 de julio del año pasado desde su domicilio en Villa Allende hacia Estados Unidos para participar de un torneo de golf.

Aunque la Justicia cordobesa advirtió la ausencia dos semanas después, a poco de establecer la fecha para el juicio que debe enfrentar y también a escasos días de nuevas denuncias presentadas por su ex pareja, lo que motivó que se tramitara la captura internacional que derivó luego en su detención en la ciudad de Río de Janeiro.

Carlos Hairabedian, abogado del deportista, comentó en diálogo con medios porteños que “Brasil concedió el pedido de la Argentina para traerlo, él aceptó voluntariamente ser trasladado a Córdoba, de manera que facilitó el trámite”.

 “Él no se escapó a ningún lado, fue a jugar torneos como profesional que es. Los tenía previsto con anterioridad y entendía que no había ninguna prohibición para salir del país porque ya en otra oportunidad lo había hecho mientras se tramitaba la causa”, manifestó el letrado.

Respecto a las acusaciones que pesan sobre su cliente, el profesional afirmó: “Sus denunciantes son personas que han tenido relaciones sentimentales con él, tratándolo de una persona muy drástica. Las denuncias vienen desde hace tiempo y él estaba excarcelado porque los hechos que se le atribuyen son insignificantes, son lesiones leves. Se ha hecho una novela de algo sin ninguna importancia y todo por no haber estado en el momento en el que lo citó la Justicia”.

Cabrera había sido detenido el 14 de enero en Leblon, conocido barrio carioca, al sur de Río de Janeiro, donde estuvo escondido desde principios de año luego de abandonar de urgencia los Estados Unidos, país al cual llegó en julio de 2020 y de donde tuvo que irse al vencerse su visa. 

Durante el tiempo de detención en Brasil, el golfista estuvo alojado en la cárcel federal Plácido de Sá Carvalho, un lugar con régimen semiabierto que lejos está de ser un presidio sobrepoblado y violento que caracteriza al sistema carcelario de ese país.


Buscado por homicidio

Durante el mismo procedimiento de seguridad que trajo a Cabrera, otra comitiva de la Policía Federal también alojó en la misma delegación a otro argentino que se hallaba prófugo por un homicidio ocurrido en julio de 2012 en Neuquén.

Se trata de Gabriel Andrés Cuevas Reinao, quien también estaba detenido en Brasil desde hacía varios meses y que en las próximas horas será trasladado a dicha provincia para que rinda cuentas ante la Justicia.

Cuevas Reinao está apuntado como uno de los sospechosos del asesinato de Guido Bustos (42), empleado de una inmobiliaria de la capital neuquina que fue ultimado de 14 puñaladas en su vivienda del barrio Confluencia.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias