Murió Alan Parker, excelso director y guionista de cine

Sábado 1 de agosto de 2020
El director de cine británico Alan Parker murió a los 76 años. Según informó ayer una portavoz del cineasta, en un comunicado enviado en nombre de la familia, Parker falleció después de padecer una “larga enfermedad”.

Parker dirigió clásicos del cine, como El expreso de medianoche, Evita o The Wall, realizada junto a la mítica banda de rock Pink Floyd. Sus películas ganaron 19 premios Bafta, diez Globos de Oro y diez Oscars entre ellos.

Fue dos veces nominado por la Academia a mejor director.

Parker nació en una familia de clase trabajadora en Islington, al norte de Londres. Trabajó en varias agencias publicitarias, entre ellas, Collett Dickenson Pearce, donde conoció a David Puttnam y Alan Marshall, que luego serían productores de muchas de sus películas. Puttnam lo impulsó a escribir su primer guión cinematográfico, Melody, en 1971.

Parker filmó su primera película como director en 1973. Se llamó No Hard Feelings y, obviamente, también escribió el guión. Es una historia de amor ambientada en el Blitz de Londres durante la Segunda Guerra Mundial, cuando la Luftwaffe nazi bombardeó la ciudad durante 57 noches consecutivas. Como no consiguió financiamiento, se arriesgó a usar su propio dinero y hasta la hipoteca de su casa.

La BBC terminó comprándola y le dio difusión por televisión unos años después. La cadena lo contrató para dirigir The Evacuees (1975), también ambientada en la Segunda Guerra Mundial. La historia, basaba en hechos reales, muestra la evacuación de alumnos de una escuela del centro de Manchester. La película ganó un Bafta al mejor drama de televisión y también un Emmy al mejor drama internacional.

En 1976, Parker escribió y dirigió su primer gran éxito, Bugsy Malone, parodia de las primeras películas de gángsters y los musicales americanos, pero con actores menores de edad. La cinta recibió ocho nominaciones a los premios de la Academia Británica y cinco estatuillas, incluidos dos Bafta para Jodie Foster.

La consagración le llegó dos años más tarde, con Expreso de Media Noche con guión de Oliver Stone, y música de Giorgio Moroder, ambos ganadores de Osccar.

Parker pasó por diferentes géneros. Pero muchos lo recuerdan por los musicales The Wall, icónico y experimental basado en el álbum homónimo de Pink Floyd y Evita, de Andrew Lloyd Webber, protagonizada por Madonna, Antonio Banderas y Jonathan Pryce.

David Puttnam dijo de Parker: “Era mi amigo más antiguo y cercano, siempre me asombró su talento. Mi vida, y la de muchos otros que lo amaron y respetaron, nunca será la misma”. Le sobreviven su esposa Lisa Moran-Parker, sus hijos Lucy, Alexander, Jake, Nathan y Henry, y siete nietos. 

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina