"Ya no soy más Cubitas, en Talleres crecí mucho"

Martes 26 de mayo de 2020 | 08:09hs.
"No veo la hora que se termine todo esto. Espero que pronto podamos retomar a las rutinas habituales", expresó en entrevista con La Nación, el misionero que pasa los días de confinamiento en su casa del barrio Chateau Carrera acompañado por Faustina, su novia. 

"Estoy más maduro y aprendí a absorber mejor las presiones. Ya no soy más Cubitas, en Talleres crecí mucho", admitió.

El volante central de Talleres manifestó "Se extraña mucho el día a día con los compañeros, las charlas de vestuarios y disfrutar esas horas que pasamos juntos. Y ni hablar esa adrenalina previa de los partidos y el aliento de los hinchas en la cancha. Con el correr de los años, vamos asimilando todas esas cosas que cuando no las tenemos las extrañamos".

El joven de 24 años afirmó que este receso le tocó en el mejor momento de su carrera. "Lo futbolístico estaba en sintonía con lo emocional. Estaba muy entusiasmado con los desafíos y el equipo estaba jugando bien. Esperemos que cuando volvamos conservemos el funcionamiento y nivel de juego", señaló. 

"Cuando empecé a tener continuidad en Boca era un pibe de 17 años y cometía muchos errores de posicionamientos. Me faltaba un poco de orden y no hablaba los suficiente. Ahora, por suerte, los pude corregir: me ubico mejor, leo un poco más jugadas y trato de orientar a mis compañeros. El cambio de ese Cubitas, como me llamaban en Boca, a este Cubas es notorio. Pero todavía queda mucho por aprender, tanto en lo técnico como en táctico", añadió.

Por otra parte hizo mención a los elogios de Riquelme. "A uno lo motiva mucho que una persona tan influyente en Boca como Román haya mostrado cierto interés en mí. Eso deja en claro que estoy por buen camino y que debo seguir trabajando a full para poder dar el salto de calidad que todos los futbolistas buscamos en nuestra carrera. Trato de mantenerme al margen y no volverme loco. Hoy mi cabeza está en Talleres y a ellos me debo", declaró.

Por último afirmó que le gustaría volver a Boca. "Es el club que me formó desde los 11 años, me dio la chance de debutar en primera, ganar dos títulos y ser quien soy hoy. Si algún día se da la oportunidad de volver, bienvenido sea. Y sino siempre le estaré agradecido por haberme formado y darme un futuro en el fútbol y en la vida. Hoy me cabeza está puesta en Talleres", cerró.

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina