Redada en Brasil para acabar con banda de contrabandistas

Miércoles 10 de julio de 2019 | 04:00hs.
Los móviles de la Policía Federal y de fondo uno de los rodados incautados en el operativo.
Jorge Posdeley

Por Jorge Posdeley fojacero@elterritorio.com.ar

Desde ayer, la Policía Federal de Brasil, en conjunto con otras fuerzas y organismos de gobierno, llevan adelante el denominado Operativo Langostino, una imponente redada para desbaratar grupos dedicados al contrabando de camarón y langostino, entre otros productos, mediante la frontera seca con Misiones. 
Según consignaron diversos portales del vecino país, el Juzgado Federal 1 de la Corte en Chapecó libró un total de 22 órdenes de búsqueda de personas, además de allanamientos e incautaciones a ejecutarse en diversas localidades cercanas al límite con la localidad misionera de Bernardo de Irigoyen. 
Los procedimientos eran llevados adelante desde ayer por los efectivos de la Policía Federal brasileña, en conjunto con personal de otras fuerzas y funcionarios del Ministerio de Agricultura. 
El objetivo era lograr la desarticulación de varios grupos que operan en la frontera ingresando grandes cargamentos de camarón, langostinos y vinos de origen argentino a territorio brasileño de manera ilegal, evadiendo impuestos y normas migratorias y obteniendo así ganancias millonarias, modalidad que ya fue reflejada por El Territorio en varias oportunidades. 
De acuerdo a lo consignado por fuentes consultadas, los 22 involucrados y alcanzados por el operativo fueron localizados, pero fueron notificados de la causa que se lleva adelante en sus contra y quedaron en libertad. 
Por el momento, señalaron que en la veintena de implicados no hay ningún argentino. Por lo que se pudo saber, la modalidad consiste en que colaboradores de las organizaciones adquieren la mercadería en Argentina y las transporta hasta la frontera, pero el ingreso y la recomercialización de todo queda en manos brasileñas. 
Además de estas medidas, la Justicia también libró pedidos para secuestrar 19 vehículos y decomisar cinco inmuebles, todo esto con el fin de compensar las pérdidas que los investigados le han generado al país mediante el ardid que llevaban adelante. 
Los procedimientos se ejecutaban en Dionisio Cerqueira, en la frontera con Irigoyen, pero también en Barracao, Guarujá, Itajaí, Penha, Palhoca y Francisco Beltrán, principalmente en los depósitos utilizados y viviendas de los implicados. 
De acuerdo a lo detallado por medios brasileños, en el transcurso del operativo los pequisas ya habían incautado casi todos los vehículos solicitados, entre camiones, camionetas y automóviles, algunos de los cuales eran utilizados para transportar camarones. Todo ello arrojó un avalúo cercano a los 600.000 reales. 
Pero eso no fue todo, ya que también pudieron sacar de circulación unas 20 toneladas de camarón que, bajo los precios que se manejan en la frontera, alcanzan un valor total de 800.000 reales, casi 9 millones de pesos al cambio actual. 
Además, respecto al ingreso ilegal de vinos, los voceros de la investigación informaron a los medios brasileños que los implicados recibían la bebida desde argentina mediante envíos por correo o bien transportándolos y que mediante este ardid obtuvieron ganancias que superaban el millón de reales. A estos sujetos ya le embargaron propiedades e incautaron cinco vehículos, algunos de ellos de colección. 
Las personas alcanzadas por esta investigación deberán responder ahora bajo acusaciones por delitos de contrabando, conducta indebida, falsedad ideológica, uso de documentos falsos y asociación criminal, entre otras figuras.

En cifras

19

La cantidad de vehículos pertenecientes a los involucrados que incautaron los pesquisas. El avalúo de todo ello alcanzaba los 600.000 reales.

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina