Internaron a un niño de 2 años; su mamá dijo que se había caído de la cama, pero la detuvieron por maltrato

Se trata de la segunda vez que el bebé ingresa al hospital de Resistencia, Chaco, con golpes. La mujer y su pareja fueron acusados de “presuntas lesiones agravadas por el vínculo”.
miércoles 22 de mayo de 2024 | 20:45hs.
El menor se encuentra internado en terapia intensiva en el Hospital Pediátrico de Resistencia, en Chaco. (Foto: gentileza Diario Chaco)
El menor se encuentra internado en terapia intensiva en el Hospital Pediátrico de Resistencia, en Chaco. (Foto: gentileza Diario Chaco)

Este martes por la mañana, un nene de dos años ingresó, en compañía de su madre de 26 años, al Hospital Pediátrico de Resistencia, en Chaco, con un complejo cuadro médico. La mujer dijo que el día anterior “se había caído de la cama” y que por eso “había vomitado sangre”. 
Sin embargo, el diagnóstico fue alarmante: el niño presentaba signos de maltrato infantil ya que había sufrido “traumatismo abdominal cerrado con laceración hepática, neumoperitoneo, traumatismo de cráneo con fractura occipital y desnutrición crónica”, según informó Diario Chaco.

En una conferencia de prensa llevada a cabo por la directora del centro de salud, Alicia Michelini, se dieron más detalles sobre cómo fue el ingreso del bebé: “El niño llegó consciente, lúcido, comprometido pero despierto. La madre ofreció una declaración confusa, indicando que no estaba presente en el momento del incidente porque estaba llevando a su otra hija al jardín”.

Los médicos tuvieron que operar al nene a causa de la gravedad de su estado y descubrieron una lesión aún más severa. Tenía una “explosión piloro duodenal”, la cual se trata de la destrucción del músculo que separa el estómago del intestino delgado. Por estas horas, el chico se encuentra internado en la unidad de cuidados intensivos y corre riesgo de vida.

Ante la magnitud del hecho, se realizó una intervención a la Línea 102 y la Justicia abrió una investigación a cargo del fiscal Francisco Asís De Obaldía, quien ya ordenó la detención de la madre del menor junto a su pareja. Ambos están acusados de “lesiones agravadas por el vínculo”.

De acuerdo a lo que se detalló en la denuncia, el menor ya había ingresado previamente con un cuadro similar en el mes de abril, tenía fiebre y se presentaba en estado de desnutrición. Además, tenía dificultades para respirar, por lo que quedó internado durante 11 días.

Leé también: Cayó un hombre acusado de intentar matar a su hijastra: la golpeaba, la drogaba y le daba comida para perros

Así fue que las autoridades del hospital informaron sospechas de maltrato infantil y el Servicio de Atención Integral a Niñas, Niños y Adolescentes Víctimas de Violencia (SAINNAV) recibió una notificación.

Sin embargo, esa vez no hubo una intervención. “Lo que sucedió en este caso particular -el de abril- es que desde el servicio no se lo asumió como una situación de sospecha de violencia física”, indicó Michelini, quien agregó que sobre la desnutrición lo vieron como “una situación de carencia y no como una situación de negligencia”.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?