Estalló Ituzaingó y se consagró este verano como la nueva Camboriú

Lunes 14 de enero de 2019
Victoria Bergunker

Por Victoria Bergunker interior@elterritorio.com.ar

Con una sensación térmica superior a los 30 grados, las playas de Ituzaingó fueron furor este fin de semana y se colmaron de grupos de amigos y familias que se acercaron a disfrutar del sol y la calidez del río Paraná y pasar un buen momento entre mates, charlas y risas.
Los turistas llegaron desde; distintos puntos de Misiones y del Litoral y disfrutaron de los más de 25 kilómetros de playas que tiene la localidad correntina, que se sigue afianzando año a año con su propuesta veraniega que se volvió un clásico.
Teniendo en cuenta la difícil situación económica que atraviesa el país, cada vez son más los que eligen veranear en los balnearios de Ituzaingó, ya sea ir a pasar el fin de semana o quedarse durante varios días, dado el elevado costo -producto de la devaluación y la crisis- que; demanda viajar a Camboriú o Florianópolis, los habituales destinos en el litoral atlántico brasileño para miles de misioneros.
En este sentido, los hoteles, los campings y los alquileres de casas, departamentos y cabañas se encuentran ocupados en su mayoría hasta fines de enero.
Tal es el caso de Nancy Bongers, de Leandro N. Alem: “Vine a pasar el día, pero mis hijas ya están desde hace una semana visitando playas, este es el último día de las vacaciones. Estamos en carpa y pagamos por día 90 pesos por persona, 100 pesos la carpa y 100 pesos el auto, es bastante accesible”. “Este verano el presupuesto llegó hasta acá”, comentaron mientras compartían un tereré en familia.
Asimismo, Norma Barreto, de Posadas, decidió pasar el fin de semana en la ciudad balnearia: “Nos estamos quedando en un hotel, somos dos familias”. En tanto su amiga, Analía Borges, añadió: “Decidimos tomarnos unos días acá, Brasil este año está lejos”.
Rosalía Olivera, también de Posadas, indicó: “Llegamos hoy (por ayer) y nos vamos mañana (lunes), venimos todos los veranos, en este caso alquilamos una casa de dos habitaciones entre seis personas y estamos pagando 1.000 pesos por día. Estamos cómodos, con aire, hay parrilla, la idea es cambiar un poco el aire porque está imposible ir a Brasil”.

Refrigerios y comida
Entre las opciones que se ofrecen a los visitantes está el carrito Gabriel a pocos metros de la bajada a la playa, con precios muy accesibles en minutas. El choripán tiene un valor de 50 pesos, la hamburguesa completa $80 y el lomito completo $150. “Traté de poner buenos precios para la gente”, comentó el dueño del lugar y añadió que la gaseosa de 2,25 litros cuesta 100 pesos, las aguas saborizadas 60 y la cerveza en lata tiene un valor de 50 pesos.
En tanto en el local El Náutico Parador, la oferta es tres latas largas de cerveza por 120. Sin embargo, muchos optan por llevar conservadoras con bebidas, sándwiches y frutas para compartir.
La localidad cuenta además con ocho playas habilitadas: Paranaguá I y II, Punta Norte, Playa I, Iguana, Morena, La Marcelina y Loro Cuarto y cada una de ellas cuenta con dos guardavidas, quienes trabajan de 12 a 20. “Hasta ahora no se registraron hechos importantes más que algunos casos de insolación”, destacó uno de los socorristas.
Además, en el lugar hay efectivos de la Policía Turística que cuenta con un patrullero, cinco motocicletas, diez bicicletas, ocho radios portátiles y uniformes para todo el personal, dispuesto a reforzar la seguridad y la presencia policial en la ciudad, en un trabajo mancomunado entre la Provincia y el Municipio.
La Unidad Especial Policía Turística estará a cargo del Comisario José María Borone y cumple funciones en la zona de playas, para brindar atención al turista y darles a los visitantes información adecuada.

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina