Cooperativas sienten alivio con el VAD, pero insisten en ser cautos

Jueves 17 de mayo de 2018
Las cooperativas de electricidad de la provincia aseguraron que la nueva aplicación del Valor Agregado de Distribución (VAD) de parte de Electricidad de Misiones Sociedad Anónima (Emsa), trae un poco de alivio y les permitirá avanzar en algunos trabajos. Pero expusieron que deben ser cautos, ya que no hay precisión de qué pasará con la economía nivel nacional.
Los valores de la energía se habían incrementado meses atrás tras el aumento autorizado por Nación. Las abultadas boletas generaron malestar en los usuarios, por ello el Gobierno provincial había decidido suspender el cobro del VAD, pero había anunciado que una vez que el consumo disminuya se volvería a cobrar, recordaron desde las cooperativas.
Ángel Kusuka, presidente de la Federación de Cooperativas Eléctricas de Misiones (Fecem) y de la Cooperativa de Agua y Energía y otros Servicios de Dos de Mayo, manifestó a El Territorio que “esto va a causar un efecto positivo en las finanzas porque va a ayudar a paliar un poco la situación actual, aunque no va a solucionar el problema por completo”.
A su vez, el presidente de la Cooperativa de Concepción de la Sierra, Diego Conti, afirmó que “cualquier beneficio que las cooperativas puedan recibir es bienvenido”. 
Expuso que “el 3 por ciento no representa mucho, pero significa una ayuda para las cooperativas”. 
A través de la resolución 191, el Gobierno provincial habilitó a Emsa a que se retome el cobro del valor y que sea aplicado de manera gradual. 
De esta manera, el aumento  de este mes fue del 1,7 por ciento, ese porcentaje se verá solo en esta facturación. Mientras, en mayo, junio, julio, agosto y septiembre vendrá plasmado en cada boleta el 3 por ciento.
En este punto, Kusuka expuso: “Creemos que es bueno que el aumento sea gradual, porque así no impacta tan de golpe en el bolsillo del usuario”.
Si bien con la aplicación del VAD las cooperativas se empezarán a recomponer financieramente, lo que sucede es que aparecen otros problemas de coyuntura.
En consecuencia, el presidente de la Fecem detalló que “ahora hay que ver cómo queda la economía a nivel nacional y a partir de este pequeño recupero analizar qué fijaciones puede tener en cada cooperativa”.
Según apuntó, a principios de año las cooperativas tenían pensado un plan de trabajo con la intención de mejorar la situación de cada una. El objetivo estaba  fijado hasta fin de año.
“Por un lado recuperamos, pero por el otro tenemos estos inconvenientes que nos dejan un poco descolocados y no sabemos a ciencia cierta cómo quedarán los números”.
A la vez, agregó: “Justo cuando se logra recuperar el VAD, aparecen los otros problemas que están asociados a la inflación y a los aumentos en el país”.
Kusuka aseguró que recién se tendrá un panorama de dónde están parados en los próximos tres meses.
Al igual que a otros sectores, la suba del dólar también impacta en las cooperativas, ya que muchos de los insumos imprescindibles se pagan a precio dólar, por lo que estiman que de seguir aumentando los valores de esta moneda, lo recuperado del VAD se verá absorbido por esos aumentos.
En lo que se refiere a este punto, Conti dijo que “los precios subieron potencialmente y no hay un equilibrio, porque todo lo que se compra está a precio dólar”.
Entre los elementos que necesitan las cooperativas se pueden detallar cables ensamblados, aisladores, postes y transformadores.

Situación complicada y compleja
En cuanto a los trabajos que  se están realizando las cooperativa, Kusuka comentó: “Están trabajando bien, pero la situación financiera es complicada y compleja porque muchas se comprometieron a hacer frente a las obligaciones que tienen con la empresa provincial”.
Insistió en que la regularización de las deudas con Emsa genera un gran esfuerzo para cada una de ellas.
“Esto no es tan sencillo porque la energía está a un precio muy alto y se trabaja con mucha austeridad, se analiza cómo se puede ir solucionando todos los problemas que se presentan”.
Puntualizó que en los últimos años, lo primordial es solucionar las urgencias. Ejemplificó que “se espera a que el poste esté casi caído para reemplazarlo o levantarlo”.
En cuanto a las obras nuevas o de prevención, contó que casi no se llevan adelante. “Se hacen recién cuando aparecen los problemas, pero esto no pasa sólo en las cooperativas sino que también la misma situación se da con la empresa provincial”.
Asimismo, alegó que “la idea es ir trabajando en prevención y mejorando las líneas que están en problema antes de que sufra algún desperfecto”. 

Nuevo convenio en Concepción
Conti, de Concepción de la Sierra, comentó que la cooperativa local firmó un nuevo convenio, por lo cual ahora se hará cargo de la limpieza y el mantenimiento de la línea 33 -desde Apóstoles hasta Concepción-. 
Entre los trabajos que se llevarán a cabo estarán el mantenimiento de los transformadores y el retiro de ramas. 
Antes este trabajo lo hacían en conjunto con Emsa y la delegación de Apóstoles. 
Según indicó el presidente de la entidad, por esa labor la cooperativa tendrá descuentos en los kilowatts, lo cual es beneficioso.  
El objetivo de este convenio es que los vecinos cuenten con el servicio adecuado y que no deban enfrentar prolongados cortes de luz durante las tormentas, por ejemplo. 

Por Daiana Gómez Brauvano
politica@elterritorio.com.ar

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina