viernes 12 de abril de 2024
Muy nuboso 22.7ºc | Posadas

A casi una semana del ataque a tiros a padre e hijo en una plantación de tabaco de Andresito

Acusados de matar a peón negaron haber participado

Basilio M. y Joel F., detenidos por el crimen de Hugo Goncalvez (25), contaron su versión de los hechos. Negaron participar del ataque aunque incurrieron en contradicciones

sábado 09 de marzo de 2024 | 6:05hs.
Acusados de matar a peón negaron haber participado
En la propiedad de los detenidos se incautaron armas largas y proyectiles.
En la propiedad de los detenidos se incautaron armas largas y proyectiles.

A casi una semana del asesinato a tiros del trabajador rural Hugo Sebastián Goncalvez (25), quien fuera atacado mientras trabajaba junto a su padre en una plantación de tabaco de Comandante Andresito, ayer se llevaron a cabo las audiencias indagatorias con los dos detenidos que tiene hasta el momento la pesquisa.

Se trata de Basilio M. (74) y de Joel F. (31), dueño y capataz de la propiedad de la zona industrial de la citada localidad y en donde fueron atacados padre e hijo el pasado domingo 2 de marzo, quienes tuvieron su oportunidad de defenderse en el Juzgado de Instrucción Tres de Puerto Iguazú, a cargo de la investigación. 

Según pudo saber El Territorio con fuentes confiables de la causa, los implicados decidieron declarar durante varios minutos ante el juez Martín Brites y en donde negaron tener participación en el ataque a tiros a los Goncalvez.

Se supo que Joel F. (31) explicó que ese día no escuchó ni vio nada raro y que tomó conocimiento de lo sucedido por el aviso de la propia pareja del fallecido. 

Por otro lado, tras escuchar las coartadas de ambos detenidos, el magistrado dispuso que éstos continúen tras las rejas, pero ya imputados formalmente por homicidio y homicidio en grado de tentativa, agravado por el uso de arma de fuego y tenencia ilegal de arma de fuego. Más allá de esta cuestión, de acuerdo a lo expresado por los voceros consultados, los aportes dados por los imputados tuvieron muchas contradicciones sobre qué hicieron en los momentos previos y posteriores al homicidio.

Aunque quien tendría más complicada su situación procesal sería el mayor de los detenidos, a partir de ciertos puntos expresados en su indagatoria y que por estas horas se están analizando detalladamente. Cabe recordar que al propietario de la chacra como a su capataz se les realizaron pruebas orientativas de parafina, aunque los investigadores remarcaron que será clave para el caso los resultados de las pruebas balísticas, como así también el análisis a los teléfonos celulares de los detenidos.

Y añadieron que esta última diligencia judicial busca reconstruir mediante geolocalización los movimientos de los acusados el día del hecho. 

Lucha por vivir

En tanto que sobre el estado de salud de Néstor Fabián Goncalvez (49), quien también recibió una gran cantidad de impactos durante la agresión que se cobró la vida de su hijo, continúa internado en delicado estado de salud en el hospital Samic de Eldorado. 

El mayor de los Goncalvez recibió impactos en distintas partes del cuerpo; uno de ellos en el ojo izquierdo y otros en la espalda, sumado a las lesiones provocadas por perdigones. 

Cabe recordar que el último lunes, la Policía de Misiones realizó un allanamiento en la propiedad donde viven los dos detenidos y en donde se secuestró un importante arsenal de proyectiles y varias armas largas como rifles y escopetas. 

Por el momento no quedó claro el móvil del hecho, ya que existen varias hipótesis en torno al ataque.

Una de ellas apuntaría a que las víctimas pudieron ser confundidas con delincuentes por uno de los detenidos. O bien, una vieja rencilla previa entre el mayor de los detenidos con padre e hijo tampoco se descarta en el caso.

Fuentes que intervienen en el caso indicaron que los nombres de los sospechosos fueron incorporados al caso apenas un puñado de horas después del ataque a partir de la declaración de la novia del menor de las víctimas.

El aporte testimonial fue incorporado por Ana Paula (21), quien apuntó al dueño de la chacra como posible sospechoso y en base a una mala relación que el ahora detenido mantenía con su pareja y suegro por una antigua venta de tabaco.

Siempre según el relato de la joven, tanto su pareja como su suegro trabajaron un tiempo para el dueño de la chacra, hasta que en una oportunidad se generó un entredicho por la venta de una parte de la cosecha de tabaco de la propiedad.

A raíz de ello, el ahora detenido le reclamó a los Goncalvez dinero por esa transacción. Esto último hizo que las víctimas dejaran de trabajar para Basilio M. (74) por un tiempo, hasta que en octubre pasado, el capataz del agricultor Joel F. (31), segundo detenido que tiene la causa, habría contratado por su cuenta a padre e hijo para que trabajaran para él en la misma zona.

Ataque en la chacra

Lo que se pudo reconstruir hasta el momento en base a los datos recabados por los investigadores apunta a que el ataque se habría producido entre las 18 y las 19.30 del domingo aproximadamente ya que un rato antes Ana Paula (21) compartió un rato con sus familiares y mientras éstos dos trabajaban en un sector de la chacra.

A partir de lo que declaró la pareja de Hugo Sebastián, se sabe que la muchacha, ese día, había regresado a la chacra luego de haber estado en casa de un familiar.

Cerca de las 17, al no encontrar a su novio en la vivienda, decidió ir hasta el sector donde se trabaja con el secado de las plantas de tabaco y que allí si ubicó al joven y a su papá en plena labor diaria.

En ese contexto, Ana Paula narró que pasó varios minutos acompañando a sus familiares cebando tereré, pero que al cabo de un rato, cuando empezaba a oscurecer, decidió regresar a la casa.

Pero minutos antes de las 19.30, ya en su morada, la muchacha relató que escuchó un estruendo similar a un disparo, pero que no le llamó la atención en ese momento.

Aunque un rato más tarde, si notó raro que su pareja no le respondiera unos mensajes que le envió para saber a qué hora regresaban para cenar, por lo que ya preocupada, decidió preguntar al encargado de la plantación de tabaco donde viven si sabía algo de su novio y su suegro.

Es en medio de la charla con el vecino en donde arriban a su casa un agricultor de la zona quien contó a Ana Paula que instantes antes había visto a dos personas tiradas sin vida en cercanías a una cortina de eucaliptos de la zona y que al parecer serían su novio y su suegro. 

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias