El trágico suceso ocurrió en la localidad de Gobernador Roca

“Nos sentimos frustrados porque la empresa no se hizo cargo de nada”

A dos años del siniestro en el que un colectivo de la firma Kruse colisionó sobre la ruta 12, provocando la muerte de cuatro personas y dejando heridos, víctimas piden justicia
sábado 23 de septiembre de 2023 | 6:03hs.
“Nos sentimos frustrados porque la empresa no se hizo cargo de nada”
“Nos sentimos frustrados porque la empresa no se hizo cargo de nada”

Hoy se cumplen dos años del trágico siniestro vial ocurrido en la localidad de Gobernador Roca, donde un colectivo de media distancia de la empresa Kruse colisionó sobre la ruta nacional 12, lo que provocó la muerte de cuatro personas-entre ellas el chofer-, y dejó varios heridos que sobrevivieron de milagro al fuerte impacto contra las ramas de árboles que ingresaron al transporte.

Una de esas personas es Mercedes Rodríguez, de 46 años, quien en diálogo con El Territorio contó cómo se siente respecto al siniestro que sufrió, qué problemas le ocasionó y qué espera para tener justicia.

“Ese día estaba muy feo, estaba lloviznando y yo tenía que viajar desde Jardín América hacia Posadas para hacer unos trámites”, comenzó contando Mercedes.

En esa línea, mencionó que cuando subió al colectivo “se escuchaban ruidos dentro del colectivo. Me dijeron que venía en malas condiciones desde Montecarlo, pero no me imaginé que se iba a reventar una cubierta”.

Respecto al asiento en el que ella estaba sentada en el momento del despiste, la mujer expresó que iba en la parte de arriba, en el sector del medio, pero que anteriormente se hallaba en otro lugar.

“En Jardín América había unas cuantas personas esperando para subir y cuando subí estaba en la parte del frente, al lado del muchacho que se le cayó el árbol arriba”, expresó, agregando que “cuando me senté ahí sentí que no estaba cómoda, que estaba roto el asiento y que quería cambiarme de lugar”.

En tanto, mencionó que momentos antes del trágico siniestro ella tuvo la posibilidad de cambiarse de lugar, ya que algunas personas que subieron en Jardín América se bajaron en la iglesia católica y en Gobernador Roca, siendo esto aprovechado para ir a uno de esos asientos desocupados.

La entrevistada además recordó que en ese tramo del viaje “sentí el movimiento del colectivo que iba de un lugar a otro, hasta que terminó despistando e impactando contra el pino, siendo los gajos de los árboles que rompieron todos los vidrios”, lamentó.

Esos vidrios rotos provocaron la muerte del chofer y de un pasajero que iba en el asiento más inmediato del vidrio frontal. Además hubo múltiples heridos de gravedad.  Dos de ellos murieron mientras estaban internados en el Hospital Madariaga.

Si bien Mercedes se encontraba en la parte del medio del colectivo, fue víctima de distintas lesiones físicas, destacándose una fractura en el tabique, un fuerte golpe en la rodilla y otras complicaciones que le ocasionaron tener que operarse.

“Fui operada de los ojos, porque veía mal y también tuve problemas de alteraciones por los golpes. Hay días que me lagrimean los ojos y hay momentos que no veo”, detalló.

“Nos sentimos frustrados”

En otro tramo de la entrevista, Rodríguez indicó que no hubo ninguna comunicación desde la empresa y que por el momento tampoco obtuvieron respuestas desde la Justicia.

“Nos sentimos frustrados y mal porque hasta el día de hoy la empresa no se hizo cargo de nada. Esperábamos que por lo menos nos llamen y pregunten cómo estamos o si necesitamos algo”, señaló.

Asimismo, ratificó que lo que necesitan los sobrevivientes y los familiares de las víctimas fatales es que se haga justicia, ya que sienten que el caso por el siniestro vial está quedando en la nada, y mencionó que no hubo justicia. “Estamos todos abandonados”, se quejó. No obstante, demostró ánimos de que su caso se va a resolver más adelante.

Por otra parte, Mercedes mencionó que en el tiempo reciente del siniestro sentía mucho miedo de subir a los colectivos, algo que aún se mantiene en estos dos años, pero que al no tener un vehículo propio, “no me queda de otra que subir a colectivos para movilizarme”, alegó.

Respecto a los recuerdos que tiene de ese día los describió como tristes, ya que “ver a esa gente apretada y lastimada fue horrible”.

Por último, Mercedes enfatizó que debe haber más responsabilidad de las empresas con sus colectivos, y que deben controlar que “estén en las condiciones de prestar el servicio y no salir con las cubiertas todas rotas o secas”.

Colisión y tragedia

Como oportunamente informó este medio, el 23 de septiembre de 2021 un colectivo de media distancia se despistó luego de reventar un neumático cuando circulaba sobre la ruta nacional 12 en cercanías a la localidad de Gobernador Roca.

La tragedia, en la que murieron tres personas en el acto-entre ellos el conductor-, y otras once sufrieron heridas de distinta gravedad, ocurrió cerca de las 11.30, a la altura del kilómetro 1406 de la mencionada ruta.

Según fuentes oficiales, el micro de la empresa Kruse circulaba en sentido Puerto Iguazú-Posadas, con aproximadamente 25 pasajeros.

Fue en ese contexto que en un determinado momento explotó la cubierta delantera izquierda del rodado, lo que ocasionó que se cruzara al carril contrario chocando contra un auto, que tenía cuatro ocupantes que terminaron ilesos, y finalmente detuvo su marcha al embestir pinos que estaban ubicados a un costado de la ruta.

Tres meses después falleció una cuarta pasajera, que estuvo internada desde el siniestro en el Hospital Madariaga.

En cifras

25

Es el total de pasajeros que iban en el colectivo de media distancia que salió desde Puerto Iguazú y tenía como destino la capital provincial.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?