El sospechoso fue detenido ayer por la Policía

Una mujer fue secuestrada y abusada por su ex

Sobre el implicado ya pesaba una prohibición de acercamiento. El 31 de agosto violó la medida y raptó a su ex en Oberá. La mujer logró escapar y denunció el calvario que padeció
viernes 15 de septiembre de 2023 | 6:05hs.
Una mujer fue secuestrada y abusada por su ex
Una mujer fue secuestrada y abusada por su ex

Ni siquiera los hechos de violencia previa habrían permitido avizorar el terrible padecimiento al que fue sometida la víctima, quien denunció que su expareja la mantuvo secuestrada durante una semana, lapso en el que fue abusada sexualmente, golpeada y amenazada de muerte.

Semanas antes, el Juzgado de Familia de Oberá dictó una serie de medidas para proteger a una joven de 23 años del maltrato de su ex, identificado como Ángel Iván B. (28), alias Patrón, aunque el implicado violó reiteradamente lo dispuesto por la Justicia.

“Le voy a matar a tu mamá, me voy a cobrar y por tu culpa van a pagar tus hijos. Después te voy a matar a vos. Ninguno de los dos vamos a salir vivos”, la amenazó en reiteradas llamadas telefónicas, al tiempo que pasaba frente al domicilio, a pesar de la perimetral dispuesta por el lapso de tres meses.

Pero la situación llegó a un extremo el pasado 31 de agosto en horas de la noche, cuando el hombre se presentó en la casa de la mujer, en Villa Lindstrom de Oberá, circunstancia en que la abordó por la fuerza, la obligó a subir a su auto y la secuestró.

Lo que siguió fue un verdadero infierno para la víctima, quien habría sido mantenida cautiva bajo amenazas, drogas y alcohol.

Según su denuncia, durante la semana en que permaneció secuestrada el perpetrador alternó en al menos tres hospedajes de la ciudad, hasta que el jueves pasado la mujer logró escapar y pidió auxilio a un familiar.

Ese mismo día radicó la denuncia ante la Comisaría de la Mujer de Oberá. Fue así que personal de la Unidad Regional II inició las pesquisas del caso y ayer lograron detener al sospechoso, en cuyo poder hallaron marihuana y cocaína.

Secuestro y fuga

Según reconstruyó El Territorio con fuentes del caso, semanas atrás la joven de 23 años decidió terminar la relación con el implicado, cansada del maltrato y la violencia, lo que derivó en la intervención del Juzgado de Familia.

Pero al hombre poco le importó la prohibición de acercamiento y continuó hostigando a su ex. Hubo mensajes y llamadas amenazantes, acoso y, finalmente, se concretó el secuestro.

El 31 de agosto por la noche esperó que la mujer llegara a su domicilio, la sorprendió y forzó para que subiera a su vehículo.

Siempre bajo golpes y amenazas, en primera instancia se alojaron en un complejo de cabañas ubicado sobre ruta Nacional 14, cerca de las Termas de Oberá.

El detenido tenía varios antecedentes de delitos contras las personas.

Luego se mudaron a un hospedaje de calle José Hernández y más tarde a una cabaña situada en el barrio Bella Vista. También alternaron en domicilios de familiares del acusado.

Tal como consta en la denuncia, el individuo la forzó a consumir drogas y bebidas alcohólicas, como también a mantener relaciones sexuales. Asimismo, ante la mínima negativa la agredía físicamente para mantenerla bajo su dominio.

Pero el jueves pasado en horas del mediodía la víctima logró escapar de una cabaña de la calle José Hernández y pudo llegar hasta la casa de tía, donde pidió ayuda.

Droga y plata

La denuncia ante la Comisaría de la Mujer recayó en el Juzgado de Instrucción Uno, a cargo de Pedro Piriz, quien dispuso se active el protocolo del Gabinete de Asistencia Forense (GAF) para víctimas de abuso sexual, como también que se recepcione declaración testimonial a los encargados de los hospedajes mencionados por la víctima y la captura del implicado.

La investigación del caso derivó ayer en el allanamiento de una cabaña ubicada sobre calle Don Bosco, donde se procedió a la detención de Ángel Iván B.

En el lugar la Policía halló un envoltorio que contenía 22,2 gramos de marihuana y otro con 2,3 gramos de cocaína, según determinó el posterior análisis con reactivos.

En la misma requisa también se secuestraron un teléfono celular, 500 dólares, 15.000 pesos y 100 reales.

El sospechoso fue revisado por el médico policial en turno y luego quedó alojado en dependencias de la Seccional Tercera.

Al respecto, desde la Unidad Regional II hicieron constar que el detenido registra antecedentes por varios delitos contra las personas.

Se estima que recién la próxima semana el sospechoso será citado a indagatoria ante el Juzgado donde se tramita la causa que preventivamente fue caratulada como “privación ilegítima de la libertad, amenazas de muerte, desobediencia judicial, abuso sexual con acceso carnal e infracción a la ley de estupefacientes”.

Con relación al secuestro de droga interviene el Juzgado Federal de Oberá, desde donde se ordenó una serie de medidas para determinar si el citado se dedicaba a la comercialización de estupefacientes.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?