Tragedia de Austral: “Fray Bentos es un lugar que me transmite paz y energía para seguir”

Viernes 11 de octubre de 2019 | 06:00hs.
Jorge Posdeley

Por Jorge Posdeley fojacero@elterritorio.com.ar

Flores, banderas y avioncitos de papel con el nombre de cada uno de los 74 fallecidos adornaban ayer por la tarde el monumento a las víctimas de la tragedia de Austral en el Aeroparque Jorge Newbery de Ciudad de Buenos Aires. 
Allí tuvo lugar ayer, desde las 19, un nuevo acto por otro aniversario de la mayor tragedia aérea de la historia argentina y allí se juntó una gran cantidad de familiares de víctimas, que volvieron a unirse para compartir el dolor y el recuerdo de sus seres queridos. 
Según indicaron, en la intervención se leyeron adhesiones al recordatorio y se leyó la nómina de víctimas antes de un profundo y respetuoso minuto de aplausos. Luego, darían paso a charlar sobre el estado de la causa y del respectivo juicio que se lleva adelante desde marzo para esclarecer el trágico hecho. 
Tal como publicó El Territorio en la víspera, el hecho de que por fin se haya llegado a instancia de debate oral transforma esta fecha en un aniversario un tanto más que especial que los registrados anteriormente, aunque en él se renuevan y fortalecen los pedidos de justicia. 
Entre los asistentes ayer se encontraba María Laura Wenk (45), hija del odontólogo Alfredo Mario Wenk, una de las 74 víctimas del vuelo 2553 de Austral que ese 10 de octubre de 1997 salió de Posadas con destino a Buenos Aires pero terminó estrellándose en una zona rural cerca a la ciudad de Fray Bentos, Uruguay. 
La familia Wenk adoptó a la tierra colorada como propia. El matrimonio y sus dos hijos llegaron desde la provincia de Chaco a fines de la década del 70 y forjaron su vida en la localidad de Leandro N. Alem.

En esta oportunidad, María Laura asistió por primera vez al acto en recordatorio a las víctimas en Aeroparque y en diálogo con este matutino expresó su emoción. 

“Somos un grupo de valientes”

“Sobrellevar toda esta lucha no es fácil, la estamos llevando todos juntos. Estamos unidos por un mismo dolor y eso nos hace fuertes. Siempre digo que somos un grupo de valientes que salió y va a seguir saliendo adelante clamando justicia”, manifestó al comienzo de un breve diálogo antes del inicio del acto. 
Y agregó: “Es la primera vez que vengo a este tipo de acto en Buenos Aires y la verdad es que estoy sumamente emocionada por esta circunstancia”.

Pero el plan de actividades para este aniversario número 22 del siniestro no culminó allí, dado que los familiares tienen previsto viajar mañana hacia Fray Bentos para visitar el lugar del exacto donde el DC9-32 se estrelló a una velocidad de 1.200 km/h y se pulverizó contra la tierra.

Según lo planificado, está previsto que el grupo realice un homenaje a sus seres queridos ese sábado a las 12, pero todo dependerá en gran medida de las cuestiones meteorológicas que pueden complicar la llegada hasta el lugar.

“Yo sí he ido casi todos los años a Fray Bentos y para mí es un lugar que me transmite mucha paz, mucha energía y eso nos da fuerzas para seguir adelante. El sábado estaremos ahí, nuevamente todos juntos”, expresó Wenk.

En la continuidad del acto de ayer en Aeroparque también se visualizó un adelanto del documental que está preparando Yamila Nahir Williams, hija de Rubén Williams, otra de las víctimas del siniestro.

Allí oyen declaraciones como la de Carlos, quien expresa: “Cuando cayó el avión y mi papá murió, junto con todos los pasajeros, él tenía 49 años y yo tenía 23. Durante seis meses estuve con este pedazo de avión, que era mi papá, en el bolsillo, porque cuando llegamos a Fray Bentos lo que había era un hueco con cosas desparramadas, ni siquiera había cuerpos enteros”. 

La propia Yamila agrega en el documental que es “es el dolor de que no fue un accidente, de que el avión tenía fallas, que no tenía los controles que tenía que tener. 74 familias quedaron partidas al medio y queda también el dolor de crecer sin mi papá”.

Juicio 
El siniestro registrado en la noche del 10 de octubre de 1997 en estos momentos es ventilado en instancia de debate oral y público en los tribunales de Comodoro Py.

El juicio comenzó el 26 de marzo y hasta ahora se han llevado adelante un total de 19 audiencias que fueron utlizadas para la exposición de un coloquio de peritos que jornada tras jornada explican y debaten sobre determinados tópicos vinculados al accidente aéreo.

La discusión se sustancia en dos posturas contrapuestas. Por un lado están los peritos que coinciden con los análisis hechos por investigadores aeronáuticos uruguayos que establecieron que la nave no contaba con la alarma que se requiere para la precaución sobre fallas en el funcionamiento de la calefacción de los tubos pitot y ese fue uno de los principales motivos del siniestro, mientras que otros entienden que el hecho fue consecuencia de un error humano por parte de los pilotos. 
Respecto de la continuidad del debate, se prevé que el coloquio de peritos se extienda por una semanas más y recién ahí se daría inicio a la ronda de testimoniales, para la cual hay más de 100 personas citadas a comparecer ante el Tribunal Oral Federal (TOF) 5, razón por la cual se estima que el juicio continúe hasta 2020.
El tribunal está integrado por los magistrados Daniel Obligado, Adriana Pallotti y José Martínez Sobrino, en tanto que la fiscalía está representada por Patricio García Elorrio y en el banquillo de los acusados hay un total de 35 personas que se desempeñaban en cargos directivos y gerenciales dentro de la Fuerza Aérea Argentina y en la empresa Austral, que por ese entonces dependía de la firma española Iberia.

Todos están imputados del delito de estrago doloso seguido de muerte, figura que prevé penas de entre 10 y 20 años de prisión en caso de ser hallados culpables al final del proceso. 

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina