Osde desarrolla cursos de RCP en todo el país

Domingo 28 de abril de 2019 | 14:30hs.
La Reanimación Cardiopulmonar (RCP) es una técnica sencilla que permite duplicar o triplicar las posibilidades de sobrevida en una persona que sufre un paro cardiorrespiratorio o que en principio no responde a estímulos y no respira o su respiración no es normal. Se trata de una técnica sencilla que puede ser aplicada por cualquier persona que haya recibido un curso de RCP y que permite restablecer la circulación sanguínea y la distribución de oxígeno a los órganos vitales hasta la llegada del servicio de emergencias médicas.

Desde el 2011 a la fecha, Osde brindó formación en todo el país a más de 18.500 personas, de las cuales 5.389 son colaboradores del grupo, en RCP básica, maniobra de Heimlich (desobstrucción de la vía aérea) y manejo del Desfibrilador Externo Automático (DEA). A fines de 2013 comenzó el Proyecto Osde Espacio Cardioprotegido, que dotó a la empresa con 122 DEA instalados en todo el país.

Sebastián Alonso es referente de RCP y Capacitación de Urgencias de Osde y junto a un equipo de instructores, todos certificados por la American Heart Association (AHA) y con el acompañamiento Académico de Mariano Allende Iriarte y el Claudio Yaryour, dictan cursos abiertos y gratuitos en todo el país para socios, colaboradores y cualquier persona que desee participar.

Los cursos de Osde están dirigidos a personas que no son profesionales de la salud. Para Alonso, “cuanto más simple es la técnica de RCP, la utilización resulta más efectiva, y se deben realizar las maniobras hasta la llegada del personal médico entrenado. Es sumamente importante que las maniobras de RCP comiencen inmediatamente. Esa es la diferencia entre la vida y la muerte de una persona que colapsó súbitamente con un paro cardiorrespiratorio”.

Según Alonso, el miedo a aplicar RCP o usar un desfibrilador se debe principalmente al desconocimiento y el temor a lesionar o lastimar a la víctima. “Es una técnica simple y efectiva que permite restablecer la circulación en una situación de paro cardíaco. Al comprimir fuerte y rápido en el centro del pecho, favorecemos la oxigenación de órganos y tejidos”.

Además, contrario a algunos mitos y creencias erróneas, no hay consecuencias legales para quien intente reanimar a una persona. Desde hace dos años, según la Ley 27.159 de Prevención de Muerte Súbita, ninguna persona que realice RCP Básica y utilice un DEA (Desfibrilador Externo Automático) está sujeta a responsabilidad civil, penal ni administrativa.

El Territorio no tiene responsabilidad alguna sobre comentarios de terceros, los mismos son de exclusiva responsabilidad del que los emite.

El Territorio se reserva el derecho de eliminar aquellos comentarios injuriantes, discriminadores o contrarios a las leyes de la República Argentina