El Japonés se mantiene invicto como local en la temporada

“Todavía no tocamos nuestro techo y podemos jugar mejor”

Tokio piensa en Centenario de Venado Tuerto, rival con el que peleará mano a mano el ascenso a la Liga Argentina. “Vamos a ir por todo”, admitió Maxi Barrios, base del equipo posadeño
sábado 29 de junio de 2024 | 3:00hs.
El base Maxi Barrios buscará mantener la ilusión en el Jorge Yamaguchi. Foto: Guadalupe de Sousa
El base Maxi Barrios buscará mantener la ilusión en el Jorge Yamaguchi. Foto: Guadalupe de Sousa

Tokio se alista para uno de los desafíos más importantes de su historia, el sueño del ascenso está cada vez más cerca y tanto el plantel como la hinchada Oriental se ilusionan con quedar en la historia del básquet misionero.

La serie arrancará mañana desde las 21.30 en el estadio Jorge Yamaguchi ante Centenario de Venado Tuerto (SF) y comenzará a definir la suerte de uno de los dos ascensos que otorga la Liga Federal. El base de Tokio Maximiliano Barrios habló con El Territorio y comentó cómo se preparan para el siguiente desafío.

“Estamos muy contentos con el esfuerzo del equipo, enfrentamos a diferentes rivales en el torneo y nos supimos acomodar para contrarrestarlos. Si bien en algunos juegos no mostramos el mejor básquet, no dejamos ningún tipo de dudas en la actitud de pelear hasta el final”, expresó Barrios.

“Al principio de la temporada nos costó, pero fuimos creciendo con el correr del torneo. Es difícil mantener los cuarenta minutos al mismo nivel en los partidos, porque los rivales juegan y son muy buenos en estas instancias. Lo importante es que llegamos hasta acá con un grupo humano fantástico”, mencionó el chaqueño.

En cuanto a la serie por el ascenso contra Centenario, Barrios aseguró que “para ascender y salir campeones hay que ganarle a los mejores. Vamos a ir por todo, todavía no tocamos nuestro techo y podemos jugar un mejor básquet”.

La Liga Argentina es la segunda categoría del básquet nacional, un escalón que supo transitar hasta junio del 1995 el equipo posadeño Luz y Fuerza con el entrenador Rubén Magnano. Hace 29 años Magnano consiguió el muy festejado ascenso a la elite, justamente en el Templo Oriental de la calle Belgrano.

Desde esa fecha hasta hoy, ningún equipo de la capital misionera estuvo al borde de lograr el pasaporte al ahora ex Torneo Nacional de Ascenso.

El objetivo para Tokio no será nada fácil, ya que el rival, Centenario de Venado Tuerto, fue el mejor equipo de la conferencia Centro y que hasta el momento sólo perdió en dos ocasiones durante el certamen, ambas como visitante. Además, el club santafesino tendrá la ventaja de la localía en la llave.

El rival: La Fiebre
Centenario de Venado Tuerto, más conocido como La Fiebre como lo llaman, para llegar a la gran definición por el ascenso, sorteó la fase regular siendo el mejor equipo de la zona 2 de la División Centro y fue el único invicto en todo el torneo (12-0). Luego se sacó de encima en los playoffs de conferencia a Atalaya de Rosario (2-0) para avanzar al cruce de interconferencias ante Presidente Derqui, con el que perdió en Buenos Aires pero dio vuelta la historia frente a su público (2-1). Después, entre los 16 mejores conjuntos, se cruzó con Almagro de Esperanza, con el que no tuvo piedad (2-0) para lograr el pasaje a cuartos de final, en los que sufrió para ser finalmente el verdugo del difícil Temperley de Rosario (2-1).

Para esta temporada el club logró retener a varias de las figuras y sumó otros refuerzos. Una de las caras que regresó a la institución es el entrenador Fernando Aguilar, quien tiene una vasta trayectoria en dirigir clubes e integrar procesos de largo plazo.

Su principal figura es el base Juan Segundo Menna, quien comanda los tiempos y las acciones del juego. El armador oriundo de Tres Arroyos es clave en el funcionamiento colectivo en todo sentido.

También cuenta con aleros con poder ofensivo como Pedro Emilio, Gaspar Ruiz y el juvenil Noé Grunale. Nicolás Giménez es clave en la pintura, acompañado por el aporte de Fabricio Cabañas y el pibe Farid Celador, ambos internos.

Es por eso que Tokio deberá enfocarse en varios nombres y pensar en la mejor estrategia en defensa y ataque para complicar a un rival que ya supo caer fuera de su casa pero que se muestra imbatible de local. Será fundamental para el Japonés ganar en el Jorge Yamaguchi mañana, para luego ir el miércoles en busca del gran batacazo y sueño en tierras santafesinas.

El primer partido se disputará mañana desde las 21.30 en el Jorge Yamaguchi, luego todo se trasladará a suelo venadense. El miércoles para el segundo partido a las 21.30 y en el caso de ser necesario un tercer partido será el jueves en el mismo horario.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?