Tres misioneros a juicio por transporte de 8.913 pastillas

Tras frustrado abreviado, acusado de tráfico de éxtasis ratificó a su abogado

“Quieren que mi cliente se desvincule de mí y que firme un abreviado”, indicó David Mousquere. Fue multado por faltar a dos audiencias, pero fue ratificado por su cliente
miércoles 05 de junio de 2024 | 11:00hs.

El pasado 10 de mayo estaba prevista una audiencia del Tribunal Oral en lo Criminal Federal de Paraná, Entre Ríos, para avanzar en el trámite de un juicio abreviado a tres misioneros imputados por infracción a la ley de drogas. 

El abogado obereño David Mousquere, defensor de uno de los acusados, no asistió a la convocatoria vía zoom, por lo que tuvieron que reprogramar la audiencia. Pero el letrado tampoco se presentó a la segunda instancia, ante lo cual el Tribunal interviniente le impuso una multa de un millón de pesos.  

Asimismo, se consideró que Mousquere dejó en estado de indefensión a su cliente, Héctor Fernando Seles (23), a quien le propusieron designarle un defensor oficial o la asistencia de los abogados de los otros implicados, lo cual rechazó. En consecuencia, la fiscalía no pudo cerrar el acuerdo, ya que juicio abreviado requiere la aceptación de todas las partes. 

En los días posteriores, Seles ratificó que Mousquere sigue siendo su defensor, quien lo asistirá en el debate oral previsto para los días 11, 24 y 25 de junio.  Además, en diálogo con El Territorio, Marcelo Seles, hermano de Héctor, aseguró que “los abogados de las otras partes vinieron a presionar para que aceptemos el acuerdo que ellos quieren, pero nosotros confiamos en la inocencia de mi hermano y por eso vamos a juicio”.

Por su parte, el propio Mousquere explicó que por cuestiones personales no pudo asistir a la primera audiencia y luego padeció un problema se salud que le impidió participar en la segunda convocatoria. 

“Soy la piedra en el zapato”

El abogado obereño aseguró que la multa del Tribunal Federal “fue a pedido del abogado de otro imputado”, lo que calificó como “un ataque directo a mi persona que también afectó a mi familia”. Sobre su ausencia a las dos audiencias fijadas previamente, Mousquere explicó que “a la primera no pude concurrir por cuestiones personales. Se reprogramó y no pude asistir por un problema odontológico. No estaba en condiciones de asistir por la fiebre y el dolor. Por eso me multaron a pedido de uno de los abogados”. 

Para el letrado, sus colegas que defienden a los otros imputados “quieren que mi cliente se desvincule de mí y que firme un abreviado por seis años que no le corresponden. La fiscalía no va aceptar si no firman todos, por eso soy la piedra en el zapato”.

Según Mousquere, a su cliente “solo lo vinculan por tres mensajes de texto en una pericia, pero los otros dos sí están complicados”. Esos mensajes, según el dictamén fiscal, revelan que el imputado quería vender su auto para pagar por la carga y el vehículo perdido a presuntos provedores de Brasil. 

Explicó que además de la multa de un millón de pesos, lo que apeló, también pretendieron “quitarme mi cliente, pero él me ratificó en un escrito y lo voy a defender en el juicio oral”.  También cuestionó “ciertas insistencias” de sus colegas que defienden a los hermanos Alexis Da Silva (27) y Lucas Claudio Da Silva (22).

“Los abogados fueron a presionar a la familia en Irigoyen. Pero mis clientes son fieles. Por ahí no soy el mejor abogado, pero siempre fui transparente con ellos. Aunque aceptara un defensor oficial, mi cliente me dijo que seguiría mis directrices”, remarcó. 

El caso

Con relación al hecho que se investiga, la mañana del 27 de diciembre de 2022 personal de la Policía de Entre Ríos realizaba un control vehicular a la altura del kilómetro 341 de la Autovía General Artigas, en el departamento Federación, circunstancia en que detuvieron la marcha de un Volkswagen Saveiro que era conducido por un misionero oriundo de Bernardo de Irigoyen.

Ante el requerimiento policial, el chofer Alexis Da Silva y su acompañante Lucas Claudio Da Silva no pudieron ocultar su nerviosismo y la sospecha se posó sobre ellos. Enseguida los uniformados acercaron un can entrenado para buscar drogas y el animal marcó el paragolpes trasero de la camioneta. Fue el golpe de gracia para los hermanos misioneros: transportaban 7,343 kilos de éxtasis en pastillas y polvo MDMA. 

Posteriormente, las pericias sobre el celular de Alexis Da Silva posibilitaron identificar a un tercer implicado. Se trata de Héctor Fernando Seles, también de Bernardo de Irigoyen, acusado de actuar como “puntero” o “campana”. En consecuencia, la jueza federal de Concordia Analía Ramponi procesó a los tres por el delito de transporte de estupefacientes agravado por la intervención de tres o más personas. 

Entre las pruebas recabadas a lo largo del expediente se destacan una serie de escuchas que avalan la acusación. Los planteos defensivos fueron rechazados en diferentes instancias y la causa fue elevada a juicio al Tribunal Penal Federal de Paraná. 

Los roles 

Según el dictamen del Ministerio Público Fiscal, Alexis Da Silva, Lucas Claudio Da Silva y Héctor Fernando Seles transportaron la droga de manera conjunta y organizada desde la localidad de San Vicente, en Misiones, hasta el Puesto Caminero Paso Cerrito, en la Autovía General Artigas, donde fueron detenidos. 

Se detalló que los descubrieron “con 8.913 pastillas de éxtasis, sustancia sólida y en polvo de MDMA, la que se encontraba oculta en el interior de la camioneta marca VW, modelo Saveiro 1.6, color blanco, dominio MPO348, que era conducida por Alexis Da Silva, siendo acompañado por Lucas Claudio Da Silva”. 

“Dicha camioneta fue custodiada por Héctor Fernando Seles, quien el 26 de diciembre de 2022, emprendió viaje junto a los mencionados Da Silva, a bordo de otro vehículo -cuya características se desconocen- a modo de ‘campana’ o auxilio del vehículo conducido por aquellos al menos hasta la madrugada del día siguiente, cuando siendo alrededor de las 6, personal de la P.E.R detuvo la marcha de la mencionada para un control, el que derivó en sus detenciones tras hallar el material estupefaciente antes señalado, instante en el cual Seles emprendió el regreso hacia su lugar de origen”, se precisó. 

“Plan criminal”

Para la jueza Ramponi los tres coimputados tuvieron intervención en el transporte de material estupefaciente detectado el 27 de diciembre de 2022 por parte del personal de la Policía de Entre Ríos.

Para la magistrada, no fue un dato menor que “el material estupefaciente incautado (MDMA sólido y en polvo, y casi nueve mil pastillas éxtasis) fue hallado sobre el asiento del acompañante, en el piso del lado del acompañante, en el panel lateral trasero derecho, en el panel lateral trasero izquierdo, y en la parte trasera del rodado (sobre la rueda de auxilio – entre aquella y la parte de carga). Es decir, que ni el acompañante ni el conductor podían desconocer que estaban transportando esas sustancias, ya que una gran parte de aquellas se encontraban en el propio habitáculo delantero derecho, mientras que otro tanto fue escondido por quienes abordaban el rodado y el otro coimputado, Héctor Fernando Seles, en la rueda de auxilio y en los paneles de las puertas traseras”. 

“Ello, se desprende -como se dijo- del acta de procedimiento y de las conversaciones captadas con motivo de los análisis de los peritajes encomendados a la GNA; y me permite sostener que los tres procesados conocían a la perfección el plan criminal trazado, que fue frustrado por la debida y eficiente intervención del personal policial que prestaba funciones en el Puesto Caminero Paso Cerrito de la P.E.R., con la colaboración del can interviniente”, agregó.

Los mensajes

Entre las pruebas valoradas por la Justicia Federal se destaca un diálogo entablado entre Seles y Alexis Da Silva, por medio del cual se puede inferir que Lucas Da Silva participó de la maniobra delictiva.  

La conversación se registró el 26 de diciembre de 2022, el día previo al procedimiento de la Policía de Entre Ríos. Aquí se reproducen partes sustanciales:  

Alexis: Eh, eh gay.

Fernando: Estoy en casa vení. Voy a cambiar el aceite y eso del auto. Querés cambiar la tuya. A la tarde salimos sí o sí hermano. No te vas a desaparecer hijo de puta. 

Alexis: Hombre estaba sin batería estaba haciendo mi carnet. Yo estoy yendo para San Antonio, voy hacer la técnica por un mes porque mi camioneta no pasa, solo para viajar, ahí cuando vuelvo te llamo, fíjate si pagás el almuerzo para nosotros hombre. 

Fernando: Vamos al Boizao (se puede referir al apodo de una persona o un lugar). Estoy yendo para allá. 

Alexis: ¿Estás? ¿Dónde? 

Fernando: Apúrate ahí arreglamos las cosas y salimos. Yendo al Boizao. 

Alexis: ¿Con quién? 

Fernando: Lucas. Vamos a arreglar eso, de ahí ya salgo para San Vicente. Los espero allá, no vamos a salir muy tarde. 

Alexis: ¿Solo vos y él van a ir para allá? 

Fernando: Sí.

Alexis: Dale. Vamos a salir temprano para allá.

Fernando: Arreglamos las cosas. Voy hasta San Vicente y espero allá. 

Alexis: ¿Estás? ¿Le dijiste algo a Lucas? 

Fernando: Sí. 

Alexis: Él va conmigo. Después hablamos.

Fernando: ya compré las Ziploc, cintas y eso (mensaje eliminados por Fernando). 

Sobre lo último, en el escrito de elevación a juicio se cita que “sobre el asiento del acompañante se halló una bolsa de Ziploc conteniendo éxtasis”. 

También se destaca que del celular perteneciente de un hermano de Seles “se obtuvo una conversación que permitió acreditar que los tres procesados actuaron conjuntamente y que, además, habrían contraído una deuda con ciudadanos de la República Federativa del Brasil, por ‘perder’ las sustancias estupefacientes secuestradas en la presente causa”. El diálogo se produjo antes de la captura de Fernando Seles. 

Whatsapp del 7 de julio de 2023:

C. Seles: quién te quiere matar? 

Conversación de 8 de julio 2023:

C. Seles: ? 

Fernando Seles: Nadie debo en Brasil nomas, si sabes quién quiere comprar mí auto.

C. Seles: y qué debes en Brasil. 

Fernando Seles: y de lo de las gurisadas cuando cayeron sobro para mí. 

C. Seles: eso x andar en cagada. Quien es así uno sabe dónde ir cualquier cosa y cuanto debés.

Fernando Seles: Es de Floripa, un montón. Igual no va a hacer nada creo.

C. Seles: cuánto montón.

Fernando Seles: y todo lo que perdió Alexis y Lucas, mi auto y un poco más. 6 millones x ahí.

C. Seles: ta loco vos. Y por qué solo vos. 

Fernando Seles: y xq los otros están presos (emoji de risa) 

 

¿Que opinión tenés sobre esta nota?