viernes 01 de marzo de 2024
Muy nuboso 23.7ºc | Posadas

Bajo un cielo lluvioso, peregrinos de la fe

Una multitud de fieles caminó por la santa patrona de las causas imposibles. Hubo misas durante todo el día. Hoy sigue la fiesta patronal con celebraciones desde las 6 hasta las 20

lunes 22 de mayo de 2023 | 2:00hs.
Bajo un cielo lluvioso, peregrinos de la fe
La procesión que partió de la Catedral San José Obrero contó con gran participación de la comunidad. Foto: Damián Molina
La procesión que partió de la Catedral San José Obrero contó con gran participación de la comunidad. Foto: Damián Molina

Bajo la lluvia del domingo, cientos de fieles peregrinaron hacia la Parroquia Santa Rita en honor a la patrona de las causas imposibles.

La fuerte llovizna comenzó casi a la misma hora que la partida de la procesión desde la Catedral San José del centro posadeño. Y aunque dificultó el trayecto, la numerosa caravana no se abrumó ante el mal tiempo y recorrió las calles cantando y rezando, con ferviente devoción.

Algunos peregrinos, cubiertos con pilotos y camperas, peregrinaron descalzos. Foto: Damián Molina

Con paraguas, pilotos y hasta cubiertos con lonas o bolsas, la comunidad unida partió por las calles del centro hacia la avenida Corrientes. La caravana se dirigió luego por las avenidas Francisco de Haro, Blas Parera, San Martín y Chacabuco. Allí fue un camino recto y con abundante lluvia hasta la iglesia ubicada en la intersección de esa avenida y Monseñor de Andrea, en la que otros tantos fieles esperaban la llegada de los peregrinos para dar comienzo a la misa central.

La misa central fue a las 10 y estuvo presidida por el obispo Juan Rubén Martínez. Foto: Damián Molina

Junto a los fieles que llegaron al ritmo de la caminata y encabezando la caravana, la imagen de santa entró al templo. Al grito de ¡Viva Santa Rita! y en coro de aplausos, la figura cargada por cadetes de la Policía de Misiones se posó a un costado del altar, dando inicio a la celebración principal.

La misa central contó con la participación del obispo Juan Rubén Martínez, quien celebró la fe de la comunidad misionera, conmovido por la cantidad de fieles.

“A pesar de esta lluvia, Santa Rita recibe hoy (por ayer) a muchos devotos. El pueblo de Dios se refugia en ella porque Rita fue una mujer que vivió con fe. Tuvo una vida difícil y siempre tuvo en su corazón a Dios”, dijo comenzando su sermón. “Esa fe le permitió estar de pie en tantas situaciones, y todos sus devotos hoy decidimos confiar en eso, queremos confiar así como ella. También estamos de pie: en nuestra familia, nuestra sociedad, nuestra patria, donde hay tantas pálidas... pero tenemos esperanza y la certeza de que Dios nos acompaña”, agregó.

Las celebraciones en la parroquia comenzaron temprano, y además de las misas que se llevaron a cabo por la mañana, también hubo celebraciones eucarísticas y jornadas de oración durante toda la tarde. Además de venta de comidas típicas como pastelistos, empanadas y caburé.

Bajo el lema “Con Santa Rita, en camino sinodal, edifiquemos la paz”, las fiestas patronales se llevarán a cabo hasta hoy, puesto que el 22 es el día de la santa patrona. Durante todo el día habrá misas -cada dos horas, desde las 6 hasta las 20-, así como también bautismos, pedidos especiales y momentos de oración por la paz del mundo.

“Estamos muy contentos de la celebración y la participación de tantos devotos. Eso nos llena de gozo porque habla de la fe del pueblo”, dijo César Benítez Martínez, párroco de la iglesia, en diálogo con El Territorio.

“Hoy nos tocó recibir a muchos peregrinos. Como parroquia nos preparamos con anticipación para albergar a todos los que vienen en honor a la santa patrona de las causas imposibles. Esto es una verdadera fiesta porque la fe se expresa de esta manera. La fe se expresa en asistir, en recurrir, en manifestar a quien creemos”, destacó el sacerdote.

Unidos en la fe

Las celebraciones se llevaron a cabo dentro de la parroquia. En tanto, por la cantidad de fieles que visitaron el templo, muchos participaron de las ceremonias en la galería de ingreso y otros tantos quedaron en la vereda y la calle.

Tras la caminata, los fieles se acercaron a la ermita para entregar sus ofrendas. Foto: Damián Molina

Y a un costado del templo, la ermita con la figura de la santa se lleno de velas y flores. Muchos peregrinos aguardaron su turno en una larga fila para dejar sus intenciones o entregar alguna ofrenda.

Como el caso de Sergio de la Cruz que llegó peregrinando desde la Catedral, descalzo. “Vengo todos los años desde hace al menos una década. Tengo problemas en los huesos y soy muy devoto de Santa Rita, ella me ayuda siempre”, contó conmovido el posadeño.

“Venimos desde Garupá. Hace muchos años que participamos porque toda la familia es devota”, contó por su parte Daiana, que participó de la ceremonia junto a su abuela Doña Tita. “Ya ni sé cuántos años hacen que vengo, desde siempre participo. Ella es mi santita, tengo mucha fe”, agregó Tita al relato, destacando que su hija peregrinó mientras ella y su nieta aguardaron en el templo.

Mientras que Luisa, Rosa y Elsa -que trabajan en la santería y pertenecen a la parroquia- destacaron que “son devotas de la santa hace al menos 30 años porque siempre escucha nuestras oraciones”.

La celebración unió una vez más a la comunidad que no distinguió la edad y participó hermanada en la gran fiesta de la fe. Según fuentes oficiales, la parroquia contó con un flujo de 2500 personas itinerantes que visitaron el santuario durante el día. Aunque se estima que en la procesión el número de feligreses fue aún mayor.

Temas de esta nota

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias