lunes 04 de marzo de 2024
Nubes 22.4ºc | Posadas

La víctima fue despedida en Formosa ayer por la mañana

Gendarme detenido por la muerte de Galeano fue imputado por femicidio

Horacio B. (35) fue trasladado ayer al Juzgado de Instrucción Siete de Posadas, donde decidió dar su versión de los hechos ante el juez Mattos. Seguirá detenido

jueves 16 de marzo de 2023 | 6:06hs.
Gendarme detenido por la muerte de Galeano fue imputado por femicidio
La carátula femicidio prevé una pena a prisión perpetua. Foto: Víctor Paniagua
La carátula femicidio prevé una pena a prisión perpetua. Foto: Víctor Paniagua

Horacio B. (35), gendarme detenido por la muerte de su pareja, Yésica Galeano, fue imputado por el delito de femicidio en la audiencia indagatoria que se realizó en el Juzgado de Instrucción Siete de Posadas, a cargo del juez Miguel Mattos. Es decir que, pese a las dudas iniciales, ahora está formalmente acusado del asesinato de su pareja.

Según pudo saber El Territorio en base a fuentes que intervienen en la causa, el detenido designó en horas de la mañana de ayer un abogado particular, Fabián Flores y, luego de conocer los elementos que hay en su contra, decidió dar su versión de lo ocurrido el domingo por la mañana en su casa del barrio Cocomarola Este.

En esa instancia, ante el juez Miguel Mattos decidió dar su versión y se desligó de los hechos por los que ahora está siendo investigado. A grandes rasgos, argumentó que él fue quien llamó al 911 y brindó detalles que cree podrían ser de ayuda para la investigación.

La audiencia se extendió hasta la siesta y casualmente se desarrolló mientras Galeano era despedida por sus familiares en Formosa.

Como viene informando este medio, el caso tiene muchas aristas que aún no permiten descartar ninguna hipótesis. Los investigadores esperan avanzar con medidas de prueba ya solicitadas.

La principal es la absorción atómica, una técnica específica que -a grandes rasgos- permite detectar residuos de disparo por arma de fuego y es mucho más fiable que el guantelete de parafina aunque demora más tiempo. La misma se hizo tanto a Galeano como al detenido.

Tal y como viene informando este medio, el hecho ocurrió en horas de la mañana del domingo, cerca de las 9, sobre la calle 55B del barrio Cocomarola Este. Allí alquilaban una casa ambos gendarmes desde hace seis meses, aunque mantenían una relación desde el 2019.

El hecho ocurrió el domingo en Cocomarola Este, Posadas.  Foto: Joaquín Galiano

Los efectivos de la Policía de Misiones fueron advertidos por un vecino de los centinelas, quien expresó que habían escuchado una fuerte discusión y luego un disparo. Rápidamente los uniformados de la Comisaría Decimoprimera fueron al sitio y constataron que Galeano, de franco de servicio y sin uniforme, no tenía signos vitales.

El cuerpo estaba en el asiento del acompañante del Volkswagen Bora estacionado en el garaje y a simple vista tenía un disparo en la cabeza. Además, las dos puertas del automóvil estaban abiertas y el arma aparentemente utilizada se encontraba en medio de los asientos, cerca de la palanca de cambios.

El cabo de GNA Horacio B. (35) expresó que habían peleado y ella se suicidó. El hombre tenía la remera manchada con sangre y masa encefálica.

El punto de conflicto en la historia desde un principio fue la ubicación del arma, que estaba -como se dijo- del lado izquierdo de Galeano.

Sin embargo, los investigadores determinaron mediante los compañeros de trabajo que la mujer era diestra, algo que fue confirmado por altas fuentes de Gendarmería a El Territorio.

Asimismo, profesionales de la Policía Científica y médico policial expresaron que la proyección del disparo y la ojiva hallada en el sitio indicarían que el disparo fue de derecha a izquierda, lo que terminó de confirmarse con la autopsia hecha por el Cuerpo Médico Forense.

Según los informes preliminares trascendidos el lunes, el disparo se dio de derecha a izquierda, con una 9 milímetros, armas que tienen integrantes de las fuerzas policiales. La versión podría considerarse un punto a favor de la pareja de la mujer, pero las dudas persistieron y se decidió imputar al hombre provisoriamente por “averiguación de causales de muerte”.

Evidentemente algo cambió desde ese lunes hasta la víspera, porque la nueva carátula prevé una pena de prisión perpetua.

 

Una década en la fuerza y pareja desde 2019

Yésica Galeano (31) era oriunda de la provincia de Formosa con 12 años de servicio en la fuerza nacional y con prestación de servicio en el puente internacional de Posadas.

El acusado, en tanto, es misionero con 11 años de servicio en la misma fuerza.

Sobre el sospechoso tiene el mismo rango que Galeano, se supo que también prestaba servicios en el Escuadrón 50 de Posadas, pero que está de licencia médica desde finales del 2022.

Al detalle, trascendió que está con tratamiento psicológico.

Ambos estaban en pareja desde el 2019 y se habían mudado al lugar seis meses antes al lugar de los hechos.

En el domicilio vivía también un niño de un año, hijo de ambos, y una nena de 7, hija de Galeano.

El implicado tiene otros dos hijos con parejas anteriores, dijeron fuentes de la fuerza.

En las pericias hechas en su domicilio los investigadores encontraron cocaína, droga que luego se detectó en su cuerpo según consignaron fuentes policiales.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias