"Que pague por lo que hizo y se pudra en la cárcel", la voz de la víctima tras la detención de Zuachzer en la frontera

Marcia Noemí Mattoso (27) se mostró aliviada por la reciente captura de su ex pareja, Adrián Zuachzer (26), quien en diciembre pasado la quiso matar a puñaladas en la plaza de Villa Bonita. Está bajo tratamiento psicológico y agradecida ante esta nueva oportunidad de vida.
miércoles 18 de enero de 2023 | 14:32hs.
"Que pague por lo que hizo y se pudra en la cárcel", la voz de la víctima tras la detención de Zuachzer en la frontera
"Que pague por lo que hizo y se pudra en la cárcel", la voz de la víctima tras la detención de Zuachzer en la frontera

Adrián Zuachzer (26) fue detenido esta mañana en una zona de monte de la localidad de Alba Posse, tras permanecer 27 días prófugo. Es el sujeto que el pasado 22 de diciembre intentó asesinar a su ex pareja, Marcia Noemí Mattoso (27), propinándole 13 puñaladas frente a sus tres hijos menores en una plaza de la localidad de Villa Bonita, municipio de Campo Ramón.

Después del ataque escapó y su escondite fue un misterio durante ese tiempo, pese a que se encargó de hostigar a la víctima por redes sociales.

Adrián Zuachzer, detenido luego de casi un mes en la clandestinidad.

 

Marcia estuvo internada en terapia intensiva, donde fue operada de urgencia y mostró una evolución considerada "milagrosa" en razón de las graves lesiones internas producto de las estocadas de Zuachzer. Posterior a eso pasó a una sala común y finalmente le permitieron continuar la recuperación en casa de sus padres, aunque con custodia policial permanente debido a la condición -por entonces- de prófugo y peligrosidad del criminal.

Por eso esta mañana se sintió aliviada al enterarse de la detención del hombre que la apuñaló con tanta saña, siendo padre de dos de sus hijos y quien debía cumplir una medida judicial de restricción de acercamiento por reiterados episodios de violencia que ella había denunciado.

Marcia, el año pasado, cuando cumplió años.

 

"Estoy ahora bastante más tranquila", le dijo escuetamente a El Territorio, justo a la salida de la cita con una integrante del equipo interdisciplinario que la asiste psicológicamente.

En ese contexto dijo igualmente sentir "mucha impotencia" en relación a "cómo me dejó", pero aclaró: "Agradezco estar viva y con más fuerzas para seguir adelante".

También manifestó que espera justicia y auguró para su atacante muchos años de prisión, posando sus esperanzas en el titular del Juzgado de Instrucción Dos de Oberá, Horacio Alarcón, magistrado a cargo de la causa. "Que pague por lo que hizo y se pudra en la cárcel, que no salga nunca más ese monstruo. No hay lógica para lo que me hizo esa basura, tengo mucha impotencia porque mis hijos sufrieron igual que yo. No puede quedar así".

"Gracias por el apoyo", cerró finalmente Marcia, aunque en Facebook fue más extensivo el agradecimiento de su familia: "A los médicos del hospital Samic de Oberá, especialmente al doctor González y al doctor Villalón. Gracias por salvar la vida de Noemí. También gracias a todos los demás médicos y enfermeros que estuvieron esos 14 días".

"Hoy estamos más felices que nunca, ella está recuperándose muy bien; hoy también la Policía pudo capturar al individuo que la apuñaló", expresaron y en esa línea reiteraron: "Gracias otra vez a todo el personal del Samic de Oberá, por todo lo que hicieron y gracias a Dios, hoy seguimos teniendo a Noemí con nosotros".

Hostigamiento en Facebook

La violencia extrema que ejerció sobre la madre de sus hijos y que casi acabó con su vida no fue suficiente para Zuachzer, que continuó hostigando a la víctima desde la clandestinidad a través de sus diferentes perfiles de Facebook y eso terminó siendo lo que orientó a los investigadores hasta su escondite.

Desde la Policía informaron que la Dirección de Cibercrimen procedió al barrido de búsqueda satelital, localizando el punto donde el prófugo activaba su perfil en su teléfono, ubicándolo en inmediaciones una la zona conocida como "pista de aviación" en Alba Posse.

Fue capturado tras un amplio operativo en la zona de monte de la costa del río Uruguay y ahora se espera que las investigaciones determinen quién colaboró con su fuga, o sabiendo que el criminal tenía pedido de captura no denunció su ubicación. Las fotos y videos de su detención lo muestran con ropas limpias, eso hace suponer que todo este tiempo estuvo en una casa y contó con ayuda logística para mantenerse oculto.

La evidencia marca que el sábado 31 de diciembre de 2022, poco más de dos horas antes del inicio de 2023, le escribió a Marcia desde su escondite, sin obtener respuestas: "Se que estás pasando un final de año de mierda pero te deseo lo mejor del mundo y que seas muy feliz", escribió.

En ese mismo mensaje repitió la conducta típica de las personas violentas que reflejaron los padres de la víctima cuando dialogaron con El Territorio. "Perdón, perdón por hacerte eso, pagaré con mi vida, te lo prometo Noe", escribió, marcando un supuesto arrepentimiento y el consecuente pedido de perdón que, de acuerdo a los progenitores, apareció después de cada una las agresiones que padeció la joven.

Buscando Zuachzer una especie de redención y tratando de dar lástima, hechando culpas a la víctima, también amenazó: "Me verás en un cajón porque lo que hice no tiene perdón".

Cerró insólitamente diciendo "solo quiero que sepas que te amo y amo a mis hijos", y pidió "visitame en mi tumba pido por favor".

Poco antes de la medianoche el delincuente prófugo volvió a aparecer para escribirle "te amo" y cuatro minutos de iniciado 2023 le deseó "feliz año" junto a dos emojies de caras tristes y llorando.

Al no obtener ningún tipo de respuestas, a las 2.15 del 1 de enero escribió "perdón", como muestra de la impunidad con la que se maneja y el hostigamiento que padece la víctima que se recupera lentamente junto a sus padres, hijos y hermanas.

Psicópata y peligroso

"Si te vas me voy con vos, te lo juro y te amo", fue el siniestro mensaje de Zuachzer tras herir de muerte a la joven. Un psicópata.

De acuerdo a lo que contaron los padres de la víctima, durante alrededor de nueve años de relación hubo violencia física y verbal, amenazas de todo tipo, hasta el incendio intencional de una casa en la que vivían en Alba Posse y reiteradas denuncias, pedidos de auxilio que las autoridades nunca tomaron en serio. "Durante nueve años hizo un infierno la vida de mi hija", aseguraron.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?