martes 31 de enero de 2023
Muy nuboso 36.7ºc | Posadas

Se casaron el fin de semana y fueron furor en las redes

La boda sorpresa que es furor en las redes sociales

Tras 20 años de noviazgo y dos hijos, en común Cristian Fiedler organizó durante tres meses, una boda sorpresa. Yésica Bravo, la novia, aceptó de inmediato y la ceremonia civil se concretó el mismo día de la propuesta.

sábado 26 de noviembre de 2022 | 15:00hs.
La boda sorpresa que es furor en las redes sociales
Fotos: Marcelo Rodríguez
Fotos: Marcelo Rodríguez

Cristian Fiedler y Yésica Bravo llevan 20 años de pareja. Con dos hijos en común disfrutan del amor en familia y comparten su vida juntos. Pero hubo algo en lo que no habían coincidido hasta ahora: el casamiento.

 Ella siempre quiso una boda, llegar al altar del brazo de su padre con un hermoso vestido blanco “siempre fue mi sueño”, reconoció en diálogo con Radioactiva. Mientras que Cristian “era un poco más reacio a esa idea, no tenía muchas ganas de casarse”, contó la novia que el pasado fin de semana recibió la mayor sorpresa de su vida, una propuesta de matrimonio frente a todos sus seres queridos y una boda planificada para el mismo día en que aceptó casarse.

 El flamante novio se dispuso a planificar la boda con algunos meses de anticipación. Recibió ayuda de familiares, amigos y allegados a la pareja, quienes mantuvieron el secreto en absoluto hermetismo y colaboraron con los preparativos.

 Cuando llegó el gran día, Yésica -quien tiene un local comercial de vestidos de fiestas- llegó engañada y sin sospechar absolutamente nada al club Crucero del Norte para realizar una supuesta campaña fotográfica para promocionar los productos de su local. Pero cuando pisó el club se topó con una reunión íntima, con familiares y amigos de toda la vida. Allí mismo, Cristian se adelantó a preguntarle: “Te querés casar conmigo hoy mismo?”, ante los ojos de todos los presentes y los de otros miles más que vieron la propuesta que se viralizó en la redes y en portales de noticias.

La respuesta de Yésica fue tajante, sin dudar un segundo contestó que sí. Y así dieron inicio a los últimos detalles del gran día.

“Llegamos al club a eso de las 9 de la mañana, yo fui completamente engañada. La verdad es que caí por completo, en ningún momento sospeché de nada”, dijo la flamante esposa, aún sorprendida por lo vivido el pasado fin de semana largo, con una fiesta que se extendió hasta el lunes. De repente, aparecieron todos sus seres queridos con carteles que decían ‘¡Decí que sí!’. “Acepté y todo lo demás fue sólo seguir con los preparativos que ya estaban en marcha”, recordó, ya que su esposo había planeado cada detalle: tenía 10 opciones de vestido para probarse, una maquilladora y una peinadora para arregarla, zapatos y hasta un spa para que se relajara antes del casamiento que se llevó a cabo a eso de las 13, pocas horas después de la propuesta.

 Una pista que no tuvo en cuenta

 Pero atando cabos, luego de la gran sorpresa, Yésica recordó que el pasado Día de la Madre recibió una “posible propuesta de matrimonio” de parte de su marido quien ya venía planificando todo. “Ese día, estábamos con los chicos y me propuso casarnos, dije que sí y que lo organizaríamos. Pero había sido que ya venía trabajando hace un par de meses en esto”, contó entre risas destacando que todo su círculo íntimo sabía de la sorpresa. Y agregó que para ese día, el mayor miedo de todos los presentes era “que sugiriera posponer todo para más adelante y para participar en la organización, porque siempre me gustó organizar las fiestas y estar en cada detalle”.

 Sin embargo, su decisión fue aceptar y disfrutar del momento. “Todo estaba completamente organizado, hermoso. Yo creo que la idea principal de Cristian se basó en que siempre soy yo la que organiza todas las fiestas familiares: las de sobrinos, hijos, padres, marido, todos. Y como me encargo de organizar las fiestas para todos, creo que esta vez pensó que me tocaba a mí vivir la sorpresa, así que se pusieron en campaña y organizaron esto”, destacó feliz por el gesto de sus seres queridos.

 En ese sentido, “el no organizar nada o no haber estado en la planificación fue también para mí muy emocionante, porque siempre me encargué de hacer todo por los demás y en este caso estaba todo servido para mí”, agregó destacando igualmente tendrá su revancha, ya que la celebración del fin de semana fue por el casamiento civil, mientras que cerca de fin de año se pondrán en marcha para celebrar, en 2023, la boda por iglesia.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias