viernes 09 de diciembre de 2022
Muy nuboso 29.4ºc | Posadas

Del desierto para el mundo entero

Con mucho color e historia, Qatar eligió el estadio Al-Bayt para armar su fiesta mundialista con la ceremonia de apertura

lunes 21 de noviembre de 2022 | 6:00hs.
Del desierto para  el mundo entero

Como no podía ser de otra manera, el desierto fue la sede de una ceremonia inaugural marcada por la historia de los mundiales. Qatar 2022 está en marcha y si bien a nuestros ojos, quizás, la ceremonia pareció algo parca o muy formal, para los dueños de casa significó un cambio importante.

Es cierto que, desde su elección, la península asiática estuvo cuestionada. Sobornos, el Fifa Gate, varios dirigentes condenados por corrupción y otros tantos aún tratando de evadir la ley. Poco le importó a la familia real, que le encargó a la organización usar todo a su alcance para que la ceremonia inaugural sea deslumbrante.

Más allá de los nombres que la Fifa impone en cuanto a cantantes, Qatar eligió que el primer recorrido de la ceremonia lo tenga como eje al actor Morgan Freeman, uno de los más aplaudidos en el estadio Al-Bayt de Al Jor.

El pedido de entendimiento entre diferentes culturas fue el primer paso con el que Qatar se abrió al mundo en su fiesta. A partir de allí gran parte giró en torno a la historia de los qataríes. Desde los antiguos beduinos y sus camellos hasta la actualidad ostentosa de un país que se impone a base de petrodólares.

En el mundo Fifa todo está estipulado y por eso, pasados esos momentos para que el anfitrión, el primer país del Medio Oriente en organizar una Copa del Mundo, pudiese mostrar parte de su cultura y su corta, pero rica historia, apareció el fútbol.

Falto de tradición en el deporte, Qatar prefirió traer al desierto a lo mejor de las últimas ediciones de las copas del mundo. Argentina estuvo presente con Gauchito, la mascota del Mundial 78, y también hubo varios guiños para la Albiceleste con un par de canciones de cancha.

Las mascotas de todos los mundiales se hicieron presentes en el campo. AP

Se cantó el icónico “Vamos, vamos Argentina” y todas las mascotas le dieron paso a La’eeb, quien brotó desde el campo de juego y se sumó a su fiesta: la de Qatar 2022.

Llegó el turno, entonces, de los discursos protocolares. El emir Tamim bin Hamad Al Thani le dio la bienvenida a todos los hinchas y jugadores a su país y, curiosamente, gran parte de su discurso no fue traducido en la cancha (en las pantallas gigantes), por lo que solamente fue aplaudido sobre el final.

Al igual que el sábado por la noche en el Fan Fest de Doha, los fuegos artificiales le pusieron el broche a una ceremonia que desplegó mucho color y que puso, definitivamente, los ojos del mundo del fútbol en tierras qataríes. La fiesta más grande del fútbol ya está en marcha.

lo QUE DEJÓ

La banda de la India
La falta de tradición en el mundo del fútbol hace que Qatar no tenga muchos fanáticos y menos una hinchada característica. De hecho, los que más miran y quienes más emocionados están por el Mundial son los indios, bengalíes y nepaleses que viven en el país.

Para darle un poco de clima a los partidos de los habituales clubes de Europa y Sudamérica, la organización local contrató alrededor de 1.000 indios, que se ubicaron detrás de uno de los arcos del estadio Al-Bayt y alentaron a los dueños de casa durante todo el encuentro.

Claro que tuvieron respuesta, porque del otro lado del estadio estaban los ecuatorianos, listos para contestar cada canción. Los sudamericanos le pusieron el color necesario a un partido que fue, por momentos, poco atractivo.

Desorden y primer aviso
La primera jornada de la Copa del Mundo fue un aviso para la organización local y también para la Fifa. Si bien, en principio, todo está detallado de antemano, los qataríes no tuvieron en cuenta que los fanáticos no siempre siguen las reglas al pie de la letra.

La entrada al estadio Al-Bayt fue complicada para muchos fanáticos, ya que los voluntarios no sabían (por desconocimiento y no por falta de intención) por cuál entrada debía ingresar cada hincha. La prensa tuvo un problema similar.

Tanto los hinchas qataríes como los ecuatorianos y los neutrales estuvieron calmados, pero el interrogante se abrió de cara a lo que serán partidos con selecciones con hinchas no tan pacientes como los ingleses, alemanas o los argentinos.

Presente, pero sin alcohol
Uno de los grandes temas de la previa al inicio de la Copa del Mundo en Qatar fue si habría o no cerveza en el estadio. Una de los sponsors más importantes de la Fifa es la cerveza Budweiser, pero ayer las leyes locales fueron más.

No hubo cerveza con alcohol en el estadio y sí la versión de la misma marca, pero Zero, es decir sin alcohol. Un día antes, en el Fan Fest, los hinchas sí pudieron comprar cerveza con alcohol a casi 5.000 pesos por medio litro. Ayer, en el estadio, la cerveza costaba 3.000 pesos.

Temas de esta nota

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias