domingo 25 de septiembre de 2022
Muy nuboso 14.6ºc | Posadas

Ñande Reko Rapyta (Nuestras raíces)

El Mástil de la ciudad de Posadas

viernes 02 de septiembre de 2022 | 6:00hs.
El Mástil de la ciudad de Posadas

La década de 1930 en la Argentina se recuerda por el inicio de una práctica –por llamarla de alguna manera–, los golpes militares; una década convulsionada políticamente, entre gobiernos de facto, intentos de golpes y democracia. La historia perpetuó esta época como la Década Infame (septiembre 1930 a junio 1943). A fines de febrero de 1938 asumió la presidencia de la república Roberto M. Ortiz, de extracción radical antipersonalista,

En el Territorio Nacional de Misiones ese año fue particular, tres gobernadores ocuparon La Rosadita: Julio Agustín Vagnasco hasta el mes de agosto, sucedido -interinamente- por Ángel Ruiz hasta la designación de Luis Cirilo Romaña, a finales de noviembre.

El 12 de octubre de 1938, el comisionado municipal Julio Luzuriaga –que ocupó el cargo desde el 11 de enero de 1938 al 13 diciembre de 1938 - inauguró el “Mástil de la Ciudad” en la intersección de la calle Junín y avenida Marconi -esta denominación fue una señal de progreso para el viejo “Camino al Zaimán” como se lo llamaba en un comienzo. Tuvo otros nombres a posteriori, Juan Domingo Perón, Claudio Arrechea y desde el 2 de septiembre de 1976 se le impuso República Oriental del Uruguay -. Los treinta y nueve metros de altura y la imponente presencia rápidamente lo transformaron en el ícono posadeño por excelencia, conjuntamente con las torres de la Catedral.

Aquella mañana del feriado del Día de la Raza, la Comisión Pro-Mástil desarrolló un extenso programa de actos; desde temprano las delegaciones escolares se arremolinaron en derredor, las máximas autoridades se ubicaron en las escalinatas del monumento; cuando el primer aplauso irrumpió la mañana, la ceremonia dio inicio; se realizó la bendición de la bandera y el Mástil y se concretó el izamiento, nuevamente al son de un interminable aplauso de los presentes.

El discurso de Aníbal Lesner –presidente de la Comisión-  fue apasionado y culminó con la entrega simbólica a la Municipalidad. En esa representación se dirigió a los presentes Roberto Peralta -bajo la atenta mirada del Comisionado Luzuriaga-, no retaceó los conceptos nacionalistas que azuzaron los vítores de los asistentes. A continuación se descubrió una placa de bronce que los alumnos de la Escuela de Artes y Oficios -origen de la actual EPET N° 1 -habían fundido con esmero como homenaje a Belgrano, los honores los hizo Julio César Sánchez y para finalizar el acto, un gran desfile dio inicio; bajo los sones de la “Marcha a la Bandera”, escolares, uniformados, bomberos voluntarios, niños scouts y algunos civiles marcharon orondos.

Al caer la tarde del mismo día se produjo la segunda parte del acto en el nuevo lugar, se cantó el Himno Nacional, el gobernador interino pronunció un “bien pensado discurso” cuentan las crónicas de entonces, también se dirigió a los presentes el delegado de los scouts -de apellido Morales- y se arrió el pabellón nacional. Lesner leyó los telegramas de adhesión recibidos desde la capital del país; así terminaron las actividades de la Comisión Pro-Mástil y la ceremonia de inauguración.

La novedad comunicacional -una locura entonces- fue la transmisión de los actos por la radio a través de una comunicación telefónica del Semanario Noticias. El Mástil tenía -y conserva - el frente hacia el casco céntrico, para entonces la zona urbana.

Durante la gestión del comisionado municipal Esteban Semilla -20 de diciembre de 1938 al 28 de setiembre de  1941- se implementó un plan de embellecimiento de las cuatro avenidas de circunvalación del casco céntrico -Mitre, Roque Sáenz Peña, Roque Pérez y Corrientes–, dándoles el aspecto que conservan hasta la actualidad; en la oportunidad se plantaron los árboles, se colocaron esculturas, bancos y luminarias. En ese contexto, el 9 de julio de 1939 se inauguró el busto de Bartolomé Mitre en la plazoleta del Mástil; una Guardia de Honor conformada por soldados conscriptos custodió el monumento a lo largo del día.

En el año 1962, el Club de Leones de Posadas donó un reloj de cuatro caras que fue ubicado en la plazoleta del Mástil, sobre una columna.

Un medio de prensa local donó al municipio, en 1966, el busto del general Manuel Belgrano, que se emplazó en esa plazoleta, a espaldas del Mástil, mirando hacia la avenida Uruguay.

El 10 de diciembre de 1972, a metros del sitio, casi enfrente, un estruendo sacudió al Mástil y a la historia regional misma: Avelino Grahl asesinó a Francisco Victorino “Coco” Ripoll a plena luz del día, por motivos políticos… ¡Sin palabras!

Al tiempo se entronizó un busto del occiso en la plazoleta y las autoridades de facto, en 1976, lo retiraron compulsivamente. De alguna manera llegó a la sede del Partido Justicialista mucho después; casi cuatro décadas debieron pasar para que se repusiera la obra en su emplazamiento original.

El 12 de febrero de 1992 se oficializó la Bandera de Misiones, a través del Decreto Nº 326, que en el Artículo N 2 estableció que “(…) será obligatoriamente izada en los establecimientos oficiales dependientes del Gobierno de la Provincia y estará colocada siempre a la izquierda de la Bandera Argentina (…)”. Por ello, el 20 de junio de 1999, el intendente municipal Carlos Rovira inauguró un segundo mástil para la enseña provincial, de 27 metros de altura, en la plazoleta del Mástil.

El 5 de marzo de 2015, el Concejo Deliberante de Posadas sancionó la Ordenanza III Nº 160, se estableció como Bandera Oficial de la Ciudad de Posadas al diseño ganador del concurso público realizado para la creación de la enseña. En el Artículo 5 se determinó que “(…) en el ordenamiento de las banderas, la correspondiente a la ciudad de Posadas respetará la precedencia de la Bandera Nacional Argentina y se ubicará a continuación de la Bandera de Misiones (…)”. Y en el Artículo 10 reiteró que “ (…) la Bandera de la ciudad de Posadas, junto con la Bandera de la provincia de Misiones, acompañarán a la Bandera del Estado Nacional de acuerdo a la precedencia determinada en el Artículo 5 de la presente ordenanza (…)”.

Hace un par de años, el flujo diario de circulación impulsó “el recorte” de la superficie de la plazoleta.

¡Hasta el próximo viernes!

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias