viernes 30 de septiembre de 2022
Bruma 15.7ºc | Posadas

Se realizó en Posadas la manifestación contra la violencia institucional

Posadas se sumó a las marchas nacionales contra el gatillo fácil

Familiares de víctimas e integrantes de organizaciones de derechos humanos se manifestaron contra la violencia policial y exigieron respuestas por parte del Estado

sábado 27 de agosto de 2022 | 6:03hs.
Posadas se sumó a las marchas nacionales contra el gatillo fácil
Alrededor de 100 personas caminaron por las calles posadeñas pidiendo justicia. Foto: Víctor Hugo Paniagua
Alrededor de 100 personas caminaron por las calles posadeñas pidiendo justicia. Foto: Víctor Hugo Paniagua

La marcha nacional contra el gatillo fácil se llevó a cabo ayer en todo el país y en Misiones la convocatoria fue en la plaza San Martín de Posadas. Participaron familiares y víctimas de violencia policial como también organizaciones de derechos humanos.

Desde las organizaciones sociales aseguraron que desde la vuelta a la democracia, la estadística de muertes de jóvenes por violencia policial no baja y exigieron justicia por sus familiares, víctimas de la violencia institucional, y manifestaron consignas y propuestas ante la problemática que tiene como foco los barrios populares.

La fecha coincide con el segundo aniversario de la muerte de Cristina Vázquez, quien estuvo once años presa hasta que la Corte Suprema de Justicia de la Nación la absolvió por el crimen de Ersélide Dávalos (79), delito por el cual en 2010 había sido condenada a prisión perpetua a pesar de no tener pruebas en su contra.

Demandas de las organizaciones
Durante el recorrido por el centro posadeño, que comenzó pasadas las 10 de la mañana, las pancartas se elevaron con consignas relacionadas a la violencia desmedida de integrantes de las fuerzas policiales y a las actuaciones de la Justicia al respecto.

“Basta de violencia estatal en los barrios pobres, basta de causas armadas, basta de matar a nuestros pibes”, fueron algunas de las consignas que expresaron alrededor de 100 voces que caminaron pacíficamente.

“No queremos mano dura, no queremos represión, queremos para los pibes trabajo y educación”. “Ni un pibe menos, ni una piba menos, ni una bala más, basta de violencia institucional”. ¡Justicia!, se oyó también por el parlante que acompañó la movilización que tuvo como destino la plaza 9 de Julio, frente a la Casa de Gobierno.

El portavoz de la caminata fue Ismael Décima, el padre de Lucas Décima, un joven asesinado por un sargento bonaerense, Mariano Ballarino, el 23 de febrero de 2017 en Merlo, Provincia de Buenos Aires.

Al llegar a la plaza, manifestó: “Queremos una Policía que prevenga el delito, no que ejecute. Vaciar el cargador de cuatro o cinco balazos, eso es saña, no es accionar policial. Eso es simplemente ejecución, la pena de muerte no está en la Constitución argentina pero sin embargo las fuerzas la ejecutan. Hay pena de muerte para los pibes de los barrios pobres”.

Agregó: “Una de las consignas de la marcha a nivel nacional es que aparezcan las caras de los asesinos para que la sociedad sepa quiénes son los que matan a nuestros pibes”.

Además, hizo hincapié en las denuncias por torturas en las comisarías e insistió en que la estadística de muertes relacionadas a las fuerzas policiales no baja sino que aumenta.

Aseguró que “las prácticas llevadas a cabo por la policía, tanto federal como provinciales, y las fuerzas nacionales como Gendarmería y Prefectura, nos dan una cifra de que 8.030 jóvenes han muerto en el país desde el 1983 a la fecha. Esto nos da que cada 18 horas hay un pibe o una piba asesinada en comisarías, en lugares de encierro o en la calle”.

Repudiaron los supuestos suicidios en contexto de encierro. Foto: Víctor Hugo Paniagua

“Es una vergüenza, nos toman a la sociedad y a los familiares como tontos. No puede ser que un pibe de 18 o 19 años que entra, con todas las ganas de vivir, a la hora la policía diga a sus padres ‘se suicidó’. Esos son los partes y muchos piensan que Misiones es la tierra sin mal, que es periférico esto de matar a nuestros pibes y pibas sin embargo esto no es así; son cifras alarmantes”, puntualizó.

Continuó: “Como el caso del pibe Cáceres, seis meses le quedaban para salir, toda su alegría y su expectativa estaba para ver a sus hijos y resulta que, en una celda de aislamiento donde están prácticamente desnudos, aparece quemado. Estas cosas tienen que terminarse”.

En esta línea, agregó: “Las prácticas que utiliza la Policía de submarino seco, submarino mojado, son prácticas de la dictadura. No puede ser que a nuestros pibes los lleven a una comisaría o salgan a recorrer algún río o monte y los amenacen de muerte”.

“Pedimos que esto se termine, que no haya más muertes en manos de las fuerzas que nos tendrían que brindar seguridad. No nos brindan ninguna seguridad por eso hoy estamos aquí marchando, reclamando, alineándonos a la Marcha Nacional contra el Gatillo Fácil”.

Por otro lado, Dana Valiente, de la Asociación Civil De la Calle a la Dignidad, solicitó específicamente el control de las divisiones de la Policía Motorizada que amedrentan “por cuestiones de estereotipo”.

“Le pedimos por favor a la Policía Motorizada que deje de pegar a los pibes de barrio, que respeten sus derechos y no les lleven a pasear para golpearlos o diciéndoles que son culpables de algo. Ellos no son jueces, ellos están para averiguar, no para detener a las personas y privarles de su libertad”.

A su turno, Victoria Weirich, de Casa Puentes Misiones, tomó el micrófono y expresó que se encontraban allí acompañando a las personas que acuden todos los días al espacio ubicado en Alvear 1504.

“La mayoría de estos pibes viven en la calle, y como si no fuera poco la vulneración de ese derecho, tienen vulnerado el derecho a la salud, a la educación, al trabajo, al ocio y no puede ser que la respuesta de los gobiernos, pase gobierno que pase, sea siempre las balas y los palos a las necesidades de nuestro pueblo”, aseveró.

“Estamos hartes de tener que andar recorriendo comisarías todos los días cada vez que nuestros pibes no vuelven a nuestra casa. Hartos de tener que ir a constatar las torturas, hartos de que cuando cerramos tenemos que pedirles que se cuiden de quienes deberían cuidarnos”.

En este contexto, agregó: “Le exigimos al Estado que empiecen a pensar las políticas desde la prevención, el cuidado, el amor para la liberación de nuestros pueblos. No queremos que ninguno de nuestros pibes o nuestras pibas sean mañana parte de una de las estadísticas que Ismael se cansó de repetir en la marcha, basta, estamos cansados de tener que estar viviendo con miedo cada uno de los días”.

Familias que piden justicia
“Hace un año dijeron que ya se iba a llevar a juicio pero hasta ahora nada. Soley está preso pero ya pasaron cuatro años y seguimos esperando. Supuestamente ya estaba para elevar a juicio, me dijo el juez Balor, y al final no”, expresó momentos previos a la marcha Francisca, la madre de Arnaldo Nano Amarilla (33), presuntamente baleado por un policía el 1 de julio de 2018 en el barrio A 3-2.

A tres años del crimen de Víctor Márquez Dos Santos (16), asesinado de un balazo con un arma de la Policía de Misiones en Santa Ana el 24 de agosto del 2019 , Eliana, hermana el joven, relató: “Ayer (jueves) fue un día de mierda, fuimos a limpiar el lugar donde asesinaron a mi hermanito, le llevamos flores y velas”.

“Hoy (por ayer) se cumplen tres años de la muerte de mi papá, ayer se cumplieron tres años del asesinato de mi hermano. A mi hermanito le asesinaron el 24, a mi papá le dio un infarto, el 25 estuvo internado y el 26 murió. Por culpa de la Policía, en menos de 36 horas, perdí a dos seres queridos”.

Algunos nombres que resonaron en la marcha fueron el de Lieni Taty Piñeiro, Lucas Décima, Mario Golemba, Reinaldo Andrade, Cristina Vázquez, Arnaldo “Nano” Amarilla, Pedro Cáceres, Claudio Benítez, Rosa Yamila Gauna, Natalia Celeste Almada, David Gómez y Víctor Márquez Dos Santos.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias