miércoles 25 de mayo de 2022
Cielo claro 22ºc | Posadas

Representa un aumento del 24% en relación a un informe similar publicado en marzo

La guerra ya dejó más de ocho millones de desplazados internos

La mayoría abandonó sus hogares en el este del país y buscó refugio en otras regiones de Ucrania debido a la invasión rusa, que comenzó el pasado 24 de febrero

miércoles 11 de mayo de 2022 | 6:02hs.
La guerra ya dejó más de ocho millones de desplazados internos
De los desplazados internos, un 63% son mujeres y casi la mitad han dejado sus hogares en el este del país.
De los desplazados internos, un 63% son mujeres y casi la mitad han dejado sus hogares en el este del país.

La Organización Internacional para las Migraciones (OIM) aseguró ayer que más de ocho millones de personas dejaron sus hogares y buscaron refugio en otras regiones de Ucrania debido a la invasión rusa, que comenzó el 24 de febrero. Las cifras, que corresponden a lo que se conoce como desplazados internos, fueron entregadas en el marco de una actualización del impacto de la guerra en la población.

Esa cifra representa “un 24 por ciento más en comparación con las primeras cifras de desplazamiento interno publicadas el 16 de marzo”, indicó el organismo, que ha realizado una nueva evaluación sobre el terreno entre el 17 de abril y el pasado día 3. “Las necesidades de aquellos desplazados internamente y de todos los afectados por la guerra en Ucrania crece cada hora que pasa”, afirmó el director general de la OIM, Antoinio Vitorino.

El organismo, que depende de la ONU, también comprobó en una serie de encuestas que dos terceras partes de los desplazados consideran que la mejor manera de ayudarlos es a través de asistencia con dinero en efectivo para comprar comida y medicamentos, frente a un 49 por ciento que prefería este modo de ayuda al inicio de la guerra.

El cobijo es la segunda necesidad más importante, con el 27 por ciento de los desplazados entrevistados que dijeron que sus viviendas habían sido destruidas o dañadas, mientras que una de cada diez personas pidió materiales y herramientas para reparar sus hogares.

A esta cifra hay que agregar los más de 5,9 millones de ucranianos que han tenido que huir del país desde la invasión rusa el 24 de febrero. De los desplazados internos, un 63 por ciento son mujeres y casi la mitad tuvo que dejar sus hogares en el este del país, donde está concentrada la ofensiva rusa. Además, 2,7 millones han retornado a sus hogares, casi todos desde otras áreas de la misma Ucrania.

Se estima que más de 3,9 millones de personas han huido de sus hogares en el este, donde se concentra actualmente la ofensiva de los invasores rusos, 1,65 millones en la región de Kiev y 1,3 millones en el norte del país. Además, el informe revela que el 36 por ciento de los desplazados, es decir 2,9 millones de personas, están en lugares relativamente seguros en el oeste del país.

Ataques en Odesa

Rusia bombardeó en las últimas horas la ciudad de Odesa, en el sur de Ucrania, mientras la situación en la gigantesca planta de acero Avoztal, en la portuaria Mariúpol, sigue abierta puesto que “más de mil” militares ucranianos (cientos de ellos heridos) permanecen en sus extensos búnkeres subterráneos.

El gobierno ucraniano afirmó ayer que en la fábrica no quedan más civiles, saliendo al cruce de informaciones dadas a conocer por funcionarios locales.

Acalladas las proclamas nacionalistas de rusos y ucranianos del lunes, en la fecha que recuerda la caída de la Alemania nazi a manos de la Unión Soviética, el Estado Mayor ucraniano informó ayer que los rusos “continúan preparando operaciones ofensivas en las regiones de Liman y Severodonetsk” en el Donbás (este), y mantienen sus ataques sobre la acería, último foco de resistencia en esta ciudad portuaria del sureste.

Cientos de civiles escondidos durante semanas con los combatientes fueron evacuados en los últimos días de la enorme planta de fabricación de acero en un operativo comandado por Naciones Unidas y ya no queda en su interior ninguno de ellos, afirmó a la agencia de noticias AFP la vice primera ministra ucraniana, Irina Vereshchuk.

Más de mil militares ucranianos, entre ellos “centenares de heridos”, permanecen en la acería Azovstal, afirmó Vereshchuk.

Tras la evacuación de todos los civiles la pasada semana con ayuda de la ONU, “más de mil” militares, entre ellos “centenares de heridos” siguen atrincherados en las galerías subterráneas de este enorme complejo industrial, explicó la funcionaria.

Vereshchuk desmintió informaciones dadas por funcionarios regionales que afirmaron que dentro de la fábrica seguía habiendo civiles.

“No es verdad”, zanjó. El jefe del batallón Azov, unidad que defiende la acería, “declaró oficialmente” a los responsables del gobierno y a un representante de la ONU que “no hay ningún civil, ninguna mujer, niño o persona de edad avanzada en Azovstal”, agregó.

Por otra parte, autoridades ucranianas hallaron 44 cadáveres entre los escombros de un edificio destruido en la localidad de Izium, situada en la región de Jarkov (noreste).


Ucrania cortó el tránsito del gas ruso a Europa

La operadora de la red de transmisión de gas de Ucrania anunció ayer que se vio obligada a interrumpir de forma temporal el tránsito de un tercio del gas que transporta de Rusia a Europa por “causas de fuerza mayor”. ”Las acciones de los ocupantes llevaron a la interrupción del tránsito de gas a través del punto de conexión de Sojranivka,” anunció la compañía, GTSOU, en un comunicado. Una “causa de fuerza mayor” hace que sea imposible seguir transportando gas a través de ese punto de medición, en la frontera con Rusia , y de la estación de compresión de Novopskov, ambos situados en la provincia oriental de Lugansk y en territorio ocupado por las fuerzas de Moscú. A través de dicha estación pasaba un tercio del total que Ucrania transporta hasta Europa.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias