domingo 29 de mayo de 2022
Nubes 20ºc | Posadas

El río Uruguay empezó a bajar frente a las costas misioneras

Los evacuados vuelven a sus casas pero los servicios de balsas siguen suspendidos

Tras el pico del jueves, ayer el agua había bajado más de dos metros en el puerto de El Soberbio y seguía en descenso. Camiones esperan para cruzar a Brasil

sábado 07 de mayo de 2022 | 6:05hs.
Los evacuados vuelven a sus casas pero los servicios de balsas siguen suspendidos
La balsa de El Soberbio continúa estacionada a la espera del retorno de los cruces.
La balsa de El Soberbio continúa estacionada a la espera del retorno de los cruces.

Tras la importante crecida de los días miércoles y jueves, ocasión en que el río Uruguay se mostraba en constante ascenso, ayer empezó a descender producto del cese de las lluvias en Brasil y el menor caudal de agua liberado desde la represa Foz do Chapecó, en ese país.

De a poco la calma volvió a las localidades costeras de Misiones pero todavía no la habitual normalidad. Es que el servicio de balsas que une a El Soberbio con Porto Soberbo, Panambí con Porto Vera Cruz, Alba Posse con Porto Mauá y San Javier con Porto Xavier seguía ayer suspendido y recién volvería a funcionar a pleno desde la semana entrante.

En tanto que las familias que fueron evacuadas por prevención el jueves en El Soberbio continuaban en la tarde de ayer alojadas en salones de una iglesia y esperaban a última hora del día para volver a sus casas.

De esta forma, tras el pico de 11,60 metros que alcanzó el río el jueves, en una de las últimas mediciones de ayer tenía 9,25 metros de altura y con tendencia a la baja.

Por su lado, la represa de Chapecó liberaba sobre el río 9.734 metros cúbicos por segundo de agua, 5.700 menos que el día anterior lo que también alivia a las localidades aguas abajo de la central hidroeléctrica.

En diálogo con Acá Te Lo Contamos por Radioactiva 100.7, Nicolás Dudych, responsable del servicio de balsas entre San Javier y Porto Xavier, explicó que este viernes ya había más de 60 camiones esperando a que el servicio de transporte internacional de cargas se normalice, algo que sucedería recién este lunes.

El responsable del servicio contó que ayer el río en esa zona estaba estacionado en la altura que superaba los 8,80 metros y esperaban el descenso para poder volver a operar. El último cruce lo habían realizado el día jueves a las 11.30, cuando el curso de agua aún tenía una altura de 7,40 metros.

“Hoy es imposible volver, tiene que estar a una altura de 7,30 o 7,40 metros para poder retomar el servicio”, señaló y sostuvo que la suspensión la determina la Prefectura Naval Argentina ante la imposibilidad de poder realizar un cruce seguro sobre el río.

“Se suspendió por cuestiones de seguridad, por la correntada y además el agua en creciente trae gajos, árboles y eso es peligroso para la navegación”, dijo Dudych y agregó: “Quien controla el servicio es Prefectura, ellos son quienes deciden suspender. Tal vez mañana -por hoy- a la tarde pueda volver a funcionar” para transporte de autos, aunque lo ven difícil por todas las labores complementarias que deben realizar luego del descenso del agua.

“Después de todo esto hay que hacer una limpieza de los muelles, demanda un tiempo para retomar el servicio. No es cuestión sólo de que baje el río y ya empezamos a trabajar”, precisó.

En tanto que mientras el número de camiones en espera iba en aumento con el correr de las horas, Dudych amplió que ese servicio recién podría retomar el día lunes. El de San Javier es uno de los puertos más utilizados en la provincia para transporte de frutas y hortalizas hacia Brasil o el ingreso a la Argentina de mercaderías de todo tipo desde el vecino país, entre otras cargas.

“Se trata de una situación esperable por la cantidad de lluvia que cayó en Santa Catarina, Brasil, toda el agua que cae viene por el río Uruguay y siempre nos toca vivir estas crecidas en épocas de lluvia. Por eso muy probablemente todo vuelva a la normalidad el día lunes”, indicó.

En Santo Tomé el agua llegó hasta la zona de las olerías.

En San Javier, el Cerro Monje también estuvo con dificultades para comunicarse con el casco céntrico por el rebalse del arroyo El Guerrero.

Por su parte, desde la Municipalidad de Panambí informaron que además de la balsa, todo el fin de semana estará cerrado al público el camping municipal de esa localidad, que se ubica en la costa del curso de agua y por la suba llegó hasta la bajada hacia el río y tapó toda el área costera.

Cuarto día

En tanto, el Parque Provincial Moconá, uno de los más visitados de la provincia, seguía ayer cerrado por cuarto día consecutivo debido a la crecida del arroyo Yabotí y el río Uruguay. Así, los paseos náuticos que realizan los turistas también están suspendidos y ayer no había previsión de cuándo volvería a la normalidad.

Respecto del tiempo, ya no hay previsión de lluvias para Misiones y la región continúa bajo la influencia del sistema de alta presión que ingresó en días atrás y aleja las precipitaciones. Así se mantiene estable y el cielo parcialmente nublado por momentos, con nieblas y neblinas por la mañana.

Se espera que hoy esté fresco por la mañana y por la noche pero cálido en la tarde.

Así, las mínimas serán en el Sur de 13° y las máximas de 24°, en el Centro las mínimas serán de 11° y máximas de 23° y en el Norte las mínimas serán de 14° y las máximas de 26°.

Mañana la jornada se presentará fresca por la mañana y cálida por la tarde. La zona Sur tendrá cielo nublado hasta un poco después del amanecer, abriéndose en el transcurso de la mañana. El resto del territorio misionero estará con cielo parcialmente nublado durante todo el día y los vientos predominantes soplarán del Sureste hasta el mediodía para luego rotar hacia el Norte, incrementando la amplitud térmica.

En zona Sur las mínimas serán de 14° y las máximas de 26°, en el Centro las mínimas serán de 12° y máximas de hasta 24° y en el Norte habrá mínimas de 13° y máximas de 25°.

Asisten a afectados en Santo Tomé

En el puerto de Santo Tomé, Corrientes, el agua llegó ayer hasta los 10,62 metros según informó la Prefectura Naval Argentina y continuaba creciendo a un ritmo de siete a diez centímetros por hora.

Cabe resaltar que el estado de alerta en Santo Tomé se da a los 11,50 metros y las evacuaciones si el agua llega a los 12,50 metros de altura.

Así, aún no hubo evacuaciones y al igual que ocurre en Misiones se espera que el agua empiece a descender desde hoy. No obstante, desde Defensa Civil tienen diagramado un plan de evacuación y asistencia en la zona que siempre es la más afectada, en el barrio Itacuá.

Así, las autoridades recorrieron ayer la zona para llevar tranquilidad a la población costera teniendo en cuenta la información técnica que manejan. En esa zona se encuentran asentadas familias oleras. Allí llegó personal municipal que ayudó en el traslado de adobe cortado y ladrillos hacia lugares más altos ante la amenaza de la crecida del río.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias