jueves 26 de mayo de 2022
Lluvia moderada 20ºc | Posadas

Miles de fieles participaron de la jornada

Devoción peregrina en la cima del Cerro Monje

Con el tradicional Vía Crucis viviente, una multitud rememoró el Viernes Santo. Loreto, otro epicentro de celebraciones

sábado 16 de abril de 2022 | 5:30hs.
Devoción peregrina en la cima del Cerro Monje
En bicicleta o a pie, miles de fieles peregrinaron el cerro cuesta arriba para agradecer o realizar peticiones. Fotos: Marcelo Rodríguez
En bicicleta o a pie, miles de fieles peregrinaron el cerro cuesta arriba para agradecer o realizar peticiones. Fotos: Marcelo Rodríguez

La leyenda cuenta que a mediados del 1500, un peregrino promesero llegó hasta la cima del cerro y al tocar una piedra con su bastón, brotó de ella un manantial de agua. El hombre entendió que se trataba de una señal divina. Hoy, cinco siglos después, miles de peregrinos siguen subiendo hasta la cima del Cerro Monje para pedir o agradecer con profunda devoción, confiando en que se trata de un lugar santo.

En bicicleta, a trote, caminando con o sin ayuda de un bastón; todos llegan a la meta asegurando que la fe puede más que el cansancio y el agotamiento físico. Y aunque todo el camino es cuesta arriba, coinciden en que “siempre se llega con alegría y regocijo”.

Una vez más, la fe masiva se expresó en uno de los santuarios más emblemáticos de Misiones. En compañía de familiares y amigos o incluso peregrinando en soledad, los fieles asistieron al lugar ubicado a siete kilómetros de la zona urbana de San Javier, como cada Viernes Santo para rememorar en comunidad uno de los acontecimientos más importantes para los cristianos.

Y este año en particular, la jornada se vivió con la alegría de volver a repetir la costumbre después de dos largos años de ausencia.

Fue multitudinaria la celebración de la Pasión y muerte de Jesús. Foto: Marcelo Rodríguez

Además, el Vía Crucis viviente (el camino de Jesús a la crucifixión y muerte) fue seguido con gran devoción.

“Vengo desde que soy chica, excepto estos últimos tiempos que no hubo celebración por la pandemia”, contó Adriana De Matto, oriunda de San Javier, que este año llegó caminando a los pies del altar y trajo consigo a sus primas y sobrina Aldana y Elen Fagúndez y Micaela Moscardi.

Por su parte, Teresa Bidegain, de Garupá, decidió viajar sola hasta el cerro. “Siempre vengo con mi mamá y mis hermanos, pero este año ellos tenían planes y yo decidí venir igual. No me siento sola, los peregrinos vamos todos juntos, la fe nos anima”, contó.

Al igual que ella, Daniel Flach también emprendió viaje solo. El sábado al mediodía salió de Capioví en bicicleta, pedaleó unos 160 kilómetros hasta el cerro y llegó en la mañana de ayer. Ya en la meta, su familia lo esperaba con un fuerte abrazo, conmovidos por haber sido testigos de su fuerza de voluntad. “No es lo mismo viajar sólo que en grupo. Si somos varios, uno siente más contención, pero este viaje lo debí hacer así y la fe me trajo hasta acá. Vine a agradecer más que nada”, contó el ciclista que tiene experiencia en peregrinaciones, pero es la primera vez que experimenta un viaje al cerro.

“Mi familia llegó hoy (por ayer) con todo el apoyo. Hoy me acompaña todo el equipo. Siento una gran satisfacción por alcanzar la meta”, resaltó quien ya se encontraba en compañía de su esposa Lorena Caballero, sus hijos Juan Ignacio y Juan Martín y sus suegros José y Beatriz.

En tanto, Jorge Da Silveira y Manuel Zacarías también llegaron por primera vez a los pies del cerro. Ambos decidieron subir la ribada a trote. “Corremos, es lo que disfrutamos hacer y por eso elegimos venir así. Fue una gran experiencia. Partimos de la entrada de San Javier y corrimos más de seis kilómetros. Esta es la manera que encontramos para agradecerle a Dios por todo”, señalaron.

Servicio y devoción
“Es la primera vez después de un largo tiempo que volvemos al cerro como comunidad y a recibir a los promeseros”, explicó Lorena Altamirano, de la parroquia San Francisco Javier, que organiza todos los años el Vía Crucis viviente en el cerro, en diálogo con El Territorio.

En el cerro, la recreación de la pasión, muerte y resurrección de Cristo se lleva a cabo desde hace ya casi 30 años y Lorena y su esposo Héctor Sena trabajan en la puesta en escena y dirección de la obra desde hace casi 15 años.

“No lo tomamos como una recreación o actuación sino como un servicio a la comunidad. Es un regocijo total trabajar en esto y para nosotros es servicio y oración”, detalló la mujer que cuenta también con la colaboración de Micaela y Alejandrina Ferreyra y Cristina Dos Santos para llevar adelante la apuesta que este año puso en escena a unos 60 jóvenes.

El tradicional Vía Crucis se realizó con unos 60 jóvenes en escena. Foto: Marcelo Rodríguez

El Vía Crucis extendido interpretó los últimos días de la vida de Jesús, desde su entrada triunfal en Jerusalén hasta su resurrección.

“Los chicos trabajan de manera muy comprometida, todos cumplen su rol y representan el papel que les corresponde con gran responsabilidad y compromiso. Con esta puesta queremos enviar el mensaje de que la resurrección existe también en cada uno de nosotros. Al igual que Jesús, todos podemos resucitar, dar ese paso para renacer y llegar a la Pascua”, explicó sobre la apuesta musicalizada con ritmos del folclore nacional.

Se trata sin duda de uno de los momentos más esperados por los fieles, quienes se reúnen alrededor del playón central para revivir y emocionarse con el despliegue en escena. Tras la obra, se lleva a cabo una celebración litúrgica especial, la que ayer contó con la presencia del obispo de Oberá, Damián Bitar. Los fieles conmemoran la fecha con solemnidad y profunda fe.

También en Loreto
Loreto fue otra de las localidades elegidas por los fieles misioneros para recordar la pasión y muerte de Jesucristo.

Con la naturaleza de fondo, la mítica reducción jesuítica fue escenario para el despliegue de un Vía Crucis viviente que tuvo gran concurrencia y contó con la participación del obispo Juan Rubén Martínez.

Además de la celebración especial, también quedó inaugurada la primera feria de Artesanías de la Región Capital. Se trata de un evento que continuará hoy a partir de las 10, en la reducción, y cuenta con la participación de artesanos de Candelaria, Profundidad, Santa Ana, Loreto, Posadas, Cerro Corá, Bonpland, Garupá y Mártires.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias