lunes 23 de mayo de 2022
Cielo claro 17ºc | Posadas

Censaron en tres departamentos de la provincia

Relevan cuántas menores conviven con hombres adultos

Especialistas afirman que este tipo de situaciones las expone a todo tipo violencia y vulneración de derechos, desde embarazo adolescente hasta abandono escolar

lunes 28 de marzo de 2022 | 6:04hs.
Relevan cuántas menores conviven con hombres adultos

La Fundación para el Estudio e Investigación de la Mujer (Feim) realizó en octubre del año pasado un censo en las departamentos misioneros de Guaraní, San Pedro y General Manuel Belgrano para relevar cuántas niñas o jóvenes menores de edad están viviendo en pareja con adultos y cuáles son los motivos de esa unión a tan temprana edad.

De acuerdo a la primera lectura de esos datos -que todavía están en proceso de análisis- “en el universo de matrimonios infantiles vimos dos grandes grupos: por un lado las niñas menores de 15 años que en general están con hombres que les llevan más de cinco años, es decir, se trata de una unión de una menor de edad con un adulto. Y el otro grupo de las jóvenes entre 15 y 18 años, en que las uniones son en general con alguien de esa misma edad”, explicó a El Territorio la psicóloga Cecilia Correa, miembro de Feim para conocer los detalles de ese muestreo.

Cifras inquietantes
Según los datos que maneja Feim, “en nuestro país el 5% de las niñas o jóvenes menores de edad están casadas o en uniones convivenciales y esa realidad tiene mayor presencia en las provincias de Misiones, Chaco y Formosa. Y dentro de esas jurisdicciones la situación se da mucho dentro de las comunidades de pueblos originarios donde las adolescentes presentan el índice de fecundidad más alto”.

En base a lo que explicó Correa, “ese 5% surge de la información estadística que tenemos del censo nacional del año 2010 y creemos que actualmente ese porcentaje es mucho mayor. Con el censo de este año seguramente tendremos esa información”.

La representante de Feim también señaló que “la mayoría de esas uniones no se dieron pasando por el Registro Civil, por eso es importante ahondar en todas esas situaciones que existen y que son naturalizadas, porque forman parte de la cultura de esa comunidad”.

La psicóloga Correa indicó que “un aspecto que también surge del relevamiento es que en general la sociedad no registra estas uniones como hechos que significan el principio de la vulneración de derechos para esas niñas, porque forma parte de la cultura del lugar y de una trayectoria familiar donde la madre y la abuela de esa niña también vivieron lo mismo”.

En ese sentido, Correa precisó que “esa unión tan temprana trae aparejado embarazo adolescente, todo tipo de abusos, abandono de la escolaridad, falta de preparación para el acceso a un trabajo, violencias, dependencia económica y muchas situaciones que atentan contra el desarrollo armónico de esa joven o niña”.

Concientizar
Desde Feim se lanzó una campaña nacional para “informar y concientizar sobre la existencia del matrimonio infantil en nuestro país basada en la definición del fenómeno, el impacto social en las provincias donde se dan con mayor frecuencia, las condiciones socioeconómicas en las que se dan los casos y la importancia de la Educacion Sexual Integral (ESI) para hacerle frente a la problemática”.

La particularidad de esta campaña, que está basada en videos, audios y cartelería, es que además está traducida a cuatro lenguas originarias que son guaraní, wichí, pilagá y qom.

Según explicaron desde Feim, la idea de traducir la campaña a estas lenguas originarias es para tratar de llegar también con la información a estos pueblos que habitan las regiones del país donde este fenómeno de uniones o matrimonios con niñas o jóvenes menores de edad tiene mayor presencia.

La campaña está apoyada en la consigna ‘Sí, quiero’, que es la frase que tradicionalmente sella las celebraciones matrimoniales, pero en este caso la afirmación está escrita entre signos de pregunta para tratar de interrogar sobre el grado de libertad que tiene esa niña o joven menor de edad para decidir una unión cuando todavía no llegó a la edad adulta.

“Es la primera vez que se hace en Argentina una campaña sobre matrimonio infantil y uniones tempranas y que ademas esta traducida a cuatro lenguas originarias. Creemos que es necesario difundir estos mensajes para pensar qué pasa con una niña o una joven que a los 15 años se la somete a vivir en pareja por los mandatos sociales de la comunidad a la que pertenece”, finalizó la especialista Correa.

 

En cifras

3,8% La fecundidad en las menores de 15 años de pueblos originarios es de 3,8%, superando al promedio de ese grupo de edad (1,6%) en la población general.

 

Misiones, con alto número de casos

Según los informes de Feim, las frecuencias más altas de uniones infantiles de niñas se encuentran en Misiones, Chaco y Formosa y la fecundidad en las menores de 15 años de pueblos originarios es de 3,8%, superando al promedio de ese grupo de edad (1,6%) en la población general.

Correa explicó: “En la mayoría de los casos, las uniones convivenciales o matrimonios infantiles se producen, entre otros motivos, por factores culturales. Las niñas presentan una desigualdad de poder con sus parejas que las expone a situaciones como embarazos precoces, diferentes tipos de violencias y abandono de la escolaridad”.

Con esa información como antecedente, se lanzó la campaña nacional bajo el título ‘¿Sí, quiero?’ para informar y sensibilizar a la población sobre los matrimonios y uniones convivenciales que “existen pero están invisibilizados en nuestra sociedad porque por cuestiones culturales forman parte de la naturalidad”.

La idea de la campaña es explicar “que se trata de situaciones negativas para esa niñas y jóvenes que antes de llegar a ser mayores de edad ya deben abandonar la escuela, cursar embarazos y entrar a las obligaciones del mundo adulto aún siendo niñas”.

Por ese motivo los gráficos de la campaña muestran entre otras imágenes una niña sosteniendo una muñeca en una de sus manos y con la otra ya tomada por un hombre adulto. O dos manos que podrían ser la de un padre y su hija, pero se trata de una unión convivencial con una menor de edad.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias