viernes 19 de agosto de 2022
Cielo claro 7ºc | Posadas

Destinos argentinos para visitar de a dos

domingo 13 de febrero de 2022 | 0:00hs.
Destinos  argentinos 	para visitar de a dos
Tigre es una de las ciudades más recomendados por los viajeros.
Tigre es una de las ciudades más recomendados por los viajeros.

Luego de más de un año de cuarentenas y distanciamiento, se espera que los viajeros usen sus vacaciones como una oportunidad de ampliar su círculo social, con el 59% de los viajeros argentinos queriendo conocer gente nueva en sus vacaciones  y un 47% buscando quedarse en algún lugar cerca de muchas opciones de vida nocturna para conocer nuevas personas.

Este año, las vacaciones van a ser un buen momento para socializar y los viajes una oportunidad emocionante para quienes desean encontrar el amor. De acuerdo con una investigación de la plataforma de viajes  Booking.com, se pronostica un resurgimiento de los amores de verano en Argentina, ya que un 46% de las personas tiene ganas de conocer a alguien en su próximo viaje. Ahora que las videollamadas se volvieron parte de nuestro día a día, el romance no tiene por qué terminarse cuando cada uno vuelva a su hogar al terminar el viaje. Así que se espera ver más de un amor de verano convertido en una pareja con todas las letras. 

Para este Día de San Valentín, la plataforma relevó los destinos recomendados por los argentinos por su vida nocturna, ideales para quienes desean celebrarlo de fiesta, buscando ampliar sus círculos sociales y están abiertos a encontrar un amor de verano. Los preferidos son  Buenos Aires, Mar del Plata, Córdoba,  Rosario y Villa Carlos Paz.

Booking.com también recopiló los destinos más recomendados por los argentinos en la plataforma para visitar en pareja, para todos aquellos que busquen tomarse un descanso y hacer una escapada con su media naranja.

Los destinos más recomendados para visitar en pareja en Argentina son:  Tigre, Chascomús,  Pinamar, Pilar  y Valeria del Mar.

Vacaciones flexibles

Después de tanto tiempo de escuchar “no”, en 2022 la gente quiere una mentalidad más positiva y que sus compañeros de viaje “simplemente digan que sí” (33%). De hecho, el 73% está de acuerdo en decir que sí a cualquier oportunidad de vacaciones si el bolsillo lo permite y un 69%  está más abierto a probar diferentes tipos de vacaciones que antes de la pandemia. Estos datos, surgen de una nueva investigación de la plataforma.

La tecnología va a tener un papel clave a la hora de ayudar a la espontaneidad. De hecho, el 58% de los viajeros está de acuerdo en que la tecnología ayuda a aliviar la ansiedad en torno a los viajes.

Además, tras meses llenos de reprogramaciones, para que todas las personas acepten la nueva normalidad impredecible, el sector turístico seguirá priorizando la flexibilidad. Las principales prioridades de los viajeros en 2022 serán: tener la seguridad de que no perderán dinero de una reserva (44%), la capacidad de cancelar de forma gratuita (26%) y la posibilidad de reprogramar el viaje de forma gratuita (34%).


Un desamor que terminó en leyenda

Cuenta la leyenda que Chaya era una muy bella jovencita india, que se enamoró perdidamente del Pujllay, joven alegre, pícaro y mujeriego que ignoró los requerimientos amorosos de la hermosa indiecita. Fue así como ella, al no ser debidamente correspondida, se internó en el monte a llorar sus penas y desventuras amorosas, desapareciendo en él para siempre. Desde entonces, suele retornar anualmente, hacia mediado del verano, del brazo de la Diosa Luna (Quilla), en forma de rocío o fina lluvia. En tanto Pujllay, sabiéndose culpable de la desaparición de la joven india, sintió remordimiento y procedió a buscarla por todo el monte infructuosamente. Tiempo después, enterado el joven del regreso de la joven a la tribu con la luna de febrero, volvió también al lugar para continuar la búsqueda. Pero fue inútil. Allí, la gente que festejaba la anhelada cosecha, y lo recibía con muecas de alegría; él, por su parte, entre la algarabía de los circunstantes, prosiguió la búsqueda y la indagación con profunda desesperación y resultados siempre negativos. Por ello, derrotado, terminó ahogando en chicha su soledad y su pasada fama de Don Juan. Hasta que estuvo muy ebrio, cayó en un fogón y murió quemado. Desde ese entonces, “Chaya” viene en febrero año a año a apagar el fuego de “Pujllay”; y cada año aparece el Pujllay que  muere al terminar el festejo, y se lo entierra hasta el año que viene.

 

Relacionadas

Cada febrero, La Rioja celebra a la Chaya

 

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias