lunes 16 de mayo de 2022
Cielo claro 12.7ºc | Posadas

El “negocio” de alimentar la grieta

miércoles 26 de enero de 2022 | 6:00hs.
El “negocio” de alimentar la grieta

Por Washington Uranga Para Página12

Soledad Acuña, la ministra de Educación porteña,afirmó la semana anterioren una entrevista radial que ya “es tarde” para buscar a los niños que dejaron la escuela durante la pandemia y agregó que “esos chicos seguramente estarán perdidos en una villa o ya cayeron en actividades del narcotráfico”. Sus afirmacionesgeneraron repudiosa granel por parte de dirigentes políticos, sociales y gremiales que criticaron a la funcionaria del gobierno deHoracio Rodríguez Larretapor entender que su discurso fue la manifestación de una posición ideológica y políticaxenófoba y discriminadora.

Sin desconocer el valor de estas críticas habría que profundizar también en otra lectura del mismo hecho para entender que, en este y en otros casos, Acuña actúa en consonancia con personalidades, voceros e intérpretes de la oposición que a través de sus manifestaciones intentan reiteradamente construirun núcleo duro de adhesiones que expanda los límites actuales de Juntos por el Cambio interpelando y sumando a personas de los sectores que padecen vulneraciones y que, por distintas circunstancias, fueron cooptadas circunstancialmente por el hoy diputado ultraderechistaJavier Milei.

La derecha persiste en su estrategia de “campaña permanente” y, aún más allá de cualquier acción coyuntural, no resigna posibilidades y oportunidades para continuar en la cacería de votos. Uno de los objetivos dentro de esa estrategia es el desumar adhesiones del núcleo “anti sistema” y no dejar que sea capitalizado por Mileiy los suyos, sin importar siquiera la cuantía de esos votantes. Todo suma de cara al 2023. Se trata de avanzar sobre el voto por ahora disperso del “libertario” para darle identidad propia.

Es además una manera de profundizar “la grieta” diferenciándose de la argumentación del Frente de Todos y para eso sirve el discurso del odio. También para remover la molestia que causó en las familias la falta de presencialidad escolar durante la pandemia, mientras se agita el fantasma del narcotráfico que gran parte de la población --fundamentalmente del conurbano-- asocia también con la inseguridad.

No hay que pensar que esta es una estrategia ni central, ni permanente. Pero sí que es un componente que Juntos por el Cambio, sus estrategas políticos y asesores de campaña, no pierden jamás de vista.

No son ingenuos quienes trabajan discursivamente sobre las insatisfacciones de la población haciéndolo con la astucia (¿la perversidad?) de apoyarse enlos temores y las inseguridades individuales y colectivaspara, con la colaboración del sistema corporativo de comunicación, seguir sembrando “la grieta”. Es un negocio que le ha rendido buenos frutos al macrismo en los últimos años. Desde el otro lado hay que advertir que esto también sucede y evitar caer en la trampa.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias