domingo 23 de enero de 2022
Humo 36ºc | Posadas

El orgullo de Ruiz de Montoya: “Es una gran alegría”

Emiliano Viveros tuvo un 2021 a pura emoción. Debutó en Primera con Arsenal y firmó su primer contrato con los de Sarandí. El de Ruiz de Montoya se ilusiona con llegar lejos

lunes 27 de diciembre de 2021 | 6:05hs.
El orgullo de Ruiz de Montoya: “Es una gran alegría”
Viveros tuvo un buen andar en la Reserva, con varios goles, lo que lo llevó a la Primera División.
Viveros tuvo un buen andar en la Reserva, con varios goles, lo que lo llevó a la Primera División.

Se está terminando el 2021, un año de gran alegría y éxito para Emiliano Viveros, el joven futbolista de 20 años oriundo de Ruiz de Montoya, quien había viajado a Buenos Aires en 2019 y se desempeñaba desde entonces en la Reserva de Arsenal de Sarandí.

El mediocampista pasó a entrenar con la Primera, tuvo su debut este año contra Independiente, firmó su primer contrato con el club y ya es jugador profesional.

Ya de regreso a su Ruiz de Montoya natal, Viveros hizo un análisis de lo que fue su año, contando con alegría lo que se le fue dando y expectativas que tiene a futuro en un mano a mano con El Territorio.

“La verdad que fue un año muy bueno en lo personal, pude cumplir las metas que tenía, valiendo la pena el esfuerzo, dedicación y perseverancia que hay que tener como futbolista”, dijo el joven.
Su primera aparición en la Liga Profesional del fútbol argentino fue en el empate sin goles ante Godoy Cruz de Mendoza en condición de local, fue en ese partido y por cuatro encuentros más que permaneció en el banco de suplentes y no pudo ingresar, pero se dio la gran oportunidad en el mismísimo estadio Libertadores de América, ante Independiente cuando el Rojo goleó a Arsenal por 3 a 0.

“Fue algo muy emocionante, estaba haciendo el calentamiento físico, escucho que me llaman y se me puso la piel de gallina previo a ingresar porque estaba por cumplir mi sueño de debutar en Primera, por eso digo que ese momento para mí fue muy emocionante”, recordó Viveros.

En ese compromiso ante Independiente, Viveros entró al campo de juego en lugar de Brian Farioli y precisó las palabras que le había dicho su entrenador Israel Damonte: “Me dijo que agarre la pelota, que juegue tranquilo y que disfrute de esa oportunidad”.

Desde ese cotejo en el estadio Libertadores de América, el de la Tierra Colorada tuvo la chance de ingresar en el complemento ante Newell’s, Central Córdoba de Santiago del Estero, Boca y Banfield, sumando minutos en cada encuentro y demostrando su juego ante el Xeneize, en la mítica Bombonera.

“Fue algo increíble, no tuve la oportunidad de convertir pero estuve cerca e iba a ser mi primer gol y justamente contra Boca”, comentó el futbolista.

En ese partido ante los dirigidos por Sebastián Battaglia, Viveros participó de la jugada previa al gol convertido por Bruno Sepúlveda, dándole el empate a los de Sarandí. Luego, el misionero tuvo un mano a mano ante el arquero Agustín Rossi, quien atajó el potente remate de zurda del montoyense. Justo previo a ese compromiso ante Boca que se jugó el 4 de diciembre, Viveros puso una de las firmas que tal vez nunca olvidará en su vida. El futbolista rubricó su primer contrato con el club de Sarandí y jugará para Arsenal hasta diciembre de 2023.

“La verdad que fue dándose todo muy rápido. Poder debutar en Primera y al poco tiempo firmar mi primer contrato, son propósitos que tenía y en un corto período se concretaron”, aseguró el de la Tierra Colorada.

Actualmente el futbolista disfruta de sus merecidas vacaciones acompañado por su familia en Ruiz de Montoya. “Es una alegría enorme regresar al lugar donde uno nació y creció, siempre se quiere volver al sitio donde se vivió los mejores momentos y donde fui feliz la mayor parte de mi vida. Poder disfrutar de la familia y los amigos no tiene precio”, contó.

La llegada a su municipio de origen causó furor y grandes alegrías no sólo para él, sino para todos los que le acompañaron desde un primer momento y lo siguen apoyando. Esa noche, la comunidad le armó una fiesta sorpresa de bienvenida al flamante jugador de Arsenal.

“Era algo que no me lo esperaba, un recibimiento tan grande como el que me hicieron. Yo no estaba enterado de la cálida fiesta que organizaron y estuvieron presentes muchas personas que siempre me brindaron el apoyo desde mis inicios”, recordó.
El muchacho no permanecerá mucho tiempo en la Tierra Colorada, ya que pronto deberá volver a Buenos Aires para hacer la pretemporada junto con sus compañeros. “Todavía no me confirmaron la fecha exacta en que me debo presentar, pero va a ser del 3 de enero en adelante”, precisó.

En cuanto a las expectativas que tiene para el año venidero dijo que “el objetivo es seguir sumando la mayor cantidad de minutos posibles, siempre voy a estar a las órdenes del entrenador, con ganas de aprender y crecer día a día”.

“Ahora sólo quiero disfrutar de estos días y resta agradecer a todos los que hicieron esto posible, porque sin mi familia, familiares y amigos tal vez esto no lo hubiese logrado”, cerró emocionado.

Emiliano Viveros pretende seguir aprendiendo y creciendo en el mundo del fútbol, además de dejar bien alto el nombre de su Ruiz de Montoya natal, que lo tiene como un nuevo emblema. 

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias