viernes 28 de enero de 2022
Nubes dispersas 25.7ºc | Posadas

También están detenidos un gendarme, un penitenciario y un soldado

De 26 ex uniformados presos en Misiones, 23 eran policías

La mayoría están imputados por homicidio. Trece fueron condenados y trece esperan juicio. En Loreto hay un pabellón exclusivo para ex integrantes de fuerzas

domingo 19 de diciembre de 2021 | 6:03hs.
De 26 ex uniformados presos en Misiones, 23 eran policías
El último martes cinco efectivos policiales fueron condenados por el crimen de Hugo Wasyluk. Foto: Marcelo Rodríguez
El último martes cinco efectivos policiales fueron condenados por el crimen de Hugo Wasyluk. Foto: Marcelo Rodríguez

El último martes, el Tribunal Penal Uno de Oberá condenó a Pedro De Mattos, Carlos Antonio Gómez y Ricardo Javier Rodríguez a la pena de prisión perpetua como coautores del delito de tortura seguida de muerte en perjuicio de Hugo Miguel Wasyluk (38).

En tanto, Jorge Antonio Heijo y Wilson Ricardo González fueron condenados a 8 y 5 años de prisión, respectivamente.

Los cinco ex integrantes de la Policía de Misiones integraron la patrulla que detuvo a Wasyluk la noche de 25 de abril de 2011, 27 horas antes del hallazgo de su cuerpo en una de las celdas de la Seccional Primera de Oberá.

En la misma sentencia se dispuso que los condenados sean trasladados a la Unidad Penal VIII de Cerro Azul para realizar la cuarentena preventiva de Covid-19, tras lo cual deberán ser ubicados en el pabellón de ex policías de la cárcel de Loreto.

Actualmente, en la Unidad Penal I de Loreto se hallan alojados 15 ex integrantes de fuerzas de seguridad, de los cuales uno pertenecía a la Gendarmería Nacional Argentina (GNA), otro al Servicio Penitenciario Provincial (SPP) y trece a la Policía de Misiones.

En Loreto están presos, entre otros, Deivid Ramón Vergara, imputado por el homicidio de Víctor Márquez Dos Santos (16), en Santa Ana; Víctor Javier Dlugokinski, condenado por el doble homicidio de Olivia Márquez (46) y su concubino Sandro Leiva (41), en Florentino Ameghino; y Fabio Boges y Matías Esteban Lohn, procesados por el asesinato de Reinaldo Andrade (37), en El Soberbio.

En total, las cárceles dependientes del SPP albergan a 26 ex uniformados, de los cuales 23 eran integrantes de la Policía de Misiones; uno era gendarme, otro penitenciario y el restante soldado del Ejército.

Policías violadores
De los 26 citados, trece ya fueron condenados y trece están procesados. A los 15 que se hallan en la UP I de Loreto, se suman seis en la cárcel de Cerro Azul, cuatro en la UP III de Eldorado y uno en la UP VII de Puerto Rico, según precisaron desde el SPP.

Con relación a los delitos que se les imputan a los ex integrantes de las fuerzas de seguridad, doce están presos por homicidio; seis por abuso sexual, cinco por robo, uno por tentativa homicidio, uno por infracción a la ley de estupefacientes y uno por abuso de arma de fuego.

En el ámbito carcelario los presos más vulnerables al accionar de la población común son los acusados de abuso sexual y los ex uniformados, lo que potencia el riesgo cuando se trata de un policía imputado por violación.

En este ítem se inscribe el nombre de Juan José Flores, alojado en Loreto, quien en marzo pasado fue condenado a once años de prisión por el delito de abuso sexual agravado en perjuicio a sus tres hijastras menores.

Flores reconoció su culpabilidad en juicio abreviado. Además de violar a las menores, las golpeaba y amenazaba con su arma de fuego reglamentaria para que no contaran lo que les hacía. Los abusos ocurrieron entre 2016 y 2017 en Puerto Iguazú cuando las víctimas tenían 8, 12 y 13 años.

También en Loreto cumple condena el ex cabo Emanuel Francisco Vargas, quien en octubre pasado reconoció los cargos y acordó una pena de 8 años de prisión por los delitos de abuso sexual simple y abuso sexual con acceso carnal agravado por la guarda en perjuicio de una niña. Los hechos se registraron en 2018, cuando Vargas se desempeñaba en la División Bomberos de la Unidad Regional II de Oberá.

Gatillo fácil
El 24 de agosto 2019, Víctor Márquez Dos Santos -de 16 años- fue asesinado en Santa Ana, delito por el que están acusados cuatro policías, uno de los cuales se halla detenido con prisión preventiva como autor del disparo se cobró la vida del menor. Se trata de Deivid Ramón Vergara, alojado en la cárcel de Loreto.

Lo que se sabe en base a los elementos del expediente y la declaración de la única mujer del grupo, es que cerca de las 3 de la madrugada el móvil policial rodeó la Escuela Normal 10 con las luces apagadas y se detuvo en una de las calles laterales. Entonces Vergara se bajó y caminó unos 50 pasos en medio de la oscuridad.

La bala 9 milímetros que salió de su arma reglamentaria literalmente atravesó la cabeza del menor que estaba arrodillado y de espaldas a su ejecutor, tal y como lo indicaron las marcas de tierra en su ropa y el informe de la Secretaría de Apoyo para las Investigaciones Complejas (Saic) del Poder Judicial.

Al escuchar los disparos, los uniformados bajaron del móvil y fueron hasta donde estaba Vergara, que ya estaba volviendo y les dijo que allí no había pasado nada y los amenazó de muerte. A ellos y a sus familiares, a quienes dijo que conocía.

En el mismo pabellón para ex policías de Loreto se hallan Matías Esteban Lohn y Fabio Boges, procesados por el homicidio de Reinaldo Andrade. El hecho se registró el 13 de noviembre de 2019 en el paraje San Ignacio de El Soberbio.

Los acusados prestaban servicios en el Comando Radioeléctrico, pero ese día estaban de franco.

Existen indicios de que los policías “plantaron” dos armas en el auto de la Andrade para justificar un supuesto enfrentamiento. Lohn está acusado de haber ejecutado el disparo que mató a la víctima, mientras que Boges es considerado partícipe necesario

Doble homicidio
El pasado 6 de mayo, el ex cabo de la Policía de Misiones Víctor Dlugokinski y su cuñado Leandro Bublitz fueron condenados a prisión perpetua por el doble homicidio de Olivia Márquez (46) y su concubino Sandro Leiva (41), registrado el 28 marzo de 2017 en una chacra de Puerto Rosario, municipio de Florentino Ameghino.

Por el hecho también fue imputado Pablo Dlugokinski, hermano del primero, quien el pasado 10 de noviembre fue expulsado del Brasil y será juzgado en Argentina.

En tanto, el ex policía y su cómplice pasarán 35 años tras las rejas como coautores penalmente responsables del delito de doble homicidio calificado por haber sido cometido con ensañamiento, alevosía y con el concurso premeditado de dos o más personas.

Las víctimas fueron asesinadas con dos armas de Dlugokinski, en cuya propiedad hallaron los cuerpos sepultados. También fue clave el aporte de una patrulla de GNA que el día del hecho identificó a los tres implicados transportando la moto de las víctimas, rodado que luego fue encontrado en el cauce de un arroyo.

De perpetua a 20 años
El 31 de octubre de 2009, el policía Cristian Kondratiuk y el estudiante de abogacía Jorge Da Rosa llegaron a la casa de abogado Roberto Del Balzo (43), sobre calla Brasil casi Corrientes de Posadas.

Fueron a cobrar 35 mil pesos que supuestamente les debía el abogado, ya que el policía solía pasarle datos en casos referidos a siniestros viales.

Del Balzo los hizo pasar y se quedaron charlando en el patio delantero. La pareja del abogado se encontraba acostada en la habitación cuando escuchó una discusión y detonaciones de disparos. Cuando salió vio como uno de los delincuentes remataba a Del Balzo de un disparo en la cabeza.

Luego la apuntaron a ella y le dieron un tiro en la cabeza. Se salvó de milagro porque la bala le rozó el cuero cabelludo.

Los delincuentes escaparon en el auto de la mujer. En la calle se encontraba una oficial de Policía que tomó su arma reglamentaria, dio la voz de alto y llegó a disparar contra el vehículo.

La presencia de la oficial fue clave, ya que dio aviso del hecho y las características de los delincuentes y del auto en el que se movían.

Minutos después, una patrulla vial que se encontraba apostada frente al Mercado Central vio a los sospechosos y salieron tras ellos. Los apresaron en Garupá.

En junio de 2012 el caso llegó a juicio oral y el Tribunal Penal Dos de Posadas los condenó a prisión perpetua. Pero la defensa apeló y el Superior Tribunal de Justicia (STJ) anuló el falló.

La causa fue recaratulada y finalmente Kondratiuk y Da Rosa fueron sentenciados a 20 años de cárcel. El ex policía purga su condena en Loreto.

Droga y femicidio
Poco más de cuatro meses logró mantenerse en la clandestinidad el policía Fernando Andrés Mosqueda hasta que finalmente fue detenido en la provincia de Jujuy, en julio del 2019.

El oficial es el principal sospechoso en la causa que investiga la sustracción de alrededor de 23 kilogramos de marihuana del depósito de la Comisaría Primera de Eldorado donde estaba bajo custodia. La maniobra fue detectada a principios de marzo de 2019.

En relación a Mosqueda, desde un primer momento la pesquisa marcó que estaba fuera de la provincia y que se había marchado junto a su concubina, que de forma imprevista renunció al trabajo. Personal de GNA lo halló en Jujuy.

Mosqueda está preso en la Unidad Penal III de Eldorado, al igual que el ex soldado Carlos Luis Leandro Villar, quien el pasado 9 de noviembre fue condenado a la pena de prisión perpetua por el femicidio de Vilma Mercado (19), cometido en octubre de 2019 en Puerto Iguazú.

La sentencia fue dictada por el Tribunal Penal Uno de Eldorado y el fallo se ajustó completamente al pedido del fiscal Federico Rodríguez: abuso sexual con acceso carnal, robo y homicidio agravado criminis causa, femicidio y por placer.

Villar escuchó la sentencia por videoconferencia desde la cárcel de Eldorado, donde deberá cumplir 35 años de prisión efectiva.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias