domingo 23 de enero de 2022
Cielo claro 27.1ºc | Posadas

Incertidumbre para el 2022 en medio de un escenario complicado

sábado 04 de diciembre de 2021 | 22:35hs.
Incertidumbre para el 2022 en medio de un escenario complicado

Si bien el 2021 se anunciaba como un año que pospandemia el comercio se podría recuperar, esas expectativas se fueron desmoronando en algunos municipios después de la mitad del año donde “las ventas se comenzaron a caer”, como reflexionó el presidente de la Cámara Regional de Industria y Comercio de Alem (Crica), Juan Pablo Veloná.

El dirigente empresarial, en diálogo con El Territorio, analizó que según las informaciones que manejan en la Cámara es sustancial la caída en ventas. Añadió que una de las variables que manejan es que “en Alem tenemos varias industrias grandes como las cooperativas que al bajar su ocupación de mano de obra repercute en las ventas de todo el sector comercial”, aunque dijo que este no podría ser el factor excluyente y que notan una fuga de clientes a ciudades como Oberá o Posadas por lo que “estamos trabajando en ver cómo le encontramos la vuelta y podemos generar acciones que nos permitan recuperar esa masa de clientes”.

Por su parte, el emprendedor Matías Sebely, de productos De La Finca, dijo que de enero a marzo de este año “fue duro porque debido a la pandemia perdimos muchos mercados” pero que gracias a “reinventarnos en nuestros productos y salir la venta con por ejemplo nuevas mermeladas con stevia y en lo que hace a las verduras estamos produciendo el doble”.

Tanto Sebely como Veloná tienen grandes expectativas para el 2022. El primero porque ha logrado “abrir nuevos mercados en Chaco, Formosa, La Pampa y Rosario aparte de que se empezó a reactivar Buenos Aires” y el titular de la Crica cree que desde la organización que preside podrán “llevar adelante acciones con los socios para que e pueda ampliar el espectro de clientes y de ventas”.

Momentos difíciles

El presidente de la Cámara de Comercio e Industria de Eldorado, José Agüero, realizó un balance del año 2021 y se expresó respecto a las expectativas para el año entrante. “Fue año marcado por la incertidumbre, por todo lo que está relacionado a la pandemia que muchas veces no dejó proyectar la actividad al igual que la inflación. Por otro lado también estuvimos mucho tiempo con las fronteras cerradas y no teníamos claro qué sucedería cuando se abrieran”, atestó.

Tanto el 2020 como el 2021 fueron momentos difíciles para el comercio donde algunos se vieron obligados a cerrar sus puertas, cambiar de rubro, o su sistema de ventas. “Aquellos que sobrevivieron a los momentos más duros de la pandemia siguen con su actividad ya sea la original o el rubro al cual se vieron obligados a cambiar, o modificar su sistema de ventas utilizando las redes sociales y las ventas online. El problema más grave que tenemos hoy es la alta inflación, ya que los aumentos son constantes, y reducen la rentabilidad de las ventas. Al mantenimiento de los comercios contribuyó el gobierno provincial mediante la implementación de los planes Ahora”, agregó.

Las perspectivas para el año 2022 siguen siendo de incertidumbre. “Es difícil hacer una proyección para el 2022. Por supuesto cada comerciante podrá hacer su propio análisis, pero existe incertidumbre sobre las nuevas cepas del Covid, como influenciarán en la vida diaria, también el tema de la inflación sigue preocupando. Pero el comerciante ya de por sí es optimista y apuesta siempre a que los tiempos que vendrán serán mejores”, dijo.

Por su parte, el presidente de la Cámara de Comercio de Puerto Rico, Luis Steffen, sostuvo que “en general la actividad comercial, excepto la alimenticia se mantiene calma. En el 2020 se notó en unos pocos meses un recupero importante, lo que no sucedió durante el 2021. En el sector maderero hay una cierta tranquilidad, pero no alcanzó con las ventas del 2020. En la construcción está a nivel del 2019 y por debajo del 2020. En el sector de ladrillos cerámicos, mejor que 2019, por debajo del 2020”.

Respecto a comercios de tiendas, zapatería y derivados, Steffen contó que las ventas se mantienen regulares beneficiados por cierre de fronteras. En el sector combustibles, la demanda fue menor a 2019 y mayor al 2020.

“Las expectativas no son alentadoras debido a que no hay un plan económico ni un horizonte claro, se estima una alta inflación y que seguirá la falta de reposición de mercadería”, concluyó.

 

Cuestiones impositivas, cortes de ruta y bajas ventas preocupan a los comerciantes

Temas de esta nota
Te puede interesar
Ultimas noticias