viernes 28 de enero de 2022
Algo de nubes 19.7ºc | Posadas

En la actualidad se registran problemas complejos de faltante

Desde enero una cooperativa hará la provisión de agua en Santa Ana

Tras la intervención de la anterior entidad, el servicio era administrado por la Municipalidad y no se cobraba a los vecinos, quienes deberán volver a abonar

martes 30 de noviembre de 2021 | 6:04hs.
Desde enero una cooperativa hará la provisión de agua en Santa Ana

El municipio de Santa Ana viene atravesando muchas dificultades con respecto a la provisión de agua potable en los últimos años, pero se acentuó en 2020 y en lo que va del 2021 debido a las pocas lluvias que se registraron en la provincia y al incremento en el consumo.

El intendente Pablo Castro confirmó a El Territorio la difícil situación, por lo que en enero de 2022 será traspasado a la cooperativa el manejo del agua, que comenzará a cobrar el servicio que hasta el momento no tenía costos para el vecino.

Al respecto, Castro dijo que “se viene un verano difícil respecto a la provisión de agua en la localidad, yo diría que muy crítico, ya que los pozos perforados de los que se abastece a los vecinos en varios casos ya mermaron el caudal y otros están secos”.

“Entiendo al vecino que reclama la falta de agua, pero en nuestra localidad tuvimos una cooperativa que fue intervenida hace 18 años, desde entonces el mantenimiento del servicio de agua potable pasó a manos del municipio y la Provincia nos ayuda pagando el consumo eléctrico que generan las bombas en cada pozo, en la toma de agua y la planta potabilizadora. Respecto a la toma de agua, es una construcción que lleva ya 12 años y nunca se terminó, por ello es que sabiendo de la importancia y las soluciones que darán a todos los santaneros, hicimos las gestiones correspondientes para que se termine y se mejore la planta potabilizadora. Mientras tanto, a muchos vecinos le falta el vital líquido”, explicó.

Desde que la cooperativa fue intervenida, los usuarios de Santa Ana no pagan el servicio, por lo tanto todos los arreglos de desperfectos de redes -por ejemplo- corren por cuenta del municipio.

“Se mantiene, pero no se puede invertir por falta de presupuesto, por eso es que en 2016 comenzamos a gestionar la formación de una nueva cooperativa, que fue conformada legalmente en 2019 y después de varios trámites de rigor estamos en condiciones de entregar el manejo del agua a la cooperativa. Es necesario que la cooperativa comience a caminar sola y que los vecinos comiencen a pagar el servicio, ya que sólo así se podrá invertir en mejoramiento”, expresó el intendente.

Desde la cooperativa
De la misma manera habló el presidente de la conformada cooperativa actual de agua, Jorge Maidana, quien dijo que “la entidad va a cumplir una función fundamental para la mejora, ya que al cobrar por ese servicio se invertirá en ampliación de redes y modernización de todo el sistema de potabilización”.

“Es necesario comenzar a dar solución al tema, es muy real que el municipio ya no puede seguir haciéndose cargo porque muchas veces deja de arreglar una calle para comprar una bomba nueva y reemplazar alguna que se quemó, pero no sólo eso, sino que cuando eso ocurre, hay que esperar días enteros hasta que se consiga la bomba para reemplazar, con las dificultades que eso conlleva”.

En este sentido, remarcó que “hay que tener en cuenta que los fondos municipales no dan abasto si deben hacerse cargo de estas cuestiones, es así que pagar nuestras facturas de agua va a tener como resultados que la cooperativa vuelva ese dinero en inversiones y a su vez contar en pocos años con un servicio optimizado y que llegue para todos sin mayores dificultades”, sostuvo.

En tanto, aseveró que la misión de la cooperativa es lograr que todos los vecinos tengan el servicio las 24 horas.

De acuerdo a lo que mencionó, las redes tienen muchos años y ahora habrá una impulsión nueva, que significará mayor cantidad de agua, mejor calidad y flujo hacia las redes actuales, aunque se corre peligro de que las mismas no aguanten, por lo que se está trabajando en el tema.

Se estima que en febrero del año que viene los futuros socios de la cooperativa deberán comenzar a abonar el servicio, previa inscripción.

Santa Ana cuenta actualmente con 16 pozos perforados en los barrios los que cumplen la función de llevar agua a los domicilios, pero debido a que algunos de ellos están con muy poco caudal y otros se secaron, los vecinos de las zonas más altas sufren mayores problemas.

Debido a estos inconvenientes, y la situación crítica que se vislumbra durante el verano, el alcalde local tiene programado realizar próximamente un registro de todas las familias que padecen el faltante de agua y disponer de un vehículo apropiado para acercar el líquido vital cuando sea necesario.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias