miércoles 01 de diciembre de 2021
Cielo claro 22ºc | Posadas

Día de la construcción: El sector desde la mirada de los trabajadores

miércoles 17 de noviembre de 2021 | 11:02hs.
Día de la construcción: El sector desde la mirada de los trabajadores

En Jardín América algunos ferreteros sostuvieron que  a veces se vende más y  en otros momentos no tanto y que, a pesar de la pandemia, los clientes se acercaron a comprar para empezar o continuar los arreglos de la casa. “Sorpresivamente después del primer momento de la pandemia, cuando quedó todo parado y se comenzó la flexibilización, la gente compraba materiales para construir, es más, hubo temporada que se vendía mejor que en este año, eso no amerita que en 2021 no se vendió”, dijo Juana Zeiss, encargada de una ferretería.


Además, la mujer remarcó que a pesar de los aumentos de precios tanto de cemento, piedra, arena, por ejemplo, la gente compra o consulta y van adquiriendo de a poco. “Hoy en día es difícil reservar material, la inflación no te permite, así y todo siempre hay compradores y aunque subieron mucho los precios, se tiene venta”.
El trabajo necesario


En cuanto a la mano de obra de la construcción, quien tiene amplio conocimiento del tema es Marcos Duarte, que arrancó de chico con su papá trabajando de albañil y hoy continúa en su labor cotidiana. “Cuando arrancó la pandemia estuvimos dos meses totalmente parados, por suerte en mi caso tenía a trabajos realizados y por cobrar, o sea que en ese tiempo nos mantuvimos de lo que recaudaba” y añadió: “actualmente hay trabajo, tal vez no de la manera deseada pero hay, siempre se llega”.


El hombre precisó que a pesar de estar en momentos difíciles por la inflación, hay mano de obra, destacando así que está contento y que cuenta con trabajo y puede mantener al personal que lo acompaña. “Siempre hay algo, trabajamos sin parar, solamente descansamos cuando llueve, por lo que tratamos con el cliente que el trabajo sea continuo y cuando culminamos una obra ya estamos situados en otra”.


El obrero contó que recibe consultas no solamente en Jardín América, sino también en distintas localidades.
“La gente que nos pregunta por la mano de obra no son sólo locales, tenemos de toda la provincia, más aún cuando uno es reconocido por el desempeño, se acercan más las personas con sus inquietudes o nos llaman”.
Para concluir, Duarte se refirió a los precios y la inflación. “Por este motivo la gente tiene miedo de lo que pueda pasar, se animaron a construir más y a su vez hay más demanda, hay quienes ya tienen un proyecto y lo ponen en marcha y con lo que podemos realizar”.


Fabricantes
En la localidad, hay una olería que tienen un plus: la venta de ladrillos con flete. Tienen el propio camión para llevar el trabajo hecho, puesto en obra. Uno de sus propietarios dijo “tenemos consultas y ventas, aunque el movimiento en fin de año a veces suele parar. Hay gente que solamente pregunta y otros que compran directamente y en tiempos de pandemia tuvimos demanda, acá se animaron a construir”.


En cuanto a la cantidad de ladrillos que realizan mensualmente, comentaron: “contamos con aproximadamente 10.000 ladrillos por mes, somos dos los que estamos en la olería para mantener el pequeño emprendimiento de pie, lo más importante es que cuento con un camión que me sirve como flete, trasladando ladrillos o bien leña o aserrín”.


Otra olería, pero en Ruiz de Montoya, es de los hermanos Gustavo y Bernardo Barbian, donde la unión hace la fuerza y trabajan en equipo para llevar el pan a la mesa de sus respectivas familias”. El movimiento es regular, además de nosotros tenemos un empleado y nos esforzamos a diario para mantener la empresa”, dijo Gustavo. Se vende aproximadamente 12.000 a 15.000 ladrillos por mes, la gente llega con su consulta y hay quienes quieren para dentro de poco tiempo y también están los que reservan”.


Y aunque todo aumentó, le ponen el pecho al asunto y siguen para adelante. “Por suerte hay movimiento desde que inició la pandemia porque hubieron personas que se animaron a construir desde entonces, aunque se encareció los precios de repuestos, están muy elevados y a veces la producción es la mínima”.
Sobre la cantidad de ladrillos hechos al mes, Gustavo dijo que “varía, los últimos meces en pandemia subió un 100% el precio del mil .
 Además hay veces que sobran ladrillos en el horno cuando se hace la producción y en el transcurso del mes o dos meses se puede vender igual”.


Carpintería a la orden
En Ruiz de Montoya se encuentra  también el carpintero Lauro Rockenbach, que realiza casas de madera.
 “En estos momentos hay trabajo, no de igual manera con relación a años anteriores, ahora pude agarrar obra por pedido de la Municipalidad local, que sirve de gran aporte, se está construyendo casas de madera y una vez que termine, que se prevé que sea a fin de año, veremos qué pasa”, comentó.


“La materia prima aumentó un 100%, por eso es difícil este rubro, pero hay que afrontar las circunstancias, en la carpintería se cuenta con cualquier tipo de madera, pero la que más se está usando es kiri, paraíso y cedro australiano”, sostuvo y añadió. “Con la madera que tenemos actualmente para la construcción de las casas que nos solicitaron desde la Municipalidad es de pino”.
Sobre el mantenimiento de la construcción el hombre precisó: “Por supuesto que si se cuida y se mantiene, perdura en el tiempo, claro está que hay que colocar algún protector contra la humedad, es como cualquier tipo de madera, si no se cuida se va a estropear y más si es de pino, porque si es así, si no lo mantenes protegido, se pudre muy rápido”, concluyó.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias