martes 07 de diciembre de 2021
Cielo claro 27.7ºc | Posadas

La obra se estrena en febrero en Posadas

El misterio de Alicia en una tierra de locos sin tiempo

La comedia musical ‘Alicia y el enigma del tiempo’ escrita y producida enteramente en Tierra Colorada busca generar interrogantes, entre otros, sobre el uso que le damos a los minutos que tenemos

miércoles 10 de noviembre de 2021 | 1:00hs.
El misterio de Alicia en una tierra de locos sin tiempo
El enigma del tiempo está inexorablemente añadido a nuestra exitencia, y a pesar de que mucho de su comportamiento no podemos descrifrar, excede nuestro propia historia finita. Se acelera por momentos, se ralentiza por otros y sin embargo parecemos correr detrás del reloj sin tener en cuenta el valor de cada minuto. Cómo gastamos nuestras horas de vida es uno de los interrogantes que surgen en Alicia y el enigma del tiempo, El Musical.
 
Lejos de las versiones más clásicas o hollywoodenses de los textos de Lewis Carroll, esta mega producción misionera, busca un costado diferente en cada personaje.
 
Con origen en letra, voz y armado plenamente en Tierra Colorada, el nudo de la historia arranca con Alicia cayendo en un profundo sueño. ‘‘Como todos sabemos amanece en el país de las maravillas donde no hay tiempo y entonces ese es el enigma, no es que el tiempo se detuvo sino que no hay tiempo. Alicia tiene que descubrir qué es lo que sucedió, por qué no hay tiempo y por qué solamente ella lo puede descubrir y son los demás personajes que la guían en ese camino’’, comenzó explicando Gustavo Alvarez, quien desde 2015 le estuvo dando forma al texto final de la obra y hoy se puso al frente de la dirección y producción de la puesta. 
 
‘‘En esta reflexión sobre el tiempo vemos qué hacemos con el tiempo nuestro que tenemos, a qué lo dedicamos. ¿Tenemos que ser quienes debemos ser o quienes queremos ser? Y en cada uno de los personajes, se encuentran diferentes interrogantes que le van generando diferentes crisis a cada uno’’, completó Alvarez, que inició el proyecto pensando en un público infanto juvenil, pero que definió resonará tanto en jóvenes como adultos.
 
Al socializar su idea, Gustavo se armó de un equipo no solo comprometido sino que adoptó la obra como propia y que la potenció en diferentes áreas. La idea es mostrar a  cada uno de los reconocidos protagonistas de la historia, de manera totalmente original  y  novedosa, además de incluir una ambientación que permita al espectador sumergirse de lleno en la obra.
 
Las canciones suenan, ya en el ensayo, atrapantes, pegadizas y reflexivas y se visualiza que el elenco ha hecho propio a cada uno de los complejas figuras. Grunge, rock, pop a lo Lady Gaga y otros tantos géneros darán vida al diverso musical y prometen ser parte de una cartelera cada vez más nutrida y abultada de este tipo de obras musicales en la región.
 
Con personas que vienen de distintos contextos, el entramado  de una pieza homogénea fue complejo pero hoy todos quienes hacen Alicia se hallan como una gran familia funcional.
 
‘‘Hay cantantes líricos que tienen el desafío de cantar pop, bailar cumbias o entonar canciones un poco más tecno. ‘‘Hay profesionales y chicos completamente amateurs, por eso para cada uno los desafíos son diferentes e incluso llega un punto en que cada uno se identifica con sus personajes’’, postuló el director, que de la mano de un trabajo minucioso y el empujón de Pepe Cibrián decidió dar forma y vida a la obra. 
 
‘‘Siempre defino al texto como un loco cuento extraño. Es un texto en el cual a Alicia le suceden, desde mi mirada, cosas distintas, cosas nuevas’’, profundizó al tiempo que recordó que su paso por Infierno Blanco, la puesta de Cibrián Campoy de la que fue parte en Buenos Aires, le habilitó nuevas sociedades que también potenciaron esta pieza. Así, por ejemplo, más allá de generar redes con colegas de otras provincias para fortalecer el teatro independiente y estimular la producción y exhibición de musicales, en particular su amistad con la cantante santafesina Aldana Moriconi, le permitió cerrar el armado de las canciones de la obra. 
 
Con la misión de estrenar en febrero de 2022 en la Sala Mandové, el joven misionero se prueba por primera vez en el papel de director general y productor a la vez pero entiende que el equipo profesional formado lo respalda en cada momento.
 
Coros impecables empalmados con un histrionismo que deja todo en las tablas, se palpita prometedor. ‘‘Hay un concepto muy interesante, que en Alicia todos están locos y a la vez no. Todos tienen una razón para estar locos y son cuerdos y afrontan la locura a su manera. Creo que muchas personas se van a sentir identificadas con los personajes’’, cerró Alvarez invitando a adentrarse en las maravillas y las dudas de este alocado mundo. 
Temas de esta nota

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias