miércoles 08 de diciembre de 2021
Cielo claro 25.7ºc | Posadas

Las clases, martes y jueves

Waterpolo, territorio fértil por explotar

A pesar de la nula consideración en el mapa, Apóstoles cuenta con una escuela municipal destinada a los adolescentes

domingo 31 de octubre de 2021 | 6:05hs.
Waterpolo, territorio fértil por explotar
La pileta de la Expo Yerba, climatizada y de poca profundidad, es escenario ideal para las clases. Foto: Marcelo Rodríguez
La pileta de la Expo Yerba, climatizada y de poca profundidad, es escenario ideal para las clases. Foto: Marcelo Rodríguez

Mientras algunas actividades tienen un lugar reservado, hay otras que ni siquiera son explotadas a pesar de las enormes condiciones que ofrece la provincia. Una de ellas es el waterpolo, deporte colectivo acuático por excelencia dentro del calendario olímpico.

El desinterés y la falta de conocimiento depositan a esta particular disciplina en un lugar sin privilegios en el ambiente deportivo, ni tampoco con una federación o asociación conformada, según el propio Ministerio de Deportes. Todo a pesar de contar con piletas adecuadas para su práctica.

Sin dudas llama la atención su poca pisada, principalmente por los bajos costos que demanda (dos arcos y una pelota reglamentaria) además de los beneficios físicos/mentales que ofrece.

Pero por algo se empieza y así lo vio el profesor de educación física Juan Raczkoski, impulsor de la primera escuela municipal de waterpolo en Apóstoles.

Las clases gratuitas se dictan los martes y jueves, de 14 a 16, en la piscina climatizada de la Expo Yerba y está destinada a chicos/as de entre 11 y 15 años.

“La idea surgió de un proyecto en conjunto entre el municipio y el Centro de Apoyo Pedagógico y Tecnológico...nos pedían un deporte no convencional y se me ocurrió hacer natación junto a waterpolo”, inició Raczkoski. “Por supuesto que tuve que investigar las reglas y el tiempo de juego para aplicarlo a las clases”, agregó.

“Por suerte tuvo bastante salida porque los chicos preguntaban para luego sumarse, es una buena alternativa. Hoy trabajamos con alumnos de entre séptimo grado y el nivel superior de secundaria; comenzamos con la actividad desde diciembre del año pasado porque todavía no estaba habilitada la pileta”.

“Empezamos a hacer entrenamientos de fuerza y resistencia fuera del agua con el handball, un deporte parecido en cuanto a movimientos, y lo que aprendimos ahí lo aplicamos después”, recordó Juani.

Respecto a los beneficios de practicar waterpolo, Juan fue muy claro: “Al jugar en el agua mejora la capacidad cardiopulmonar y la circulación. Además te da fuerza de piernas, resistencia, reflejos, beneficios psíquicos y motricidad fina con la pelota a la hora de hacer pases”.

“Nuestras clases son de dos horas. La primera hacemos solamente natación para trabajar los cuatro estilos de nado, además de las patadas; nos basamos en crol y pecho, técnica y resistencia. Después arrancamos con el deporte; primero hacemos ejercicios de pases, lanzamiento al arco y por último un partido”.

Por supuesto que los objetivos son claros, a pesar de la corta edad de la escuela: “Buscamos armar un equipo para representar a Misiones si se da una futura convocatoria a los Juegos Evita”, remarcó.

“Acá el deporte fue algo novedoso para todos. Muchos no tenían idea del waterpolo, lo hicimos conocido...con los chicos que hoy están en la escuela armamos un grupo de WhatsApp y ahí les fui pasando las reglas y videos del deporte, antes de empezar con todo esto. Así se coparon y fueron captando la esencia”, cerró Raczkoski.

 

Actividad colectiva por excelencia

El waterpolo es un deporte acuático en equipo que se desarrolla en una piscina, en la que se enfrentan dos equipos conformados por siete jugadores (seis de campo y un arquero) cada uno, diferenciados por el color del gorro. El objetivo del juego es el de marcar el mayor número de goles en el arco del equipo contrario.

Un partido se divide en cuatro períodos de ocho minutos de juego efectivo, es decir un total de 32 minutos.

El juego se desarrolló en Gran Bretaña entre 1869 y 1870 y se llamó polo porque los primeros jugadores iban montados en barriles que parecían caballos y golpeaban la pelota con mazos.

Es un deporte fuerte en Europa, sobre todo en Hungría, Italia, España, Alemania y los Países Bajos.

 

Deportes de bajo rating por un lugar en el mapa El pentatlón se aferra a seguir vivo El bádminton y sus complicaciones para surgir en la Tierra Colorada El trabajo de la arquería dio en el blanco en Misiones Surfear las olas de lo imposible, un ejemplo de perseverancia

Temas de esta nota

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias