lunes 18 de octubre de 2021
Cielo claro 16.5ºc | Posadas

Esperan la testimonial del automovilista impactado por el micro antes del derrape

Dos pasajeros del micro que chocó continúan graves

Se trata de María Eva Ramírez (47), oriunda de Montecarlo. Ayer seguían internadas cuatro personas, dos de ellas con pronóstico reservado y asistencia respiratoria

sábado 25 de septiembre de 2021 | 6:05hs.
Dos pasajeros del micro que chocó continúan graves
Los heridos de menor consideración fueron atendidos en Roca, San Ignacio y Santo Pipó. Fotos: Natalía Guerrero
Los heridos de menor consideración fueron atendidos en Roca, San Ignacio y Santo Pipó. Fotos: Natalía Guerrero

A dos días del choque y posterior despiste de un colectivo de media distancia de la empresa Kruse, ocurrido en cercanías al acceso a la localidad de Gobernador Roca y en donde el chofer y dos pasajeros fallecieron como consecuencia de graves lesiones sufridas, otros cuatro heridos de consideración que dejó el hecho aún continúan internados con distintos grados de complejidad en su recuperación en el hospital Madariaga de Posadas y donde dos de ellos son los que más complicados están de salud, según dijeron fuentes médicas.

Por otro lado, una de las últimas novedades que se conocieron durante la jornada de ayer tuvo que ver con la identificación formal de la tercera víctima fatal. Según fuentes policiales, se trató de María Eva Ramírez (47), oriunda de Montecarlo y cuyo reconocimiento se realizó durante las últimas horas del jueves por parte de allegados que se acercaron hasta el hospital Madariaga, luego de tomar conocimiento del lamentable suceso.

La pasajera, junto al conductor de la unidad, Marcelo Chefer (35), fueron los dos primeros en ser trasladados de urgencia al nosocomio capitalino, aunque por desgracia ambos decesos se conocieron al poco tiempo de ingresar. 

En tanto que la restante víctima fatal es Arístides Rafael Moales Zárate, un bonaerense de 51 años nacido en San Nicolás, quien fue encontrado sin vida por los paramédicos y personal policial apenas unos minutos después de ocurrido el hecho.

Pronóstico reservado

En relación al último parte médico emitido ayer desde el Parque de la Salud, trascendió que de las cuatro personas que aún permanecen internadas, dos de ellas continúan con cuidados más intensivos y con pronóstico reservado.

Se tratan un joven de 21 años que ingresó con politraumatismos y una mujer de 66 con traumatismo facial. Ambos cuentan con asistencia respiratoria mecánica.

Por su parte, los otros dos lesionados que continúan siendo evaluados de cerca por los galenos en sala común son una mujer de 31 años y un hombre de 42. La primera se recupera de un fuerte traumatismo en una de sus piernas, mientras que el restante de una fuerte dolencia en la cadera.

Cabe mencionar que otro herido que dejó el accidente, de 30  años, fue dado de alta el jueves a la tarde luego de constatarse que sus lesiones eran leves.

El accidente que dejó tres fallecidos se produjo a la altura del kilómetro 1.406 de la ruta nacional 12 y tuvo como protagonista al interno 48 de la empresa Kruse, en donde viajaban 25 pasajeros, además del conductor y el guarda. El ómnibus salió horas antes de Puerto Iguazú y se dirigía hacía Posadas.

A pocos metros del acceso a Gobernador Roca, y en lo que se presume por estas horas como la principal sospecha en torno al desencadenante del accidente, al colectivo se le reventó uno de los neumáticos delanteros, lo que obligó a su conductor a realizar una repentina maniobra para estabilizar el vehículo.

En ese momento, sobre el carril contrario, un Fiat Kubo en el cual viajaban tres personas -una pareja y su beba de un año- fue rozado por el ómnibus que en su descontrolado recorrido terminó despitando hacia la banquina contraria y un sector de pinos.

Por fortuna, los ocupantes del vehículo menor resultaron ilesos, aunque si terminaron bastante conmocionados por lo sucedido.

Pericias

Mientras los cuatro heridos que aún permanecen internados se recuperan de sus lesiones, la Justicia avanza con las distintas averiguaciones en relación a establecer el motivo que originó el accidente. Es por eso que en el lugar del hecho intervinieron peritos de la División Científica de la Unidad Regional IX y de Bomberos quienes además de realizar las tomas fotográficas del coche y del lugar, enviaron para un mayor y exhaustivo análisis los restos de la cubierta que habría sufrido el reventón.

A partir de los resultados que se puedan obtener de este estudio se establecerá el motivo del desperfecto. Es decir si se debió a malas condiciones de mantenimiento del neumático o la intervención de una roca u otro elemento cortante que estaba en el asfalto.

Fuentes cercanas a la causa señalaron que metros antes del lugar del impacto, sobre la calzada de la ruta 12, se detectaron marcas de la inesperada maniobra del conductor. Sin embargo, por el momento no se puede determinar a qué velocidad viajaba el colectivo al momento del choque.

Por otro lado, durante la tarde del jueves efectivos de la Policía de Misiones se entrevistaron con varios pasajeros que resultaron ilesos del accidente y que aportaron algunos datos para la reconstrucción.

En relación a esto, todos los consultados coincidieron en narrar que el recorrido fue bastante tranquilo hasta que en un momento dado escucharon un fuerte estruendo. Aunque ninguno de éstos precisó que podría tratarse del estallido de uno de los neumáticos. Y que unos segundos después el coche se salió de control y terminó sobre la banquina.

Otro aspecto importante para la causa, según los pesquisas consultados, tiene que ver con la testimonial al conductor del Fiat Kubo, ya que esta persona fue quien presenció de forma directa y de frente toda la secuencia previa a la colisión.

Se espera que entre hoy y el lunes este conductor pueda declarar ante la Justicia.

En cifras
25
Fueron los pasajeros que viajaban en el interno 48 de la empresa Kruse y que salió desde Puerto Iguazú con destino a Posadas.


“Le dije que se calme, que se quede quieta”

Minutos después de haber logrado salir ilesa del accidente, Nancy Villalba, una joven estudiante que viajaba en el colectivo, dialogó con El Territorio sobre lo sucedido. “Estaba estudiando, leyendo algunos apuntes cuando sentí que el colectivo empezó a vibrar. Cuando menos me di cuenta chocó con el árbol y no sentí más nada, me quedé tirada en el suelo, una señora cayó arriba mío y los vidrios volaron por mi cara y la de ella”, dijo aún conmocionada la muchacha.

Por otro lado, la estudiante de Puerto Esperanza comentó que cuando se reincorporó notó que la mujer que cayó sobre su cuerpo tenía la nariz rota. “Le dije que se calme, que se quede quieta que después le iban a venir a ayudar. Ahí vi que la gente empezó a bajar, me fui detrás de ellos, la puerta ya estaba abierta. Estaba asustadísima”, confesó Nancy.

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias