lunes 18 de octubre de 2021
Algo de nubes 25.7ºc | Posadas

Reforzar cuidados para evitar contagios de Covid-19, uno de los objetivos

Sin burbujas, comenzó otra etapa de dictado de clases en pandemia

La mayoría de las escuelas retomó ayer el dictado con todos los alumnos y otras ultiman detalles para arrancar en los próximos días. Los desafíos por delante

martes 21 de septiembre de 2021 | 5:30hs.
Sin burbujas, comenzó otra etapa de dictado de clases en pandemia
En la Escuela 133 de Jardín América todos los grados volvieron a clases ayer. Foto: Esteban González
En la Escuela 133 de Jardín América todos los grados volvieron a clases ayer. Foto: Esteban González

Cuando el 9 de marzo de este año volvieron las clases presenciales a Misiones, el 55% de los chicos siguió estudiando con la modalidad alternada. Se dividieron los grados en dos burbujas y un grupo trabajaba una semana en la escuela y la otra con tareas para la casa y viceversa.

Ese método de enseñanza fue el adoptado en tanto la pandemia de Covid-19 seguía fuerte y la gran mayoría de la población aún no estaba vacunada. Pero el escenario sanitario fue cambiando y actualmente los indicadores epidemiológicos son mejores que a principios del ciclo lectivo. Por eso la semana pasada se decidió que desde ayer el 100% de los estudiantes y docentes debían volver a la presencialidad, acortando distancias a 90 centímetros entre un estudiante y otro y excepcionalmente en algunas instituciones se permitió que esa distancia llegue a 50 centímetros. También hubo excepciones para los chicos con comorbilidades, que están exceptuados de asistir.

Ayer la mayoría de las escuelas había convocado a sus estudiantes. Otras harán lo propio desde mañana o en el transcurso de la semana mientras ultiman detalles.

En ese marco, El Territorio recorrió establecimientos para preguntar cómo arrancaron esta nueva etapa.

En la Escuela 645 ‘Ejército Argentino’, de Posadas, su directora Estela Marys Sosa contó que algunos grados ya estaban yendo de forma presencial al 100% y el resto volvió ayer. Sin embargo, hubo muchos padres que no entendieron la nueva modalidad y no mandaron a sus hijos.

“Hubo muchos chicos que faltaron. En un grado de 28 alumnos no vinieron diez”, comentó y explicó que ahora, con todos los alumnos de vuelta, “nuestro gran problema es la falta de bancos, recibimos hace dos semanas 30 mesas y sillas y con eso estamos salvando la situación. También estamos usando sillas de los talleres para que los chicos en los grados tengan sus pupitres”.

La escuela tiene una matrícula de 300 alumnos, es de jornada extendida y la mayoría de los chicos son del barrio. En ese sentido, la educadora señaló que la bimodalidad los perjudicó mucho. “Si teníamos una burbuja con diez alumnos, venían cinco y terminaban haciendo la tarea en el grado porque no completaban en la casa. Por eso a nosotros nos viene muy bien la presencialidad. Ahora el desafío es volver al hábito de estudio”, indicó.

Desafío
Por tener aulas grandes y una matrícula no muy elevada, la Escuela Fraternidad 4 de Posadas ya estaba trabajando con todos los alumnos en el aula desde junio. En esa línea, Carmen Alfaro, directora del establecimiento, precisó que fue enorme la alegría al saber que todos volvieran a las aulas.

Ahora el desafío es “poder terminar bien el año y seguir de forma presencial con los objetivos planteados”. De manera virtual sólo sigue trabajando una alumna con factores de riesgo.

En el Colegio N°1 Martín de Moussy la concurrencia de ayer fue masiva. “Vinieron todos, parece que querían venir sí o sí, los chicos están contentos”, contó la directora, Gladys Ledesma en diálogo con Acá te lo contamos por Radioactiva 100.7

Además, remarcó: “Estamos justitos en los espacios. Este escenario de la presencialidad plena estaba pensado, no tan de golpe, pero ya están los chicos aquí contentos; trabajaremos en consecuencia, organizándolos y tratando de estar cómodos en las aulas”.

Así, Ledesma sostuvo que en los cursos donde la matrícula es mayor, “estamos tratando de llevarlos al SUM, donde hay más espacio”.

Explicó además que el ingreso del ciclo básico se da por un sector y el ciclo orientado por otro.

En Puerto Iguazú algunas escuelas lograron comenzar ayer con la presencialidad al 100%. Otras, por cuestión de espacio, se reunirán mañana con las autoridades de supervisión escolar para plantear los problemas que surgen en el contexto de pandemia, que impiden que todos los niños vuelvan al aula. Uno de los casos es la Escuela 746 Sudamérica, que está en obras desde 2015 y comparte edificio con la Escuela 615 ‘Mariano Moreno’.

Laura Giménez, directora del establecimiento, dialogó con este medio y comentó que al menos tres grados están con presencialidad completa. No obstante, los demás grados tienen una mayor cantidad de alumnos y el espacio es reducido, teniendo en cuenta que son dos establecimientos escolares en el mismo edificio.

“Aún no volvimos a la presencialidad completa en todos los grados”, explicó.

Respecto a la organización, Giménez indicó que para ellos es más complicado, ya que al compartir edificio deben coordinar los recreos para evitar aglomeración en el patio. Todo eso será puesto en debate con las autoridades escolares.

En Candelaria la mayoría de las escuelas recibió ayer al total de los estudiantes. Las paradas de colectivo urbano fueron las primeras donde esa gran cantidad de alumnos se vislumbró, cambiando la postal diaria que tenía a todos acostumbrados.

La directora de la Epet 40, Gloria Fariña, sostuvo a este medio: “Es un día emocionante, se nota a los chicos muy felices. Volvieron en lo que para ellos es una semana de actividades por el Día del Estudiante, así que están entusiasmados y los docentes también más tranquilos, porque las clases virtuales en la semana no presencial eran realmente agotadoras. Pero así y todo cada uno puso gran voluntad”.

En este colegio los primeros años ya acudían en su totalidad de manera presencial y desde ayer se sumaron los cursos superiores.

“Para nuestra escuela las clases presenciales son importantes debido a las actividades que se realizan en los talleres, que forman parte del plan de estudios de las escuelas técnicas”, sumó Fariña.

Sobre la reacción de los padres, la docente comentó que muchos “no están de acuerdo, ya que temen que sus hijos se contagien, pero entienden que es necesario volver. No voy a negar que nosotros también tememos, pero si entre todos nos cuidamos y acatamos las medidas de prevención, vamos a estar bien”.

En tanto, la directora del BOP 82, Claudia Sloboyen, explicó que ayer volvieron todas las burbujas. “Gratamente los alumnos se reencontraron con sus compañeros y comenzamos con las actividades por la Semana del Estudiante con juegos y un concurso de preguntas y respuestas”, destacó.

En Jardín América, diversos establecimientos regresaron ayer a la presencialidad plena.

En la Escuela 133 del barrio Nuevo Jardín volvieron todos los alumnos, lo que generó grandes expectativas e ilusiones. La directora del establecimiento, Susana Lugo, precisó: “Estamos muy contentos y ansiosos ante el desafío de poder cumplir con el protocolo de bioseguridad con la totalidad de los alumnos, además la comunidad educativa en general está feliz con el regreso de la presencialidad plena que evita una brecha entre ambas burbujas”.

Con la información de corresponsalías Puerto Iguazú, Candelaria y Jardín América

Temas de esta nota

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias