lunes 27 de septiembre de 2021
Cielo claro 25ºc | Posadas

Evalúan que puede ser una alternativa al té y su ventaja es que requiere poca fertilización

Recuperaron el aceite de tung y no dan abasto con pedidos de todo el país

Productores y primos se animaron a volver a industrializar un cultivo tradicional de Misiones. Son los únicos fabricantes y por los pedidos vuelven a plantar tungales

lunes 06 de septiembre de 2021 | 3:30hs.
El regreso del tung
El aceite tiene múltiple usos y sólo se consiguen los frutos en Misiones. Fotos gentileza
El aceite tiene múltiple usos y sólo se consiguen los frutos en Misiones. Fotos gentileza

Dos productores agropecuarios y primos en la zona Centro están recuperando el negocio de elaborar aceite de tung. El producto es muy valorado como sellador y protector natural de la madera. En los últimos años su apreciación creció para la terminación y cuidado de instrumentos musicales de madera. Aunque por sus cualidades químicas es usado en general para preservar el valor natural de distintos objetos de madera. Ante la buena demanda Javier Obyszuk (31) y Matías Wereszczuk (29) están fabricando en el municipio de Guaraní (Oberá) el aceite con las frutas de algunos de los tungales que todavía quedan en Misiones.

Los ahora pequeños industriales, que también tienen producción de yerba mate y té, consideran que el producto por sus nobles cualidades puede ser muy demandado a futuro. Y por ello consideran que puede ser una buena alternativa de diversificación al té misionero que desde hace años registra valores muy bajos para mantenerse en las chacras.

“Con mi primo trabajamos a media todo lo que es la elaboración del aceite de tung. Nosotros compramos la fruta a los productores que todavía tienen plantaciones. Con la producción nos encargamos del descascarado y la extracción del aceite. Encontramos gente que tiene en El Soberbio que nos traen con camiones desde allá, después hay algo en San Vicente, Dos de Mayo, en Alem también un poquito. También en Colonia Acaraguá, en esas zonas todavía quedan plantaciones viejas. Son plantas que no se llegaron a eliminar, el resto se eliminó en su momento para plantar yerba mate o té, algunos productores se dedicaron también al tabaco”, contó Matías que aclaró que tanto él como su primo son técnicos electromecánicos recibidos en la Epet N° 3 de Oberá.

¿Cómo se les ocurrió largarse a elaborar solos el aceite de tung?

Allá por el año 2008, cuando dejó de funcionar la planta extractora de aceite de la cooperativa Picada Libertad (en Alem), a nosotros se nos ocurrió empezar a investigar qué personas necesitaban ese aceite. El producto que antes se hacía se exportaba casi totalmente, pero a nosotros nos interesaba un mercado más pequeño que use el producto y que pudiéramos llegar a atender. Así vimos que había gente que hace instrumentos musicales y necesita el aceite para sellar la madera. A diferencia de los barnices y las lacas, el proceso de secado del tung es distinto, cambia su propia estructura molecular para volverse un sólido, sin liberar ningún vapor al ambiente. Y esto es lo que lo vuelve un producto más valorado, porque es natural y no contamina. Estas propiedades del tung nos ayudaron mucho para ubicar un mercado que nos demanda el 100% de lo que estamos comprando en materia prima.

¿Cómo analizaron la posibilidad de tener una prensa o industria para llegar al aceite?

Cuando empezamos a estudiar el tema, vimos que básicamente lo que necesitamos era una prensa a tornillo, con las que se exprime las semillas del tung, y un filtro para hacer el filtrado de aceite. Estuvimos averiguando y los precios y eran completamente descabellados para el presupuesto que teníamos, pero finalmente conseguimos en Buenos Aires, en Zárate, a una persona que había comprado las dos máquinas, una prensa y un filtro, para hacer aceite de nuez pecán. Pero como no le dio mucho uso, decidió venderlas a prácticamente el 20% del valor que tenían. Ahí con lo que vendimos de nuestra yerba ese año, hicimos un esfuerzo y viajamos a Buenos Aires a traernos las máquinas, nos llevó un año hasta que pudimos adaptarlas bien y ponerlas en funcionamiento. Es un proceso bastante complicado, no es como tirar y que salga el aceite. Fue en 2016, pero en 2018 recién empezamos a tener aceite para poder vender. Empezó como algo secundario y nos llevó un buen tiempo saber bien cómo operar.

¿Cómo están hoy con la producción?

No es mucha la cantidad de tung que hay en Misiones. Por ahí todavía hay productores a los que no llegamos, pero todo lo que vamos consiguiendo lo vamos comprando y elaborando. Ahora las personas que ya nos vendieron, nos venden sin problemas, al principio nos costó bastante que nos crean que queríamos comprarles su tung.
Este es el tercer año que compramos materia prima y la gente que nos vendió, nos siguió vendiendo. Se podría llegar a plantar más tung, pero hasta que comiencen a producir las plantas va a demorar unos 5 años. Por ahí nosotros estamos plantando algo en nuestras chacras, a futuro creo que puede ser una alternativa.

¿Están volviendo a plantar?

Nosotros estamos plantando, hay también gente que en algunas zonas está replantando. Las plantas se logran desde las semillas, es algo que nace fácil, crece en el mismo lugar, lo único que hay que tener cuidado son con las hormigas. No es necesario hacer plantines como la yerba. La gente que nos está vendiendo, trabaja con tabaco también, ellos nos dicen que es más rentable el tung que el tabaco, por el bajo mantenimiento que tiene. Ahora comparando con el té, la rentabilidad del tung está por encima. Si se compara con la yerba está un poquito por debajo, pero hay que entender que la yerba está en un pico de precios.

¿A cuánto están pagando el kilo del tung a los productores?

Si vamos a buscar nosotros le pagamos 25 pesos por kilo, si nos traen, ya le hacemos un reconocimiento más por flete. Pero si nosotros retiramos de las chacras pagamos 25 pesos por kilo este año.

¿Cómo es la cosecha?

El tung se recolecta del suelo, cae de la planta, entre abril y mayo que sería el comienzo del otoño y hay que dejarlo en el suelo. Pasado un mes desde que cae se puede empezar a juntar, hay que esperar que esté bien seco y se pueda almacenar en galpones. En los galpones termina su proceso de maduración, donde sale todo lo que es la semilla de tung. Es fundamental que no haya humedad.
La fruta es marrón, cuando cae, después cuando termina de secarse queda bien negra y la semilla en su interior está en su punto óptimo para poder prensarse.

¿Cuántos litros de aceite sacan?

El año pasado hicimos más o menos 2.000 litros. Para este año esperamos tener un poco más, unos 2500 litros. Nosotros dividimos la producción en tanques de 1.000 litros. Después para la venta las dividimos en botellas de 1 litro o bidones de 5 litros, sea la cantidad que sea, siempre mandamos así. Tenemos pedidos de 50 o 60 litros, pero los mandamos en bidones para que a la gente se le haga más fácil el manejo. Nos compran desde todo el país, hacemos envíos a todas las provincias.

¿A qué precio venden el litro?

Un litro está en los 1.200 pesos, la cotización va dependiendo de la cantidad de litros, los valores están en nuestra página web (aceitedetungkyra.com). Todo lo que se ve en plataformas de venta en el país es nuestro aceite. Hay gente que nos compra y luego revende con otro envase y marca, pero es nuestro aceite.

¿Los compradores les comentan los usos que les van dando al aceite?

Nuestro mercado básicamente es para la terminación de instrumentos musicales, construcción de bajos, guitarras, dentro de los usos se prioriza la luthería, la elaboración de utensilios, cabos de madera en general. También se está usando mucho para tablas de picar, porque el aceite en estado líquido es muy tóxico, pero cuando pasa el proceso de polimerización y se solidifica, queda con grado alimenticio, se puede ocupar asi para , cucharas de madera por ejemplo.

¿Hay o proyectan la posibilidad de hacer alguna exportación?

Nos escribieron de otros países, desde Perú, Chile, México y hubo casos de gente que preguntó por el envío de containers. Pero nosotros tenemos una producción muy pequeña. Así que no nos hicimos tiempo para evaluar la posibilidad de vender afuera porque ya la demanda actual se nos lleva todo nuestro producto. z

Temas de esta nota

¿Que opinión tenés sobre esta nota?


Me gusta 0%
No me gusta 0%
Me da tristeza 0%
Me da alegría 0%
Me da bronca 0%
Te puede interesar
Ultimas noticias